Este fin de semana allanaron de manera simultánea dos villas en un exclusivo y lujoso complejo residencial de Cap Cana, que las autoridades de República Dominicana aseguran que son propiedad de Samark López Bello, señalado como el principal testaferro del exvicepresidente venezolano Tareck El Aissami, quien además ha sido imputado por narcotráfico por parte del Gobierno de Estados Unidos, y está siendo activamente buscado por las Procuraduría General de la República (PGR).

Según un reporte publicado en el portal dominicano, Listin Diario, la operación la llevaron adelante miembros de la Procuraduría Especializada de Antilavado de Activos de República Dominicana, acompañados de oficiales de la Dirección Nacional de Control de Drogas (DNCD) y agentes federales de los Estados Unidos.

Te puede interesar

La PGR informó que durante el operativo fueron también detenidas cuatro personas para fines de investigación, identificadas como Armando J. Leiva y Carmen J. Pinto de Leiva, ambos de nacionalidad venezolana, así como las colombianas María Eugenia Rojas y Karol V. Gutiérrez Nieve.

En la intervención se incautaron unos US$ 25,000 dólares en efectivo y unos 18,000 euros, más de 30 relojes de distintas marcas, prendas preciosas, documentos, entre tras evidencias.

La casa allanada está situada frente a Playa Juanillo, uno de los sectores más exclusivos de Cap Cana al extremo occidental de la isla.

Fuentes federales dijeron a El Tiempo de Bogotá que no se descartan que esta mansión en Punta Cana, que usualmente ocupaban familiares de Samar López, hubiera servido de refugio a Cilia Flores, esposa de Nicolás Maduro.

Según el diario El Nacional, el 30 de abril pasado, cuando la oposición echó a andar la llamada Operación Libertad, se conoció información de acuerdo con la cual Flores habría buscado refugio en una lujosa mansión de República Dominicana.

Medios locales aseguraron que la policía no quiso entregar detalles del allanamiento, solo informaron que se trataba de una investigación en curso.

Estados Unidos había acusado a El Aissami de representar un papel importante en el tráfico internacional de drogas, un cargo que el exvicepresidente niega.

El Aissami, quien actualmente es el ministro de Industria y Producción Nacional de Venezuela, es el funcionario venezolano de mayor rango en ser acusado por Estados Unidos.

El ministro de comunicaciones de Venezuela, Jorge Rodríguez, ha rechazado las acusaciones ventiladas por Estados Unidos.

FUENTE: REDACCIÓN

DLA Clasificados

 

Deja tu comentario

Se está leyendo

Lo último

Encuesta

En este regreso a clases en el sur de Florida, ¿cree que las autoridades han tomado las medidas necesarias para garantizar la seguridad en las escuelas?

No
No sé
ver resultados

Las Más Leídas