SAN JUAN.- La representante de Puerto Rico ante el Congreso, Jenniffer González, anunció este domingo que el Departamento de Transportación Federal (DOT, por sus siglas en inglés) intensificará sus trabajos en la reconstrucción de la isla ubicando trabajadores por los próximos dos años.

La misión del DOT comprende en enviar ingenieros de la Administración Federal de Carreteras (FHWA) para que manejen los proyectos federales y puedan apoyar en los trabajos al Departamento de Transportación y Obras Públicas de Puerto Rico, así como a representantes de la Administración Federal de Tránsito y de la Administración Marítima para proveer asistencia técnica.

En un comunicado de prensa enviado este domingo, González explicó que las agencias federales trabajarán en la infraestructura de tránsito aéreo de los aeropuertos para mejorarlos, así como buscar revitalizar los puertos, en especial el de Roosevelt Roads, en Ceiba, al este de la isla, y Ponce, al sur.

González dijo además que la FHWA asignó, y se comprometió a enviar fondos de emergencia de "quick release" de 72 millones de dólares y "emergency relief" de 70 millones.

La FHWA, por su parte, indicó que los fondos regulares del Puerto Rico Highway Programm que se asignan por fórmula para el año 2017 y que por alguna razón no se han utilizado, se les concedió que se conserven sin penalidad para uso en el 2018, y lo mismo se hará con los fondos del 2018 para el 2019.

González agregó que un acuerdo entre la FHWA y la Autoridad de Carreteras y Transportación (ACT) ha sido de gran valor en este proceso ya que ha permitido el pago eficiente a los contratistas y suplidores para poder realizar las obras, como los puentes que se han inaugurado.

La ACT ha presentado ante la FHWA sus proyectos prioritarios que suman unos 166 millones de dólares en la actual petición.

Igualmente, la FHWA, que está el Servicio Forestal de los Estados Unidos, ya ha asignado 5 millones de dólares para obras de reparación en el bosque tropical E Yunque y están en espera de aprobación de otros 4,75 millones.

Sobre los trabajos de la FAA, se informó que se han pagado 38 millones en equipo y planta física, otros 28 millones en personal y operaciones (incluyendo generadores) en Puerto Rico e Islas Vírgenes y han logrado la reactivación del sistema de control de tráfico aéreo, a su nivel normal y con miras al eventual reemplazo de los radares provisionales con equipo de nueva generación.

Aparecen en esta nota:

 

Deja tu comentario