MIAMI. - Se ha armado mucho revuelo sobre los 3.200 correos electrónicos del doctor Anthony Fauci, director del Instituto Nacional de Alergias y Enfermedades Infecciosas, NIH, por sus siglas en inglés, publicados hace una semana por BuzzFeed News, al amparo de la Ley de Libertad de Información.

Bajo el supuesto propósito de ver de cerca cómo Fauci realizó su trabajo durante la mayor crisis de salud del presente siglo, el periódico The Washington Post y la cadena de televisión CNN, se sumaron al escrutinio del epistolario electrónico que mantuvo la principal figura en la lucha contra el COVID-19 de EEUU durante los seis primeros meses de 2020.

Te puede interesar

Seis meses de intercambio de correos con periodistas, políticos, médicos, científicos, artistas y público en general dan para mucho. Pero lo más interesante de este inesperado episodio, además de servirnos para ver cómo actuaban en la sala de máquinas quienes tomaban las decisiones sanitarias en un período tan crucial, es ¿por qué ahora?

Sospechas

El 1 de febrero, cuando el coronavirus hacía estragos en Wuhan, China, y la administración de Donald Trump suspendía los vuelos con el país asiático, el inmunólogo Kristian G. Andersen le escribía a Fauci un email donde decía que el virus tenía “características inusuales que podrían sugerir manipulación en un laboratorio”.

“Las características inusuales del virus constituyen una parte realmente pequeña del genoma, por lo que hay que observar muy de cerca todas estas secuencias para poder detectar que algunas de las características parecen diseñadas”.

Andersen explicó que “tras largas discusiones con sus colegas, todos encuentran que el genoma es inconsistente con las expectativas de la teoría evolutiva. Pero tenemos que mirar esto mucho más de cerca y todavía hay más análisis por hacer, por lo que esas opiniones podrían cambiar”.

Ante un ‘notición’ tan importante, Fauci simplemente respondió: “Gracias, Kristian, hablaremos pronto por teléfono”.

Kristian no es cualquier inmunólogo. Profesor del Departamento de Biología Integrativa Estructural y Computacional y director de Genómica y Enfermedades Infecciosas del Instituto de Investigación Scripps Resarch, ha encabezado investigaciones internacionales sobre la aparición, propagación y evolución de patógenos mortales como SARS-CoV-2, el virus del Zika, el virus del Ébola y el virus del Nilo Occidental, entre otros.

Sin embargo, tras responder tan fríamente a Kristian, Fauci le escribió a su ayudante un correo donde se podía leer en el asunto: IMPORTANTE.

“Es esencial que hablemos esta mañana, mantenga su teléfono encendido. Lea este documento adjunto, así como el correo electrónico que le enviaré ahora. Hoy tendrá tareas que debe hacer. Gracias”. En el correo adjunto solo aparecía el siguiente enlace: Baric, Shi et al-Nature medicine- SARS Gain fo function.pdf

Algunos medios sostienen que Baric puede ser el apellido de Ralph S. Baric, un inmunólogo estadounidense, estudioso de los coronavirus. Por su parte, Shi se trata de Zhengli Shi, la mujer murciélago china, una científica del laboratorio de Wuhan que investiga el coronavirus. De ser cierto, no hay que echarle mucha imaginación para saber de qué hablaron Fauci y su ayudante.

Casualmente, varias semanas después, Andersen sostuvo: “nuestros análisis muestran claramente que el SARS-CoV-2 no es una construcción de laboratorio o un virus manipulado intencionalmente. Actualmente es imposible probar o refutar las diferentes teorías sobre su origen”.

Mascarillas

Sylvia Burwell, exsecretaria del Departamento de Salud y Servicios Humanos, HHS, por sus siglas en inglés, le envió un correo electrónico a Fauci, el 5 de febrero de 2020, donde le preguntaba si debería llevar mascarilla al aeropuerto. A lo que Fauci respondió:

"Las mascarillas son realmente para personas infectadas, para evitar que propaguen la infección a personas sanas, en lugar de proteger a estas últimas de contraer la infección. La mascarilla típica que se compra en la farmacia no es realmente eficaz para evitar el paso del virus, que es lo suficientemente pequeño como para atravesar el material. Sin embargo, podría proporcionar un pequeño beneficio para evitar el paso de las gotas gruesas si alguien tose o estornuda sobre usted. No le recomiendo que use mascarilla, especialmente porque va a un lugar de muy bajo riesgo “.

