WASHINGTON.- El primer ministro de Canadá, Justin Trudeau, presionó ete jueves al presidente Donald Trump para que levante los aranceles al acero y al aluminio, algo que el Gobierno canadiense quiere lograr antes de que su Parlamento ratifique el acuerdo comercial T-MEC con EEUU y México.

Durante una conversación telefónica entre ambos, Trump también se comprometió a apoyar a Trudeau en sus esfuerzos para que China libere a dos ciudadanos canadienses que fueron detenidos el año pasado, después de que Canadá arrestara a la directora financiera de Huawei, Meng Wanzhou, por petición de EEUU.

Te puede interesar

Según un comunicado difundido por la Casa Blanca, Trump y Trudeau hablaron "sobre el T-MEC y sobre las negociaciones comerciales entre Estados Unidos y China".

La oficina de Trudeau indicó, por su parte, que conversaron sobre "los avances hacia la ratificación del nuevo acuerdo de libre comercio de norteamérica, y la solidez de la alianza económica entre Estados Unidos y Canadá, que es mutuamente beneficiosa".

"El primer ministro planteó el tema de los aranceles estadounidenses al acero y el aluminio, y reiteró la importancia de su retirada", indicó la oficina de Trudeau.

En el último mes, varios funcionarios canadienses han dado señales de que el Parlamento de su país no está dispuesto a ratificar el T-MEC mientras sigan en pie los aranceles del 25% a las importaciones de acero y del 10% a las de aluminio que EEUU impuso el año pasado a los países vecinos.

Canadá y México confiaban en que EEUU levantara esos aranceles cuando se firmara el acuerdo T-MEC, pero Washington no dio su brazo a torcer, y tampoco parece dispuesto a hacerlo ahora.

El vicepresidente, Mike Pence, dijo a finales de abril que la cuestión de si Trump se replantea o no los aranceles a México y Canadá "se puede evaluar después" de que los Parlamentos de los tres países ratifiquen el T-MEC.

Ese pacto comercial es una modernización del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN) que los tres países negociaron durante un año a raíz de las críticas de Trump al acuerdo vigente, y que firmaron finalmente en diciembre en Buenos Aires.

En Estados Unidos, el camino a la ratificación superó un obstáculo la semana pasada, cuando México aprobó una reforma laboral que la oposición demócrata había puesto como condición para dar luz verde al pacto comercial en la Cámara de Representantes, pero todavía no hay programado un voto sobre el acuerdo.

Trudeau también discutió con Trump sobre el caso de la "detención arbitraria" de dos ciudadanos canadienses, el exdiplomático Michael Kovrig y el empresario Michael Spavor, acusados de actividades contra la seguridad nacional china.

"El presidente (Trump) expresó el firme compromiso de Estados Unidos de apoyar a Canadá en sus esfuerzos para lograr el tratamiento justo y la liberación de los ciudadanos canadienses detenidos actualmente en China", aseguró la Casa Blanca.

Su llamada se produjo en una jornada clave para las negociaciones comerciales con China, a apenas horas del previsto aumento del 10% actual al 25% de los aranceles a las importaciones chinas valoradas en 200.000 millones de dólares.

Los jefes negociadores de EEUU, Robert Lighthizer, y China, el viceprimer ministro Liu He, se reunieron este jueves en Washington para intentar lograr un acuerdo comercial de última hora que disuadiera a Trump de elevar los aranceles.

FUENTE: Con información de EFE
 

Deja tu comentario