MIAMI.- Tres jóvenes cubanos opuestos al régimen de Raúl Castro mantienen una huelga de hambre en la isla con el propósito de poner fin a los actos de represión contra los niños Tahimí y Alay Rodríguez Miranda, hijos de la opositora Adairis Miranda Leyva.

La salud de los hermanos Adairis y Anairis Miranda Leyva y Fidel Manuel Batista Leyva se deteriora rápidamente en otro día más de huelga de hambre, iniciada el 26 de enero del 2018 en la ciudad de Holguín, en el oriente de Cuba, en protesta contra los abusos del régimen y buscando justicia para el bienestar físico y emocional de los niños.

De acuerdo con una nota de prensa del Directorio Democrático Cubano, los hermanos Leyva son exprisioneros políticos de la dictadura que impera en la isla, miembros del Comando Olegario Charlot Spileta y del Movimiento Cubano Reflexión, y han sido reconocidos como prisioneros de conciencia por Amnistía Internacional.

Según el reporte, Tahimí y Alay han sido víctimas de abuso físico y emocional por parte del régimen castrista. Sintieron mucho miedo durante el allanamiento de su hogar y con la destrucción del mismo así como el violento ataque a toda la familia por parte de oficiales del Ministerio del Interior (MININT). En aquel momento, refiere la nota, Tahimí quedó inconsciente.

De acuerdo a Adairis, madre de los niños, tampoco en la escuela las cosas estuvieron bien para Tahimí y Alay. Todo comenzó en el año 2013 cuando la maestra de primer grado, Yolenis Almaguer, en el colegio primario “Grave de Peralta”, en la ciudad de Holguín, golpeó a Tahimí cuando la niña no quiso explicar el por qué no era una pionera comunista.

Empleados de la escuela repudiaron públicamente a los hermanitos y animaron a los otros niños a hacerle lo mismo. La directora del centro escolar, Cruz María González Fernández, atacó personalmente a la familia Miranda Leyva múltiples veces y dirigió actos de repudio contra ellos, denunció también Adairis.

A consecuencia de que los propios empleados de la escuela son los que promueven el abuso en contra de Tahimí y Alay, y porque dichos abusos continuaron sin que sea vea un fin de los mismos, la familia se ha visto obligada a buscar otras alternativas. La madre de los pequeños y sus dos hermanos se declararon en huelga de hambre porque quieren que los niños se desarrollen y eduquen en un ambiente libre y sin abusos físicos y emocionales.

El régimen que ha creado y promovido esta situación de abuso físico y emocional ahora amenaza a Adairis Miranda Leyva de quitarle la custodia de sus hijos, por el solo hecho de querer protegerlos de semejante ambiente de violencia.

El hogar de la familia Miranda Leyva en Holguín se ha visto rodeado por la policía política castrista y la línea telefónica de la casa fue cortada, mientras crece la preocupación en el mundo por la vida de los tres hermanos que tratan de proteger a sus niños.

El Directorio Democrático Cubano hace responsable al régimen de Raúl Castro por todo lo que esta familia ha sufrido y cualquier cosa que les pueda ocurrir en lo adelante. Hacemos un llamado a la comunidad internacional a condenar este hecho y a sus opresores, concluye la nota de prensa.

Aparecen en esta nota:

 

Deja tu comentario

Se está leyendo

Lo último

Encuesta

¿Participará en las elecciones convocadas por el régimen de Maduro para el 20 de mayo?

Sí, votaré por Henri Falcón
Sí, votaré por Nicolás Maduro
Sí, votaré por Javier Bertucci
No, es una elección fraudulenta
ver resultados

Las Más Leídas