BUENOS AIRES.- Pocos días después de la derrota del oficialismo en las elecciones legislativas de Argentina, el presidente Alberto Fernández relanzó su gestión con un acto junto a partidarios en el que prometió recuperar la economía y le pidió a la oposición que “dejen de boicotear”.

“Nos preguntan: ‘¿Si perdieron qué celebran?’ Nunca olviden que el triunfo no es vencer sino nunca darse por vencido”, expresó el mandatario el miércoles desde un escenario montado en la histórica Plaza de Mayo y en el que se reproducía por pantallas gigantes la frase “Todos unidos triunfaremos”.

Te puede interesar

“El primer objetivo es recuperar la economía, poner en marcha la industria y llenarla de trabajadores, hacer que los ingresos se distribuyan igualitariamente entre todos los argentinos. Hoy es un día oportuno para que demos inicio a esta segunda etapa de nuestro gobierno y empecemos con toda nuestra fuerza a levantar lo que haya que levantar en Argentina”, anunció ante varios miles de militantes del peronismo y de otras fuerzas que integran el gobernante Frente de Todos.

El acto fue convocado con motivo del “Día de la militancia” que celebran los peronistas cada 17 de noviembre en conmemoración del regreso del líder y fundador del partido, Juan Domingo Perón, al país en 1972 tras 18 años de exilio.

El oficialismo perdió el control del Senado en los comicios del domingo y aunque sigue siendo la primera minoría en la Cámara de Diputados acortó su diferencia con la alianza opositora de centroderecha Juntos por el Cambio, que se impuso en los principales distritos electorales. El resultado obliga al partido gobernante a consensuar la agenda legislativa en un escenario dominado por la inflación, el déficit fiscal, la pobreza y una incipiente recuperación que no logra contrarrestar el derrumbe del casi 10% de la actividad en 2020.

Sin embargo, Fernández arremetió contra sectores de la oposición: “Queremos que nos dejen de boicotear y nos dejen trabajar de una vez y para siempre. Dejen de sembrar odio”. Apuntó en especial contra su antecesor, el conservador Mauricio Macri (2015-2019): “Si no quiere hablar que se quede solo con sus amigos haciendo negocios”, en referencia a que el exmandatario adelantó que no aceptará la convocatoria del gobierno para consensuar el acuerdo con el Fondo Monetario Internacional (FMI) a fin de refinanciar una deuda de unos 45.000 millones de dólares.

Los analistas coinciden en que las diferencias públicas entre el presidente y la vicepresidenta y exmandataria Cristina Fernández de Kirchner (2007-2015) por el rumbo de la política económica también impactó en la derrota electoral. La dirigente no concurrió al acto.

FUENTE: Con información de AP

Aparecen en esta nota:

 

Diario Las Américas no se hace responsable de las opiniones emitidas por los lectores; sin embargo, exhorta a evitar el lenguaje vulgar u ofensivo contra terceros. Nuestra empresa se acoge al derecho de eliminar cualquier comentario que viole estas normas.

Diario Las Américas is not responsible for the opinions issued by the readers; however, it urges to avoid vulgar or offensive language against third parties. Our company is entitled to remove any comments that violate these rules.

Deja tu comentario

Se está leyendo

Lo último

Encuesta

¿Debería el gobernador DeSantis emitir medidas sanitarias de carácter obligatorio para todo el estado? 41.92%
¿Las medidas deberían ser potestad de los gobiernos locales según se requieran? 30.29%
¿Las medidas sanitarias deben ser decisión individual de cada persona? 27.79%
64406 votos

Las Más Leídas