BOGOTÁ.- Las negociaciones dirigidas a poner fin al estancamiento político de Venezuela se reanudarán la próxima semana, probablemente en la isla caribeña de Barbados, de acuerdo con tres personas familiarizadas con el diálogo entre representantes del régimen de Nicolás Maduro y del presidente encargado, Juan Guaidó.

Las fuentes, que hablaron con The Associated Press bajo condición de anonimato debido a que ninguna de las partes ha confirmado públicamente su participación, dijeron que la sede de las negociaciones será decidida por el Gobierno de Noruega, que está a cargo del intento de mediación y que albergó las dos rondas anteriores de discusiones en mayo.

Te puede interesar

Aunque Barbados es por ahora el sitio preferido, una de las fuentes de la oposición indicó que los detalles todavía están siendo definidos y que el lugar podría cambiarse a Noruega de último momento.

La decisión de reiniciar el diálogo se da al tiempo que el régimen de Maduro liberara el sábado a 59 colombianos que según grupos defensores de los derechos humanos habían sido detenidos arbitrariamente en 2016. Naciones Unidas elogió de inmediato la medida, tomada días después de una visita a Caracas de su alta comisionada para los Derechos Humanos, Michelle Bachelet. El organismo señaló que espera la libertad de más presos en los próximos días.

Guaidó ha restado importancia a la posibilidad de conseguir un gran avance, insistiendo en que la condición para cualquier negociación es que haya elecciones presidenciales anticipadas, algo que Maduro ha rechazado hasta el momento.

Pero sus asesores afirmaron que el líder opositor de 35 años se encuentra bajo una creciente presión de parte de Estados Unidos y otros gobiernos extranjeros para no retirarse de las negociaciones y entregar una victoria simbólica a Maduro hasta que esté claro que el asediado mandatario socialista no tiene ninguna intención de dejar el poder. La oposición se ha quejado de que Maduro ha utilizado las negociaciones anteriores patrocinadas por el Vaticano y otras entidades para ganar tiempo.

Guaidó, quien preside la Asamblea Nacional de Venezuela controlada por la oposición, revitalizó un movimiento opositor dividido al juramentarse presidente encargado del país en una protesta multitudinaria en enero luego de que el Parlamento decretara la usurpación de la Presidencia al no reconocer el segundo mandato que asumió Maduro en enero de este año.

FUENTE: Con información de AP

Aparecen en esta nota:

 

Deja tu comentario