MIAMI.- El tema de los recortes en la plantilla de personal del ayuntamiento de Doral podría ser el detonante de una primera prueba de fuerzas entre el recién posesionado alcalde de esa localidad, Juan Carlos Bermúdez, y la concejal Christi Fraga, quien acaba de ser ratificada por los votantes en las elecciones del 13 de diciembre de 2016.

Por un lado, el edil afirmó que en la alcaldía hay “una alta burocracia”, y que necesariamente debe iniciar “un plan de recorte de personal”, mientras que la legisladora local, desde otra orilla, opinó que una ciudad en pleno crecimiento requiere de un mayor número de empleados.

“A nosotros en el Concejo, el alcalde no nos ha dicho nada de eso, entonces no podría opinar sobre algo que el alcalde no ha dicho oficialmente, pero en teoría sí puedo decir que si la ciudad está creciendo con más parques y más servicios a la comunidad, también hacen falta más empleados”, aseveró.

En declaraciones a DIARIO LAS AMÉRICAS Bermúdez sostuvo que al comparar la plantilla que dejó en 2012, cuando entregó el mando al empresario Luigi Boria, con la que encontró al reasumir funciones como mandatario local el pasado 20 de diciembre, “es evidente que hay muchas más personas trabajando en la alcaldía”, y reforzó: “Y todas no son necesarias”.

De tal suerte, el alcalde ha venido sosteniendo reuniones con cada uno de los directores de los distintos departamentos de la alcaldía, “con el presupuesto sobre la mesa”, para determinar cuál es el número de empleados “apropiado” en esas dependencias municipales.

“Hay que discutirlo”

Para Fraga, “si alguien piensa que hay demasiado personal, que lo exponga en el Concejo y lo discutimos; que el alcalde o cualquiera nos muestre dónde se puede recortar, sin reducir los servicios a los residentes”.

La concejala considera que cualquier determinación relacionada con el destino de la ciudad y sus residentes debe someterse a votación en la corporación legislativa. “Él no puede hacerlo solo; son discusiones que se deben tener en público. Además, los recortes de personal los debe hacer el administrador”, sostuvo.

En opinión de Fraga, el hecho de que haya mayor personal en la alcaldía permite un acercamiento más estrecho con la comunidad, y citó como ejemplo que hoy los concejales tienen cuatro asesores que sirven de intermediarios para canalizar los problemas de los residentes y buscarles una solución acertada.

Y agregó: “Aunque tenemos más asesores, todavía hay muchas deficiencias para comunicarnos con el público. Somos una ciudad que está creciendo, que crece como una compañía, y se requiere personal para poder asistir el trabajo del Gobierno”.

Desde el 2012 hasta el 2016, tiempo en el que Bermúdez estuvo fuera del Gobierno local, ese municipio ha pasado de 40.000 a casi 55.000 habitantes, según la concejal Fraga.

La legisladora destacó que actualmente en Doral hay más parques, que en el pasado solo había dos y que está en ejecución la obra de construcción de otro parque que será inaugurado en poco tiempo. “En todo esto se necesita gente para operar”, subrayó.

También resaltó que hay más actividades en la alcaldía relacionadas con el otorgamiento de permisos, y que, incluso, hay más policías que en el año 2012, cuando la nómina del Departamento de Policía de Doral estaba conformada por unos 90 oficiales y ahora es de 130 aproximadamente.

“Hay muchas personas de Obras Públicas, pero los residentes necesitan que las calles estén limpias, que recojan la basura, las palmas. Para tener una ciudad bella se requiere más personal, no solo es con más policías sino también más empleados”, enfatizó.

“Yo sabía de sus intenciones”

Por su parte, el vicealcalde y concejal de Doral, Pete Cabrera, dijo que Bermúdez le hizo saber durante la época de la campaña política, con miras a las elecciones de noviembre, su interés de reestructurar la plantilla de personal de la alcaldía.

A juicio de Cabrera, este es un tema que “debe ser revisado en el seno del Concejo municipal” y dijo que la inquietud del nuevo mandatario es válida, pero se abstuvo de dar una opinión relacionada con el número de empleados de la Ciudad de Doral.

“Yo como cofundador de esta Ciudad me reuní con él [Bermúdez] cuando estaba en campaña; él me expresó esa preocupación, y yo le dije que hay que revisar ese tema en una sesión pública que se convoque en el Concejo con esa finalidad”, expresó el legislador.

Empleados

Acorde con Bermúdez, en estos momentos la plantilla de personal podría sobrepasar la cifra de 120 empleados, dato que aún no tiene claro, y cuando él fue reemplazado por Boria, hace cuatro años, “el número de funcionarios no superaba los 60 o 70”.

“Aquí he encontrado muy buenos empleados, algunos muy bien calificados, pero debemos ajustar la plantilla al presupuesto si queremos hacer un mejor gobierno”, subrayó el titular del ayuntamiento doralino.

El edil no dijo cuántos empleados saldrían de la plantilla de personal de la ciudad de Doral, ni tampoco cuánto espera ahorrar el municipio con el plan de recorte. “Todo eso apenas lo estamos hablando en las reuniones con los directores de departamento”, explicó.

Anotó que los recortes no serían inmediatos y que la intención no es generar una alarma entre los funcionarios municipales. Y acotó: “Yo creo que esto debe ser para los meses de abril o mayo, pero todo se hará teniendo en cuenta el presupuesto”.

Durante la campaña política que terminó con las elecciones en segunda vuelta, el pasado 13 de diciembre, el abogado cubanoamericano había lanzado fuertes críticas contra su rival, el entonces alcalde Boria, aduciendo que de uno había pasado a tres asesores en materia de imagen y comunicaciones.

Bermúdez, de 54 años, regresó a la alcaldía tras cuatro años de ausencia, luego de gobernar Doral por ocho años, a partir de su fundación como municipio en 2003.

Aparecen en esta nota:

 

Deja tu comentario

Se está leyendo

Lo último

Encuesta

¿Cree que el reconteo de votos en Florida despejará las dudas sobre el ganador en el senado y la gobernación?

Las Más Leídas