Por DEIVIS RAMÍREZ MIRANDA

La noche del 12 de febrero (lunes de Carnaval en Venezuela) resultó herida de bala en la pierna izquierda, con fractura de fémur, Francis Flores, de 54 años, esposa del magistrado chavista Edgar Gavidia Rodríguez, miembro de la Sala de Casación Social del Tribunal Supremo de Justicia, el TSJ impuesto por el régimen de Nicolás Maduro.

Familiares de la mujer herida denunciaron que el agresor fue el propio magistrado, pues estaba bajo los efectos del alcohol y había iniciado una discusión con su esposa, cegado por los celos.

El hecho ocurrió en una urbanización privada de la ciudad de Lechería, en el estado Anzoátegui, al oriente del país, cuando la pareja llegaba al estacionamiento del edificio donde estaban hospedados, luego de haber disfrutado de un paseo en yate.

De acuerdo con el relato de los familiares de la víctima, el magistrado se molestó porque su esposa compartió con un grupo de amigos durante el paseo.

Apenas llegaron al estacionamiento, discutieron y él la abofeteó. La mujer indignada se defendió y también lo golpeó, pero el magistrado sacó un arma de fuego que tenía en el bolsillo y le disparó en la pierna, luego de amenazarla.

Los parientes aseguraron que el funcionario además de estar ebrio, había consumido algún tipo de estupefacientes, por lo que se hacía incontrolable.

Tras el hecho, el magistrado decidió abandonar a la esposa y retornar a Caracas en su camioneta Toyota 4Runner.

La mujer fue auxiliada por los dueños del apartamento donde estaban hospedados desde el viernes 9 de febrero, quienes son amigos del jurista, y llevada a una clínica de Barcelona, donde la estabilizaron.

“Allí no pudieron atenderla como lo requería por falta de insumos. Para nadie es un secreto que la crisis de salud en el país nos afecta a todos”, relató un pariente de la herida.

Por ello, al día siguiente (13 de febrero), los familiares tuvieron que gestionar el traslado en una ambulancia privada hasta Caracas luego de pagar 180 dólares por el servicio. El recorrido fue de cinco horas.

La mujer pidió a sus familiares no tener ningún tipo de comunicación con el magistrado, con quien tiene 18 años de relación amorosa, pese a no compartir la misma casa. Ella vive en Chacao (al este de Caracas) y él en Catia, al oeste de la capital.

Desde el 13 de febrero que fue ingresada en una clínica, la mujer pasó a formar parte de la lista de pacientes que requerían una operación especial para su pierna fracturada.

Ante la situación precaria de salud, los parientes están gestionando la compra de un equipo especial de acero inoxidable que supera los 200 dólares.

Esperaban que la intervención quirúrgica se hiciera este martes, pero fue pospuesta por falta de material.

“No queremos que ese hombre (refiriéndose al magistrado) sepa dónde la tenemos ni los gastos que debemos hacer. Él intentó matarla”, sentenciaron los familiares.

Por otro lado, el magistrado ha enviado mensajes a la familia de la esposa, a través de amigos en común, para saber el estado de salud y ponerse a la orden para asumir gastos médicos y un cuidado especial con enfermera privada.

Sin embargo, todos, incluyendo a la esposa, se han negado en aceptar cualquier ayuda de su parte.

Dos días después del intento de homicidio, el magistrado estaba en la sede del máximo tribunal de Venezuela, envestido de autoridad, pues era el inicio del Año Judicial 2018 en el país, con la presencia del gobernante Nicolás Maduro.

Inlcuso, hubo cadena nacional de radio y televisión, donde el Ejecutivo Nacional expresó que "Creemos profundamente en las instituciones de la República, de lo compartido, de lo público que es la base del socialismo. Venezuela cuenta con un poderoso Poder Judicial digno del siglo XXI".

El magistrado Gavidia Rodríguez es abogado egresado de la universidad Santa María, en Caracas, y con especialidad en Derecho Penal. Fue miembro del desaparecido partido político fundado por el fallecido Hugo Chávez, “Movimiento Quinta República”, y posteriormente ocupó la vicepresidencia del Cabildo Metropolitano de Caracas.

Es hermano de Walter Gavidia, exesposo de la primera dama de Venezuela, Cilia Flores, y actualmente miembro de la Sala de Casación Penal del TSJ.

En el año 2015 propuso cambiarle el nombre a esa sala por Sala Político Social, pues consideraba que el Poder Judicial estaba direccionado con el denominado Plan de la Patria, impuesto por el fallecido Hugo Chávez.

“Nosotros tenemos que buscar para el buen vivir de los ciudadanos venezolanos, que exista una buen administración de justicia”, refirió en ese momento.

Aparecen en esta nota:

 

Deja tu comentario

Se está leyendo

Lo último

Encuesta

¿Cree que la actuación de la Comunidad Internacional en el caso venezolano ha sido acertada?

Sí, no se le puede pedir más
Sí, pero falta aumentar la presión contra la dictadura
No, ha sido insuficiente
No, no debe meterse en los asuntos de los venezolanos
ver resultados

Las Más Leídas