jhernandez@diariolasamericas.com
@JesusHdezHquez

MIAMI.- El esperado informe del fiscal especial Robert Mueller, que durante casi dos años investigó la probable interferencia del Gobierno ruso en las elecciones presidenciales de 2016, no para de crear controversias al ser publicado con tachaduras y párrafos ocultos que la Fiscalía General del país considera oportunos por tratarse de “material sensible”.

De hecho, el Departamento de Justicia divulgó las 448 páginas del informe elaborado por Mueller, pero lo hizo con correcciones y siete páginas completamente ocultas, lo que provocó la reclamación inmediata de la oposición al oficialismo, el Partido Demócrata.

Te puede interesar

"Las omisiones (del informe) parecen significativas", señaló el presidente de la Comisión de Justicia, el demócrata Jerrold Nadler, y reclamó que “corresponde al Congreso determinar el alcance de las supuestas irregularidades y decidir los siguientes pasos", según reportó la agencia de noticias Europa Press.

Entretanto, el fiscal general William Barr se comprometió a mantener "el mayor grado de transparencia posible" sobre este informe, después de que los demócratas le acusaran de difundir una información sesgada y confirmó que las pesquisas avalan la tesis de que Rusia intentó interferir en las elecciones de noviembre de 2016, en las que Donald Trump resultó electo presidente.

Sin embargo, Barr planteó que "la investigación no establece que miembros de la campaña de Trump conspirarse o se coordinasen con el Gobierno ruso en sus actividades de injerencia electoral".

"Sabemos que los agentes rusos que perpetraron estas acciones no tuvieron el apoyo del presidente (entonces candidato Trump) o de su campaña o la ayuda consciente de algún ciudadano de Estados Unidos", añadió Barr.

Así, "no hay pruebas" de que la campaña de Trump colaboró con Rusia en los ciberataques perpetrados en los meses previos a los comicios y que afectaron, entre otros objetivos, al Partido Democrata.

Tampoco consta que la campaña del ahora presidente participase "ilegalmente" en la difusión del material interceptado por los 'hackers', subrayó el fiscal general.

Conclusiones

Barr aclaró que Trump no hizo uso de su especial privilegio como presidente para modificar partes del informe, al igual que apuntó que las conclusiones del informe no hacen sino confirmar "lo que él dijo desde el principio, que no hubo colusión alguna".

El jefe del Departamento de Justicia ha defendido la postura de Trump sobre este asunto, argumentando que se vio inmerso en "una situación sin precedentes" en la que agentes del FBI y fiscales examinaban al detalles sus actuaciones, "antes y después" de llegar al Despacho Oval.

Además, añadió Barr, el Presidente también debió hacer frente a una "implacable especulación" por parte de los medios de comunicación.

La investigación desliga al Presidente de la trama rusa, pero apunta hasta diez ocasiones en las que Trump pudo incurrir en obstrucción de la justicia.

Por otra parte, el presidente Trump calificó la investigación de Mueller, "el mayor fraude político de todos los tiempos". "¡Acoso presidencial!", proclamó en Twitter, "caza de brujas" contra él y su entorno.

De "puras mentiras" catalogó Trump las críticas recogidas en el informe de Mueller sobre sus actuaciones, en particular por su supuesto interés en obstruir las pesquisas abiertas.

Y subrayó la investigación ha sido un "fraude" que unas "nunca debería haber tenido lugar".

Trump, que a lo largo de estos últimos dos años ha denunciado una "caza de brujas" contra él, prometió que trabajaría para que ningún otro presidente tuviera que pasar por lo mismo.

Petición

Mientras tanto, la Comisión de Justicia del Congreso ordenó al fiscal general entregar al comité especial de la Cámara Baja la versión completa del informe de Mueller antes del 1 de mayo.

Esta orden, respaldada por la autoridad que implica, anticipa un agitado enfrentamiento entre el poder legislativo y el Gobierno de Trump.

“El enfrentamiento ya existe, es solo cuestión de mover la aguja a un lado o el otro”, señaló Charlie Anderson, profesor de ciencias políticas de George Washington University.

“Los gobiernos usualmente deciden qué es secreto o no, y también es cierto que una parte de la elite correspondiente en el Congreso tiene voz en ello. Así que, esto podría terminar tan lejos como la Corte Suprema”, concluyó.

Aparecen en esta nota:

 

Deja tu comentario

Se está leyendo

Lo último

Encuesta

¿Considera que el régimen cubano está relacionado con la droga hallada en Panamá dentro de unos contenedores con destino a Turquía?

No
No sé
ver resultados

Las Más Leídas