MIAMI.- Tras un año de altas concentraciones de microalgas y la devastadora marea roja en costas de la Florida, no es de extrañar que el reporte de Ocean Conservancy pida más atención a la calidad del agua que bordea la península, sobre todo ahora que el estado cuenta con un gobernador que parece darle prioridad al medio ambiente.

El informe recuerda cómo la costa suroeste de la Florida, donde se encuentran las localidades de Tampa, St. Petersburg, Fort Myers y Naples, fue afectada por la llamada marea roja, en cuyas costas murieron decenas de miles de peces, debido a la alta concentración de nutrientes, en particular nitrógeno y fósforo, procedentes mayormente de lagos, ríos o aguas cercanas.

“La marea roja tuvo un alcance destructor y si bien pudo haber terminado en octubre, las situación persiste este año”, señaló el informe de la organización sin fines de lucro, con sede en Washington DC, que promueve la protección de los mares y el medio ambiente.

De hecho, el paso del invierno, con sus temperaturas frías o frescas, refrena la floración de las microalgas, pero ello no significa “que los nutrientes se han disipado”.

En consecuencia, en verano, cuando el aire y el agua del mar se calientan, “la floración de las microlagas regresa” y por ello es indispensable que los gobiernos estatal y federal “tomen las precauciones pertinentes”, como son “el control de nutrientes en los canales y tanques sépticos”.

Para el programa de prevenciones, el gobernador Ron DeSantis anunció recientemente que incluirá 42 millones de dólares en los próximos presupuestos” para crear los recursos necesarios contra la marea roja”.

Limpieza

El informe también hace un llamado para limpiar las costas afectadas por desperdicios, por medio de campañas comunitarias y la participación de las autoridades. Unas de las funciones principales de Ocean Conservancy es precisamente la organización de campañas comunitarias en países y ciudades costeras del mundo, no solo en los Estados Unidos, para realizar tareas de limpieza.

De esta manera, miles de voluntarios ayudan a recoger millones de toneladas de basura, desde colillas de cigarrillos y envases plásticos hasta pajitas y bolsas plásticas.

Everglades

Entre las recomendaciones también destaca la continuidad de la elevación de la carretera Tamiami Trail, que une a Miami y Tampa, para permitir el flujo del agua de los Everglades por debajo de la vía.

En este apartamento, el gobernador DeSantis anunció que pedirá al Congreso estatal 40 millones de dólares para continuar las obras.

En resumen, el gobernador pedirá 625 millones de dólares para la restauración de los Everglades y el mejoramiento de la calidad del agua en su propuesta de presupuesto 2019-2020, que será presentado a la próxima legislatura en marzo.

“Esta cantidad es parte de los 2.500 millones de dólares que anunciamos antes y que asignaremos a la limpieza del agua y los Everglades en los próximos cinco años” señaló entonces la máxima autoridad del estado.

Aparecen en esta nota:

 

Deja tu comentario

Se está leyendo

Lo último

Encuesta

¿Cree que las acciones emprendidas por Juan Guaidó y el Parlamento venezolano están en el camino correcto para generar un cambio político en Venezuela?

Las Más Leídas