MIAMI.-Haciendo honor a la fama de la mujer francesa: elegante, sensual y difícil de descifrar, la actriz y cantante venezolana Mariaca Semprún está de vuelta en Miami con el musical Piaf, voz y delirio, pieza escrita por su pareja, el periodista Leonardo Padrón, e interpretada magistralmente por ella en Venezuela, México, España y EEUU.

“El propio destino de El Gorrión de París [popular apodo con el que se conoce a Edith Piaf] siempre fue volar, y me hace feliz que la obra esté cumpliendo ese objetivo. Nunca imaginé que este montaje, que nació en Caracas como un sueño, se convirtiera en lo que es hoy en día. Es una confirmación de que este proyecto es mágico”, dijo Semprún en entrevista con DIARIO LAS AMÉRICAS, sobre el regreso de la pieza a Miami.

Susurros de dolor

Acostumbrada a interpretar a mujeres fuertes y de voces potentes, como lo hizo con La Lupe, Semprún sigue perfeccionando su personificación de Edith Piaf, logrando consolidarse en la escena musical femenina y honrando el legado de la mítica intérprete francesa que hizo del susurro un arte sonoro.

“Aprendí de Piaf que sobre el escenario hay que entregarse por completo. Es una lección que aplico siempre, porque nunca se sabe cuál va a ser la última función. También me enseñó a disfrutar el arte como terapia, y a ver el escenario como una tabla de salvación”, reveló Semprún.

“Así nació esta obra en Venezuela, como un escape en medio de la crisis y la adversidad, y en ese momento fue recibida como un bálsamo y motivo de regocijo para el público. Interpretar a Piaf me ha hecho mejor ser humano, porque he tenido que acercarme al dolor y ponerme en los zapatos de una mujer muy desdichada”, agregó la actriz sobre la pieza, que ya celebra 115 funciones.

Sobre el musical

A partir del próximo 16 de agosto, Piaf, voz y delirio, volverá a rendir tributo y a recordar la tormentosa vida de El Gorrión de París, a través de sus más reconocidas canciones como La vie en rose, Non, je ne regrette rien y Hymne à l'amour, incluidas en el CD de la banda sonora del musical que el público también podrá adquirir.

“Es un espectáculo trilingüe, ya que se puede disfrutar de la obra en inglés, en español, pero con interpretaciones en francés de todas sus canciones. El álbum que preparamos tiene 23 éxitos y La vie en rose [La vida en rosa], por ejemplo, la canto en estos tres idiomas”, señaló Semprún sobre el material, que también contiene escenas de la obra.

Su interpretación de la célebre francesa le recuerda que la carrera de ésta fue truncada cuando aún tenía tanto por hacer.

“Me emociona poder homenajear a Piaf con este musical, porque pienso que es una artista a la que le quedaba mucha vida como cantante, pero los eventos sentimentales tan duros que le ocurrieron la destruyeron e hicieron que dejara este mundo con apenas 47 años”, expresó sobre la cantante que falleció a causa de cáncer hepático.

“Su hija murió de meningitis, el amor de su vida en un accidente aéreo. En fin, si ella no hubiese sufrido tanto, probablemente su vida se hubiese extendido por más tiempo”, añadió la actriz venezolana.

Semprún reconoció que su proceso de preparación no se ha detenido.

“Sigo aprendiendo de Piaf, a pesar de que llevo dos años interpretándola. Investigarla, verla, leerla, es parte de mi vida. Sigue siendo un desafío emular su voz en francés, alcanzar su registro que es muy amplio, esa voz tan oscura, sus gestos, y movimientos tan contundentes”, dijo.

“Por otra parte, me siguen impresionando los extremos de su vida. Es decir, cómo fue tan feliz, pero, a la vez, tan triste y desdichada. Me conmueve como el dolor y la muerte de quienes amaba desmejoraron su salud y acabaron con ella. Fue una mujer que conoció la pobreza y la riqueza, la miseria y el glamour. Por eso, interpretarla ha sido un gran reto”, agregó.

Consultada sobre su parecido a Piaf, para muchos, la cantante francesa más célebre del siglo XX, Semprún dijo: “Creo que no me parezco en nada a ella, y eso me hace admirarla con más fuerza y tener mucha más empatía”.

“Me he encontrado con gente que la vio en su último concierto del Olympia en 1962, y me dicen que revivieron ese momento viendo el musical. Ese es el mayor regalo y halago que he podido recibir”, finalizó.

Piaf, voz y delirio se presentará en el Colony Theatre, 1040 Lincoln Rd, Miami Beach, a partir del 16 de agosto al 2 de septiembre. Para obtener entradas visite www.colonymb.org o www.piafelmusical.com.

Aparecen en esta nota:

 

Deja tu comentario

Se está leyendo

Lo último

Encuesta

¿Cree que la actuación de la Comunidad Internacional en el caso venezolano ha sido acertada?

Sí, no se le puede pedir más
Sí, pero falta aumentar la presión contra la dictadura
No, ha sido insuficiente
No, no debe meterse en los asuntos de los venezolanos
ver resultados

Las Más Leídas