MIAMI.- La Guardia Costera intervino una embarcación de recreo frente al Bayside, en el litoral de Miami, con 12 pasajeros a bordo, que operaba ilegalmente y violaba la orden expresa del capitán del puerto.

La nave Breaking the Habit, abordada el sábado por una unidad especial de la institución armada muy cerca del American Airlines Arena, carecía de certificado de inspección, estaba operada por un operario sin licencia, no tenía el programa de drogas y alcohol correspondiente a este tipo de embarcación, entre otras violaciones. El propietario del barco fue enviado a prisión por agentes del servicio de investigación de la Guardia Costera.

Te puede interesar

"La Guardia Costera continuará persiguiendo agresivamente a los operadores de embarcaciones que ponen en riesgo la vida de los clientes al no cumplir con las regulaciones de embarcaciones de pasajeros", dijo el suboficial de segunda clase Ricky Perilla, oficial de la unidad de la Guardia Costera de Miami Beach.

“El uso de operadores no calificados te pone a los pasajeros y a otros navegantes en peligro. Antes de bajar del muelle a un barco que flete, lo pasajeros deben ver la licencia de navegación del capitán, solicitar ver su certificado de inspección y su plan de seguridad”.

Aparecen en esta nota:

DLA Clasificados

 

Deja tu comentario

Se está leyendo

Lo último

Encuesta

¿Está de acuerdo con la salida de las tropas de EEUU del norte se Siria?

No
No sé
ver resultados

Las Más Leídas