MIAMI.- La Florida, que tiene los tres distritos con mayor inscripción al Obamacare en el país, se unió a otros 19 estados con fiscales de tendencia republicana, en una demanda contra las llamadas preexistencias médicas contenidas en la Ley de Salud Asequible (ACA, por sus siglas en inglés), como una de sus más importantes protecciones para personas que tienen, por ejemplo, diabetes, cáncer o hipertensión.

Dicha demanda busca que se declaren ilegales las preexistencias médicas. El argumento es que como los republicanos derogaron la multa que se le imponía a quienes no compraran un seguro de salud en el mercado de pólizas del Obamacare (penalidad que se pagaba en la declaración de impuestos) , asimismo dentro de ese llamado “mandato individual” también serían inconstitucionales las preexistencias, obligadas a estar cubiertas por exigencias de ACA.

En este momento se encuentra en manos de una corte en Texas el fallo sobre este tema. Puede darse en cualquier momento, pero dado que la cobertura para pacientes con preexistencias es uno de los puntos que ha permitido la ampliación del seguro médico para millones de personas, es probable que la decisión del juez no suceda antes de la elección general del 6 de noviembre.

Sería una decisión que podría tener un impacto importante en esos comicios.

Cobertura médica

De acuerdo con la doctora Sarah Stumbar –ella misma con una condición médica preexistente como lo es la diabetes- de salir adelante la demanda liderada por Texas, alrededor de 7.8 millones de floridanos quedarían sin cobertura médica.

“Eso será devastador para mucha gente, sobre todo para aquellos que bregan por mantenerse saludables. Sin ese beneficio será mucho más duro para ellos, para mis pacientes”, precisó Stumbar, quien se graduó en la escuela de medicina en 2012, y nunca había tenido cobertura médica para su condición. “Sin duda sería un gran retroceso y en lo personal sería un fuerte impacto”, subrayó.

La protección contra las condiciones preexistentes es una de los elementos más importantes de la Ley de Salud Asequible. Sin este beneficio, se volvería a la época anterior al ACA, en la que las empresas de seguros no cubrían ciertas preexistencias, así los posibles clientes tuvieran el dinero para comprar un plan de salud.

Por lo tanto, no habría ningún subsidio federal que protegiera a esa población, y sólo habría alguna garantía de cobertura médica con la expansión de Medicaid, que cubriría a los más pobres.

De acuerdo con el Center for American Progress, (CAP) los floridanos, para 2019, tendrían que pagar, en promedio, $1.011 por sus cuotas mensuales debido, según los expertos en el tema, a los cambios que ha sufrido el llamado Obamacare en los últimos meses.

Sin seguro

Desde que el presidente Trump llegó a la Casa Blanca y el Partido Republicano empezó los intentos de derogar y reemplazar el ACA, se ha incrementado en el Estado del Sol del 14.6% al 16% la tasa de personas sin seguro médico. Entre 2013 y 2016 esta tasa se redujo en un 7.5% en razón de las reformas del ACA.

Entre 2015 y 2016, en el congreso estatal, uno de los grandes debates fue el de ampliar el medicaid. Dicha ampliación había quedado en manos de los estados, después de que la Corte Suprema declarara que era inconstitucional obligar a los estados a dicha expansión como lo establecía originalmente el ACA.

En razón de no haber hecho esa expansión, negada tanto por las dos cámaras estatales (de mayoría republicana) como por el gobernador Rick Scott (republicano), quedaron por fuera del acceso a una cobertura médica 1,362.000 floridanos.

Aparecen en esta nota:

 

Deja tu comentario

Se está leyendo

Lo último

Encuesta

¿Está usted de acuerdo con un "alcalde fuerte" para la ciudad de Miami?

SI
NO
NO SÉ
ver resultados

Las Más Leídas