Pero desde China, el 28 de marzo, George Gao, director de los CDC del país asiático, quien en una entrevista a la revista Science había afirmado que “EEUU y otras naciones occidentales estaban cometiendo “un gran error” al no decirle a la gente que llevase mascarilla”, le escribió a su amigo Fauci para darle su versión de lo publicado: “Vi la entrevista de Science, yo no utilicé la frase “gran error”. Espero que entiendas que esto ha sido una errata del periodista al redactar la nota. Trabajemos juntos para eliminar el virus de la tierra”. A lo que Fauci respondió: “Lo comprendo completamente. No hay problema. Pasaremos todo esto juntos”. Aquí lo esencial es que desde China le cuestionaban su posición sobre el uso de la mascarilla y la buena relación con el colega asiático.

Respuesta al virus

Mucho se ha especulado sobre la actuación de la administración Trump en la lucha contra el COVID-19. Algunos medios sostienen que se demoró en preparar los recursos para enfrentar la pandemia. Pero ¿qué decía Fauci, quien tenía la responsabilidad de, por lo menos, aconsejar a los que toman esas decisiones?

El 26 de febrero de 2020, la actriz Morgan Fairchild le escribió a Fauci ofreciéndose para ayudarle a informar sobre el virus,” ya que ella tenía más de 100.000 seguidores en su cuenta de Twiter”. A lo que Fauci respondió:

“Gracias por el email y la oferta de ayuda. Sería genial si pudiera tuitear a sus seguidores que, aunque el riesgo actual de coronavirus para el público estadounidense es bajo, el hecho de que exista una propagación del virus en varios países, además de China, incluidos Corea del Sur, Japón, Italia, Irán, entre otros, plantea el riesgo de que avancemos hacia una pandemia mundial de COVID-19. Si eso ocurre, seguramente tendremos muchos más casos en los EE UU. Por eso, el público estadounidense no debe asustarse, sino estar preparado para mitigar un brote en este país con medidas que incluyan distanciamiento social, teletrabajo, cierre temporal de escuelas, etc. [pero, advierte] No hay nada que hacer, ahora mismo, hay pocos casos en el país y están aislados adecuadamente. Así que continúe con sus asuntos cotidianos”.

Sin embargo, 10 días después, Gregg Gonsalves, un activista de salud global, epidemiólogo, profesor asociado de Salud Pública de Yale, profesor asociado de la Facultad de Derecho de Yale y columnista del periódico The Nation, le escribió a Fauci el siguiente correo:

Queridos Tony, Bob y Deb:

“…… a la luz del hecho de nuestra falla en los tests y la vigilancia temprana, es probable que el coronavirus ya se esté propagando en nuestras comunidades…Todo lo que vemos es una profunda genuflexión de la mayoría de ustedes ante una Casa Blanca que quiere que todo esto desaparezca mágicamente…

Pero el tiempo se está acabando. Ahora necesitamos un liderazgo inequívoco, que ofrezca una guía real a las comunidades sobre qué hacer y qué podría suceder a continuación. Sus legados estarán definidos por este momento: lo que hagan y lo que no hagan, lo que eviten decir porque temen por su [puesto de] trabajo o por sus fortunas a corto plazo ante los ojos del presidente. Este status quo es insostenible, hará que la gente muera por este virus. Gregg”.

La respuesta de Fauci a esta llamada a la acción de su colega fue:

“Gregg: Me sorprende que me hayas incluido en el email. No me arrodillo ante nadie más que ante la ciencia y siempre, siempre digo lo que pienso cuando se trata de salud pública. Constantemente, he corregido errores de otros [ al parecer se refería al presidente Trump] y continuaré haciéndolo. Estoy incluyendo [el presente correo] dos enlaces del pasado domingo, donde se muestra que soy extremadamente explícito y contundente. Me encantaría charlar contigo sobre esto. Tony”

Fauci también le envió un link de una entrevista con Chris Wallace en FOX, donde habla de la importancia de hacerse los test, predice que en un año o año y medio no habrá vacuna y recomienda a las personas mayores mantener la distancia social y abstenerse de viajar en cruceros y aviones.

https://app.criticalmention.com/app/#clip/public/2beb07d0-f72d-45b9-9ed6-60754bd93fa7?show_sentiment=false

Origen del virus

En Wuhan se encuentra el único laboratorio virológico de categoría P-4 de China, el nivel más alto de bioseguridad. Allí se estaba llevando una investigación de ganancia de función sobre los coronavirus. En palabras sencillas, científicos chinos estaban tratando de que el virus fuera más transmutable y más letal.

