sábado 15  de  junio 2024
EEUU

Biden ofrece fondos para crisis migratoria a cambio de millones para Israel y Ucrania

“La frontera nunca ha sido una cuestión de dinero. Siempre ha sido una cuestión política", dijo el representante republicano Dan Crenshaw

Por JUDITH FLORES

WASHINGTON — El presidente Joe Biden está tratando de "endulzar" su propuesta para destinar más dinero a Ucrania añadiendo miles de millones de dólares para proteger la frontera entre Estados Unidos y México y enfrentar el caos migratorio, con la esperanza de atraer a más republicanos.

La idea surgió a finales del mes pasado, después de que la ayuda a Ucrania fuera eliminada de una medida provisional para mantener el gobierno en funcionamiento debido a la creciente resistencia republicana a financiar el esfuerzo bélico. Muchas cosas han cambiado desde el 30 de septiembre: la Cámara de Representantes ha perdido a su presidente y los republicanos no han logrado ponerse de acuerdo para elegir uno nuevo, y el ataque de Hamas a Israel del 7 de octubre ha provocado una petición de fondos mucho mayor por parte de la Casa Blanca.

Crisis en la frontera, una decisión política

No está nada claro que la inclusión de unos 14.000 millones de dólares en dinero para la frontera en el paquete de gastos de 106.000 millones de dólares que la Casa Blanca envió el viernes al Congreso vaya a aplacar a los que se resisten.

“La frontera nunca ha sido una cuestión de dinero”, dijo el representante republicano Dan Crenshaw. “Siempre ha sido una cuestión política. Así que tenemos que meternos en una habitación, ir a la Casa Blanca y resolverlo”.

Puede que el conflicto en Medio Oriente haya alejado por ahora parte de la atención de la frontera entre Estados Unidos y México, pero los retos migratorios a los que se enfrenta Estados Unidos son cada vez más difíciles de resolver. Los líderes demócratas, tanto a nivel estatal como local, piden ayuda federal para atender a las familias inmigrantes que viven en albergues miserables y duermen en comisarías. Los republicanos critican duramente las políticas fronterizas de Biden por considerarlas demasiado laxas. Y el Congreso no ha aprobado una reforma de la inmigración en décadas.

Miles de migrantes siguen entrando por la frontera

Cada vez hay más migrantes en la frontera, y Biden ha afirmado reiteradamente que el Congreso debe actuar para corregir las obsoletas leyes de inmigración. Pero mientras tanto, su gobierno ha desarrollado políticas destinadas a disuadir a los inmigrantes de emprender un viaje peligroso y a menudo mortal, al tiempo que abre nuevas vías de inmigración legal.

La crisis migratoria y de fronteras abiertas es uno de los escollos del mandatario demócrata en su camino a la reelección en 2024. Biden es señalado por los republicanos de no hacer nada frente al problema, e incluso enfrenta críticas de sus aliados políticos. Más de 7.5 millones de indocumentados han sido detenidos por la por la Oficina de Aduana y Protección Fronteriza (CBP, por sus siglas en inglés) desde que Biden llegó a la Casa Blanca, una cifra sin precedentes.

Biden dio recientemente otros pasos para contener la migración, como un acuerdo con Maduro para permitir a Estados Unidos deportar a venezolanos en vuelos directos y levantar temporalmente sanciones económicas.

A la par con estos gestos, Maduro reanudó negociaciones con la oposición que exige garantías para las presidenciales venezolanas de 2024.

Unos 7,1 millones de venezolanos han migrado a distintos países a raíz de la grave crisis socioeconómica, y miles están varados en las fronteras mexicanas.

"No importa cuántos agentes de la patrulla (fronteriza estadounidense) haya en el río Bravo si la situación en Haití o Venezuela no cambia. No servirá de nada si no se atacan las causas de fondo de la migración", reconoció una fuente de la Casa Blanca.

FUENTE: Con información de AP y REDACCIÓN DLA

¡Recibe las últimas noticias en tus propias manos!

Descarga LA APP

Deja tu comentario

Te puede interesar