NUEVA YORK.- La fiscal general de Nueva York, Letitia James, y el alcalde de la Gran Manzana, Bill de Blasio, ordenaron hoy la apertura de sendas investigaciones sobre "prácticas depredadoras" y presuntas estafas por la financiación irregular a taxistas para la compra de licencias a precios desorbitados.

La oficina de la fiscal general de Nueva York dijo en primer lugar que había abierto una investigación sobre más de una década de prácticas de préstamos que dejaron a miles de taxistas inmigrantes arruinados por las deudas, mientras que el alcalde Bill de Blasio ordenó una investigación por separado de los corredores que ayudaron a organizar los préstamos.

Te puede interesar

Estas investigaciones se producen después de que The New York Times publicase una investigación que revela que un puñado de líderes de la industria del taxi inflaba artificialmente el precio del denominado medallón, el codiciado permiso que permite a un conductor poseer y operar un taxi, y facturó cientos de millones de dólares a costa de la emisión de préstamos imprudentes a compradores de bajos ingresos.

La investigación también encontró que los reguladores en todos los niveles del gobierno local ignoraron las señales de advertencia, y la ciudad incluso alimentó una desmesurada venta de medallones promocionándolos en anuncios como algo que era "mejor que el mercado de valores".

El alcalde De Blasio, que justo inicia su carrera en las primarias demócratas, reaccionó rápidamente y emitió un comunicado en el que afirma: "Hoy ordené una investigación conjunta por parte de la Comisión de Taxis y Limusinas, el Departamento de Finanzas y el Departamento de Asuntos del Consumidor sobre las prácticas depredadoras de los corredores en la industria de los taxis".

"Una revisión en 45 días identificará y penalizará a los corredores que se hayan aprovechado de compradores y engañado a las autoridades de la ciudad, y establecerá nuevas reglas estrictas que impidan las prácticas de corredores que perjudican a los conductores", añadió De Blasio.

Para el alcalde, "es inaceptable aprovecharse de los neoyorquinos que trabajan arduamente para apoyar a sus familias y haremos todo lo posible para ponerle fin".

La información del The New York Times ha causado revuelo entre dirigentes demócratas de la Asamblea estatal, el ayuntamiento de Nueva York y del gobernador Andrew Cuomo, muchos de ellos críticos con De Blasio, que justo hace unos días anunció que optaba a la carrera presidencial.

FUENTE: EFE

Aparecen en esta nota:

 

Deja tu comentario

Se está leyendo

Lo último

Encuesta

¿Está de acuerdo con la prohibición de los viajes culturales y las visitas en cruceros o embarcaciones privadas a Cuba?

No
No sé
ver resultados

Las Más Leídas