MIAMI.- Cuando hablamos de Jaime Camil y su extensa trayectoria pensamos siempre en su versátil personalidad ante la pantalla. Pero esta vez es diferente, el popular actor ha estado en los titulares de prensa gracias a la iniciativa que emprende de la mano de Oslo, un juego didáctico diseñado para que los niños desarrollen sus capacidades mientras que aprenden el idioma español.

DIARIO LAS AMÉRICAS conversó con el actor mexicano para conocer más detalles sobre este proyecto en el que da vida a Mo, un monstruo animado que divierte a los más pequeños con sus ocurrencias.

“Ahora que nuestros hijos pasan todo el tiempo delante de las pantallas es muy bueno encontrar un juego que eduque, sea entretenido y además ayude a desarrollar la mente y la creatividad”, aseguró Camil con referencia a esta iniciativa que cuenta con 10 juegos y fue desarrollada por Google.

Para el actor este proyecto tiene un significado especial, puesto que sus hijos han podido beneficiarse y practicar el idioma español, algo que considera fundamental mantener en su familia.

“Estamos muy contentos de poder expandir el español en el oeste del país y sobre todo de ayudar a los niños a que no olviden el idioma, porque es muy importante. Vivimos en un mundo global y mientras más sepan mejor”, dijo.

Como padre de familia, Camil sabe que hablar otro idioma puede ser difícil, por eso motiva a los niños para que no tengan miedo de expresarse.

“Creo que les da pena porque se equivocan. Pero yo les digo a los niños que la única manera de aprender ya sea un idioma o cualquier otra cosa en la vida es equivocándose. Por eso hay que practicar una y otra vez hasta que salga perfecto”, aseguró.

Sobre su experiencia con Osmo se mostró muy contento. Él asegura que es una herramienta idónea para complementar lo aprendido en la escuela.

“A mis hijos les encanta, pero lo jugaban siempre en inglés hasta que salió al mercado la versión en español. Dentro de Osmo hay varios juegos como Tangram que tiene piezas como trapecios y rectángulos con los que tienes que hacer muñecos. También tenemos Coding Awbie que enseña a programar”, explicó.

Con respecto al proceso de creación de Mo, Camil compartió la experiencia de haberle dado voz y resaltó que fue un proyecto muy ameno.

“Grabar la voz de Mo fue una locura. Cuando iniciamos pensaba que iba a ser una sesión de dos o tres días, pero terminamos haciéndolo todo en ocho horas porque estábamos muy emocionados con el proyecto. Cada dos horas y media tomábamos un descanso de cinco minutos. Fue duro, pero logramos hacerlo todo”, reveló.

Aunque para algunos el precio del kit educativo pueda resultar elevado, Camil asegura que los resultados que se aprecian en los niños que lo utilizan.

“Comprar el juego completo puede ser un poco costoso, pero es una inversión duradera y las posibilidades para que los niños aprendan son ilimitadas. Este proyecto es muy educativo y desarrolla el sistema psicomotriz y emocional de los niños. Constantemente hay actualizaciones y una vez que compras el hardware, las demás aplicaciones son gratuitas”, reveló.

Televisión

Camil se ha convertido en uno de los actores mexicanos más reconocidos en el mercado anglo, algo que agradece y celebra con orgullo.

“Estar en Jane the Virgin me ha abierto muchas puertas. Pero empecemos por lo primero: estar en la lista de actores de Hollywood que tienen empleo ya es un privilegio, y participar en un show que es exitoso y que le gusta a la gente es también una gran oportunidad. Ahora tengo la oportunidad de trabajar en Estados Unidos y cualquier lugar que me de esa bendición me hace feliz.”, acotó.

Y aunque muchas veces sus personajes han estado marcados por el típico galán que conquista a las mujeres, Camil asegura que siempre pone atención al libreto de cada proyecto en el que participa.

“Soy muy yonqui de los guiones. Me gusta mucho leerlos y me considero muy fan del proyecto, creo que es más importante que hasta el propio personaje. Hay muchos actores que creen que después de hacer papeles románticos tienen que hacer uno opuesto, pero yo no lo considero así. No hay nada que probar. Si el proyecto es consistente, lo tomo”, agregó.

Es de esta manera que para Camil la vida ha ido cambiando y poniéndole sus prioridades muy claras.

“Ahora que soy un hombre de familia, creo que eso es lo más importante. También es saber cómo llevar los momentos en los que no estás de moda o no tienes un proyecto que haga que la gente hable de ti constantemente”, reveló.

 

Deja tu comentario

Se está leyendo

Lo último

Encuesta

¿Qué decisión debe tomar el Gobierno de EEUU con las familias de inmigrantes indocumentados en la frontera?

Mantener a las familias unidas bajo detención
Mantener a las familias unidas bajo supervisión
Detener a los padres y mantener a los menores bajo supervisión
ver resultados

Las Más Leídas