No es un secreto que NIH, la institución que lidera Fauci, envió a Wuhan dinero del contribuyente estadounidense. Muchas personas, a raíz de estos emails, quieren saber qué obtuvo EEUU a cambio.

Al respecto, Fauci habló frente a un subcomité de la Cámara de Representantes y negó que el dinero enviado a Wuhan se utilizara para la investigación de ganancia de función del virus. La subvención de 600.000 dólares se utilizó para investigar si los murciélagos eran capaces de transmitir la infección a los seres humanos, sostuvo.

Sin embargo, la doctora Zhengli Shi, investigadora del laboratorio de Wuhan, la mujer murciélago de China, en un artículo sobre ganancia de función, agradeció “al doctor Fauci y su grupo por la financiación”.

Muchas preguntas en el aire

Recientemente, el senador republicano por Iowa, Chuck Granssley, dijo que el pasado 8 de mayo le escribió al director nacional de Inteligencia y al secretario HHS solicitándoles información de todo lo que el gobierno supiera sobre el origen del coronavirus.

“Recibí algunos reportes de inteligencia que comparten mi preocupación y creencia de que la investigación sobre el origen del virus no puede dejar ni una sola piedra sin remover”, afirmó el senador.

Según Granssley, el HHS le respondió que no tenía fondos para investigar sobre el origen del coronavirus. “Sin embargo, algunos reportes señalan que el instituto que Fauci encabeza facilitó 3,4 millones de dólares a una organización llamada Echo Health Alliance y ésta envió parte del dinero al instituto de virología de Wuhan”. “Según Fauci, no puede garantizar lo que sucede en el laboratorio en Wuhan, sin embargo, sí puede enviar dinero de los contribuyentes. ¿Para qué? Los contribuyentes tienen derecho a saber, por lo menos, qué es lo que se está comprando con su dinero”.

Fauci, con 80 años de edad y una dilatada experiencia como experto de salud, ha enfrentado diversas crisis internacionales sanitarias y las enfermedades infecciosas más difíciles del mundo, como el SIDA, el Ebola o el Zika. En una entrevista con la cadena CNN afirmó no tener problema con el hecho de que se conozcan sus emails: “yo soy un servidor público”, pero reconoció que algunas personas han sacado las cosas de contexto, tomando solo partes comprometidas de más de 3.200 correos.

Las dudas han hecho que el presidente Joe Biden mueva ficha y la pasada semana anunció que había ordenado una investigación sobre el origen del virus. “Ordené a los funcionarios de inteligencia que redoblen sus esfuerzos para recopilar y analizar información que pueda acercarnos a una conclusión definitiva, y que me informen en 90 días”.

Lo más probable es que a finales de agosto el presidente Biden tenga sobre la mesa de la Oficina Oval, una versión sobre cómo surgió el virus que mató a más 500.000 estadounidenses en casi ocho meses, donde, tal vez, le expliquen qué sabían las cabezas pensantes en cada momento y si realmente lo que imperaba, a la hora de aconsejar a quienes tomaban las decisiones, era la ciencia.

La pregunta sigue flotando en el aire es: ¿por qué ahora?

cmenendez@diariolasamericas.com

@menendezpryce

Aparecen en esta nota:

 

Diario Las Américas no se hace responsable de las opiniones emitidas por los lectores; sin embargo, exhorta a evitar el lenguaje vulgar u ofensivo contra terceros. Nuestra empresa se acoge al derecho de eliminar cualquier comentario que viole estas normas.

Diario Las Américas is not responsible for the opinions issued by the readers; however, it urges to avoid vulgar or offensive language against third parties. Our company is entitled to remove any comments that violate these rules.

Deja tu comentario

Se está leyendo

Lo último

Encuesta

¿Debería el gobernador DeSantis emitir medidas sanitarias de carácter obligatorio para todo el estado? 41.83%
¿Las medidas deberían ser potestad de los gobiernos locales según se requieran? 30.59%
¿Las medidas sanitarias deben ser decisión individual de cada persona? 27.58%
41142 votos

Las Más Leídas