jueves 16  de  mayo 2024
MEDIO AMBIENTE

Océano Ártico podría quedarse sin hielo en la próxima década

Los resultados alarmantes indican que el primer mes de septiembre sin hielo marítimo en el Océano Ártico podría ocurrir entre los años 2030 y 2050

PARÍS.- El Océano Ártico podría enfrentarse a la pérdida total de hielo durante el verano mucho antes de lo esperado, según un nuevo estudio científico publicado en la revista Nature Communications. Investigadores de Corea del Sur, Canadá y Alemania utilizaron datos de observación recopilados entre 1979 y 2019 para realizar nuevas simulaciones.

Los resultados alarmantes indican que el primer mes de septiembre sin hielo marítimo en el Ártico podría ocurrir entre los años 2030 y 2050, independientemente del escenario de emisiones de gases de efecto invernadero. Es importante tener en cuenta que cuando se habla de "ausencia de hielo", se refiere a una superficie inferior a 1 millón de km2, lo que significa que aún podría haber hielo residual a lo largo de las costas.

El Océano Ártico, que tiene una extensión de aproximadamente 14 millones de kilómetros cuadrados, está cubierto de hielo la mayor parte del año. El mes de septiembre es crucial, ya que es cuando la superficie de hielo marítimo se reduce al mínimo.

Según el investigador Seung-Ki Min, de las universidades surcoreanas de Pohang y Yonsei, estos hallazgos contradicen las proyecciones más recientes del grupo de científicos del clima de la ONU, revelando que la desaparición del hielo en el Ártico podría ocurrir al menos una década antes de lo previsto.

Los científicos concluyen que esta desaparición del hielo en el Ártico se debe principalmente a las emisiones de gases de efecto invernadero, ya que otros factores como los aerosoles, la actividad solar y volcánica tienen un impacto mucho menor.

La desaparición del hielo marítimo en el Ártico tendrá consecuencias desastrosas. Aunque su deshielo no contribuye directamente a la elevación del nivel del mar, tiene un impacto significativo en el clima y el medio ambiente. El hielo juega un papel crucial durante el verano al reflejar los rayos solares, y su pérdida acelerará el calentamiento en la región, lo que puede resultar en un aumento de eventos meteorológicos extremos en latitudes medias, como olas de calor y incendios forestales.

Estos nuevos hallazgos subrayan la urgencia de tomar medidas concretas para abordar el cambio climático y reducir las emisiones de gases de efecto invernadero a nivel global, con el fin de frenar los efectos devastadores en el Ártico y preservar este frágil ecosistema marino.

FUENTE: Con información de AFP

¡Recibe las últimas noticias en tus propias manos!

Descarga LA APP

Deja tu comentario

Te puede interesar