MIAMI.- Cayo Hueso, el islote de apenas cuatro millas de largo, que se encuentra al final del extremo sur de Florida, conmemora estos días el 40.° aniversario de su secesión simbólica de los Estados Unidos, con una serie de actividades públicas.

La inusual separación, que apenas duró 10 días, fue motivada por un malentendido con el gobierno nacional en 1982.

Te puede interesar

El entonces Gobierno federal, encabezado por el presidente Ronald Reagan (1981-1989), habilitó un puesto de control en Last Chance Saloon, al final de Florida City, el 18 de abril de 1982, para revisar cada vehículo que salía de los Cayos de Florida en busca de drogas e inmigrantes, durante la ardua batalla que libraba el país entonces contra el contrabando.

Rápidamente, los medios de comunicación informaron sobre la inusual medida.

A medida que las noticias contaron historias de embotellamiento masivo de tráfico, miles de viajeros cancelaron sus viajes y la economía de Los Cayos, que depende del turismo, comenzó a sufrir.

La vida en la hilera de cayos prácticamente paró, mientras un tribunal federal atendía la denuncia de que ‘una parte del territorio floridano fuera tratado como zona extranjera’.

Embed

Cuentan historiadores que entonces, quien fuera alcalde de Cayo Hueso, Dennis Wardlow, convocó una manifestación y proclamó la secesión de la pequeña municipalidad, incluyendo el resto de los cayos, y se proclamó primer ministro de la República de la Concha.

De hecho, una buena parte del pueblo lo secundó. Wardlow acudió a un par de gobiernos extranjeros en busca de apoyos, pero unas horas después un cuerpo de agentes federales acudió a Cayo Hueso y el autoproclamado premier cedió.

Hoy es usual ver la bandera azul de la concha ondear en lugares públicos.

Si bien Estados Unidos no reconoció la secesión, el incidente tuvo suficiente cobertura mediática como para presionar al Gobierno nacional a suspender el puesto de control.

La Constitución de Estados Unidos no reconoce la secesión ni de un estado ni de cualquier territorio nacional, como sucede en la mayoría de los países democráticos, a menos que el resto de la nación lo acepte.

La festividad continuará hasta el 24 de abril con una serie de actividades públicas, entre las que destacan baile de piratas, regata de velas, carrera con disfraces y feria de arte popular, entre otras.

Aparecen en esta nota:

Diario Las Américas no se hace responsable de las opiniones emitidas por los lectores; sin embargo, exhorta a evitar el lenguaje vulgar u ofensivo contra terceros. Nuestra empresa se acoge al derecho de eliminar cualquier comentario que viole estas normas.

Diario Las Américas is not responsible for the opinions issued by the readers; however, it urges to avoid vulgar or offensive language against third parties. Our company is entitled to remove any comments that violate these rules.

Deja tu comentario

Se está leyendo

Lo último

Encuesta

¿La emigración interna en EEUU ha impulsado el aumento de precios? 30.88%
¿Los gobiernos locales deben ofrecer alternativas asequibles ante el alza de precios de alquileres? 35.69%
¿Las personas jubiladas deben recibir algún tipo de asistencia para poder enfrentar esos precios? 33.44%
23538 votos

Las Más Leídas