LIMA.- El periodista Pierre Manrique, quien dio el viernes en Lima la noticia del supuesto dopaje del principal futbolista del país, Paolo Guerrero, dijo este lunes que ha recibido al menos 1.200 amenazas por su celular de parte de personas que lo acusan de "traidor a la patria".

"A nadie le gusta que lo amenacen. Yo tengo familia", dijo Manrique en la radio RPP, de la que es editor de deportes.

El periodista se convirtió en la persona más atacada en las redes sociales del Perú, después de que fuentes de impreciso origen lo acusaran, sin pruebas, de vender información confidencial sobre Guerrero a colegas argentinos y brasileños.

La acusación se basa en que Manrique trabajó 15 años en Argentina para la cadena ESPN, que, en su versión brasileña, fue la primera en informar del "resultado analítico adverso" en una prueba antidopaje que hizo que la FIFA suspendiera por 30 días a Guerrero y lo dejara fuera del repechaje con Nueva Zelanda por un cupo para el Mundial de Rusia 2018.

Manrique niega cualquier contacto con ESPN y señala que su versión la dio para RPP, previo contraste con diversas fuentes, cuando informaciones procedentes del exterior ya informaban del supuesto problema del "Depredador".

De hecho la cadena televisiva identificó como fuente al presidente de la Comisión Antidoping de la Federación Brasileña de Fútbol, Fernando Solera, que recibió el dato por mail y lo hizo público.

Los criticos de Manrique especulan con que si éste no divulgaba la información la FIFA no habría sancionado aún a Guerrero, pero la Federación Peruana ya reconoció que el castigo estaba incluido en un mensaje enviado antes por el ente rector del fútbol mundial.

"La gente por dinero hace lo que sea", "ese perro no parece peruano", "si se me pierde una bala saben dónde encontrarla", "bastardo, jodiste todo por un billete", "cuídate que el país está asado (molesto)", "vamos a quemar su casa", "tu cabeza tiene precio, pide asilo en otro país", dicen algunos de los mensajes más reproducibles.

Hasta este lunes no está confirmada la sustancia exacta que consumió el capitán de la selección blanquirroja, pero el jugador atribuye el resultado a unas medicinas que supuestamente tomó contra la gripe.

La selección peruana enfrentará a Nueva Zelanda el sábado en Wellington (viernes del Perú, por diferencia horaria) y el miércoles de la próxima semana en Lima.

FUENTE: dpa

Aparecen en esta nota:

 

Deja tu comentario