Marjorie de Sousa y Julián Gil vuelven a protagonizar una nueva polémica, esta vez relacionada con la salud de su hijo Matías.

La actriz venezolana aseguró que Matías regresó "muy raro" de la última visita que tuvo con su papá, que no quería comer ni tomar agua.

Te puede interesar

De Sousa dio acaloradas declaraciones a los medios de comunicación en las que dijo que su expareja expone "lo que a él le conviene".

"No es solamente esta humillación, son miles de humillaciones más como llevarme a la Procuraduría y acusarme de golpear a mi hijo y de violentarlo y de yo tener que desnudar a mi hijo delante de las autoridades y revisarle hasta sus testículos", sostuvo casi entre lágrimas.

"¿Díganme qué padre quiere el bien para un hijo si está haciendo eso y promueve la propia violencia hacia su madre? ¿Hasta dónde vamos a llegar? Obviamente, no procede porque se dieron cuenta de que mi hijo es un niño sano y feliz. ¿Quién manipula a un niño de un año? ¡Por Dios santísimo", agregó.

Embed

Por su parte, Gil respondió a las acusaciones de la intérprete.

"Esto raya en el cinismo. Hoy se vuelven a escribir varias calumnias. Nuevamente recurren a la difamación, a la mentira. Están creando una historia de ficción, de terror. Están jugando con la salud de mi hijo Matías y eso no lo voy a permitir", sentenció.

"¡Qué lástima que tienes tanto odio en tu corazón, Marjorie! Te doy un consejo de buena fe, busca ayuda profesional", finalizó.

DLA Clasificados

 

Diario Las Américas no se hace responsable de las opiniones emitidas por los lectores; sin embargo, exhorta a evitar el lenguaje vulgar u ofensivo contra terceros. Nuestra empresa se acoge al derecho de eliminar cualquier comentario que viole estas normas.

Diario Las Américas is not responsible for the opinions issued by the readers; however, it urges to avoid vulgar or offensive language against third parties. Our company is entitled to remove any comments that violate these rules.

Deja tu comentario

Se está leyendo

Lo último

Encuesta

Ante la nueva ola de COVID-19, el condado Miami-Dade ha vuelto a cerrar los restaurantes, salones de fiesta y gimnasios... ¿De quién es la responsabilidad?

De las autoridades, que no han sabido controlar la situación
De los jóvenes, que no toman medidas y propagan la enfermedad
De todos, porque no hemos entendido que prevenir es la solución
De los negocios, que con tal de vender, no cumplen las medidas sanitarias
ver resultados

Las Más Leídas