jhernandez@diariolasamericas.com
@JesusHdezHquez

MIAMI.- Tras una desacertada respuesta, enmendar es saber. Así dice el viejo refrán que el presidente Donald Trump aplicó a su respuesta sobre si aceptaría información de gobiernos extranjeros acerca de un rival en las elecciones de 2020.

“Por supuesto que hay escuchar los comentarios que tengan, porque si no se escuchan no se sabría si es algo malo… y por supuesto que hay que informar al FBI o al fiscal general o alguien así”, contestó Trump a la pregunta de la cadena FoxNews.

Te puede interesar

Dos días antes, el Presidente recibió en los jardines de la Casa Blanca al equipo de la cadena ABC, a quienes, durante una entrevista televisiva, afirmó que le gustaría escuchar esa hipotética información que Rusia o China puedan ofrecerle. "No hay nada malo en escuchar", dijo.

"Si alguien llamara desde un país como Noruega para decirnos que tienen información de un oponente, creo que querría escucharla", respondió el presidente, a lo que el presentador le replicó que eso sería una interferencia en el proceso electoral.

Trump no sólo aseguró que no cree que sea una injerencia extranjera, sino que insistió en que lo más probable es que aceptase esa información. "Si pensase que algo anda mal, quizá iría al FBI", añadió Trump.

Entonces el entrevistador le recordó unas declaraciones del director del FBI, Christopher Wray, durante un testimonio en el Congreso en las que afirmó que los candidatos deberían compartir ese tipo de información con su agencia. "El director del FBI está equivocado. La vida no funciona así", zanjó el Presidente.

Repercusión

El comentario corrió como la pólvora y ocupó grandes titulares en los medios de comunicación, Unos llamaron la declaración “sin precedentes”, mientras otros la calificaron de “lamentable” e incluso “ilegal”, pero uno de los abogados de Trump, Rudy Giuliani, declaró que “no es ilegal” escuchar y callarse, aunque “alguien podría decir que es impropio”.

Más que impropio, la presidenta de la Comisión Federal de Elecciones, Ellen Weintraub, declaró al medio de prensa escrita POLITICO que “asistencia extranjera en elecciones es ilegal” y que “no es algo nuevo”.

Sin embargo, aunque la ley prohíbe las contribuciones financieras a campañas electorales desde el extranjero, la legislación es menos clara en lo que se refiere a un intercambio gratuito de información, tal y como reconoció el fiscal especial que investigó la llamada trama rusa, Robert Mueller.

FoxNews insistió y volvió a preguntar a Trump si aceptaría información o llamaría al FBI. “Creo que haría ambas cosas”, replicó Trump esta vez.

Aparecen en esta nota:

 

Deja tu comentario

Se está leyendo

Lo último

Encuesta

¿Está de acuerdo con que las policías de Florida entreguen los indocumentados a las autoridades de inmigración?

Las Más Leídas