Para algunos resulta absolutamente sencillo. Están cansados o llega la noche y simplemente duermen. Pero para otros, la hora de dormir se convierte en una tortura. Dan vueltas en la cama sin poder conciliar el sueño. Si este es tu caso, toma nota de estas recomendaciones compartidas por el portal web Inspirulina, para que tengas un mejor descanso:

  • Prepárate para dormir. No basta con tener una cama donde acostarse si no estamos preparados para dormir. Hay que disponerse a hacerlo. Es decir, hay que apagar todos los equipos electrónicos, principalmente los teléfonos móviles. Apagar las luces, poner una música relajante o estar en silencio. Cuando no resulta fácil conciliar el sueño, cualquier cosa puede distraernos y desvelarnos.
  • Apóyate en otros. Si tienes dificultades para dormir, apóyate en quienes viven contigo. Pídeles que guarden silencio a la hora de dormir y si compartes la cama con tu pareja, establezcan una rutina que para ambos sea cómoda y saludable. Quizá sea mejor que se ocupe un espacio en el salón para ver televisión o leer hasta tarde.
  • Busca un remedio. Intenta con algún remedio natural de venta libre o con los clásicos té de manzanilla, tilo, hojas de lechuga. Si ninguno de ellos te funciona, consulta con tu médico de cabecera para que te ayude a elegir un medicamento que te permita dormir, Este tipo de remedios pueden crear adicción si se utilizan inadecuadamente, por eso debe consultarse con un especialista antes de comenzar a consumirlos.
  • Vacía tu mente. Este es sin duda el consejo más difícil. Cuando vivimos inmersos en la angustia por nuestra situación personal, profesional, económica o social; conciliar el sueño puede resultar complicado. Incluso, puede ser que logres dormir pero tan entrecortado que no se produce un verdadero descanso. Es importante hacer un esfuerzo por conectarse con cosas agradables y personas positivas cuando se acerca la hora de dormir. Orar también puede resultar útil para quienes tienen alguna religión. Muchas veces entregar nuestras inquietudes a un ser superior en quien confiamos, produce alivio. También puede ser útil practicar yoga, meditación e incluso tai-chi al final de la tarde, para estar más relajado.

Finalmente, no dejes pasar por alto consejos comunes como no tomar café ni bebidas excitantes antes de dormir; no hacer ejercicios intensos; no ver ni conectarse con las noticias; y darse un buen baño tibio.

FUENTE: INSPIRULINA

Aparecen en esta nota:

 

Deja tu comentario

Se está leyendo

Lo último

Encuesta

¿Cree que el reconteo de votos en Florida despejará las dudas sobre el ganador en el senado y la gobernación?

Las Más Leídas