CARACAS.- El Parlamento venezolano, de amplia mayoría opositora, aprobó este martes un acuerdo en el que exaltó la labor de la Organización de Estados Americanos (OEA) en la "lucha por recuperar" la democracia en el país y calificó nuevamente de "farsa" los comicios presidenciales del pasado 20 de mayo.

"Exaltar la labor realizada por la OEA en la lucha por recuperar la democracia en Venezuela", leyó del acuerdo "sobre la ratificación por parte de la OEA de la posición fijada por la AN rechazando la farsa del 20 de mayo" uno de los secretarios de la Asamblea Nacional (AN, Parlamento).

El pasado 5 de junio la OEA, durante su Asamblea General, aprobó una resolución que abre la puerta a la suspensión de Venezuela del organismo y declaró ilegítima la reelección del gobernante Nicolás Maduro en los comicios del como presidente en las elecciones del 20 de mayo.

El texto aprobado en el Legislativo del país petrolero ratificó el apoyo del Parlamento a esta resolución y agradeció a la comunidad internacional "por la solidaridad democrática para con el pueblo de Venezuela".

"En especial a los países miembros de la OEA que dieron su aprobación en la resolución emitida por dicho organismo internacional el 5 de junio", añadió el documento en alusión a los 19 países que votaron a favor de la misma.

Además ratificó una vez más "el desconocimiento de la farsa electoral realizado por el régimen de Nicolás Maduro".

El Parlamento venezolano no reconoce la última convocatoria a las urnas ya que fue hecha por el Consejo Nacional Electoral (CNE) tras recibir la orden de la fraudulenta Asamblea Nacional Constituyente (ANC) a la que desconocen ya que su convocatoria y aprobación no fueron por referéndum.

La Mesa de la Unidad Democrática (MUD), principal alianza opositora, decidió semanas antes de los comicios abstenerse al considerar que no se daban las condiciones para que el sufragio fuese justo y transparente, una postura y argumentos apoyados por varios países de la OEA y el Parlamento Europeo entre otros.

Asamblea denuncia drástica caída de producción petrolera

El parlamento alertó sobre la drástica caída de la producción de la industria petrolera, la cual continúa tras la llegada a la presidencia de la estatal petrolera PDVSA del general Manuel Quevedo.

El desplome de la producción de crudo venezolano fue debatido en la sesión del foro legislativo, que alertó sobre las consecuencias sociales que traerá la continuación de la caída del bombeo y con ello de los ingresos de la industria petrolera, sostén de la economía nacional.

El diputado Elías Matta, de la Comisión de Energía de la Asamblea Nacional, dijo que en los últimos 19 años la producción petrolera ha caído en 1.745.000 barriles diarios.

Indicó que según cifras de la Organización de Países Exportados de Petróleo (OPEP) la producción nacional está actualmente en alrededor de 1,39 millones de barriles diarios, la más baja en dos décadas.

"En la gestión de Quevedo van 353.000 barriles menos de producción (desde noviembre). Es decir, continúa el desastre. Todo esto comenzó en 2002, cuando fueron botados más de 20.000 trabajadores de PDVSA", dijo sobre el conocido episodio en el que el entonces mandatario Hugo Chávez despidió a trabajadores rebeldes de PDVSA desde la televisión y haciendo sonar un pito.

El diputado alertó además que la industria petrolera enfrenta severas dificultades para exportar sus barriles, debido a una serie de demandas que exponen los buques petroleros a posibles embargos.

Matta dijo que las decisiones erradas del Gobierno en materia petrolera generaron los resultados que ahora tienen a la industria en una "situación catastrófica".

"El Gobierno, en su terquedad de desconocer a esta Asamblea Nacional, no volvió a abrir licitaciones (de campos) y nadie se atreve a contratar directamente, ni siquiera Rusia", señaló.

Explicó que las licitaciones de yacimientos deben ser aprobadas por la Asamblea Nacional, que Maduro acusa de estar en desacato, pero ahora los negocios petroleros están paralizados ante la dificultad de cerrarlos.

Señaló que ni Quevedo, un general de la Guardia Nacional (policía militarizada) designado presidente de PDVSA en noviembre pasado ha detenido el recorte de la producción y apuntó que unas de las cosas que afectó las operaciones fue la expropiación de más de 70 empresas de servicios petroleros en 2009.

A la vez, el diputado y economista José Guerra advirtió: "No se detiene la caída de la producción petrolera. En mayo de 2018 (la producción) disminuyó 42.500 barriles diarios. PDVSA está quebrada", señaló.

FUENTE: EFE/dpa

Aparecen en esta nota:

 

Deja tu comentario

Se está leyendo

Lo último

Encuesta

¿Cree que el reconteo de votos en Florida despejará las dudas sobre el ganador en el senado y la gobernación?

Las Más Leídas