En fecha 18 de enero de 2019, este Diario publicó, en su edición impresa y digital, un artículo titulado “Denuncian ‘serias irregularidades’ en condominio de Aventura”.

En dicho artículo nuestro periódico transcribió las declaraciones de un grupo de propietarios que fueron entrevistados y señalaron lo siguiente (énfasis a continuación añadidos en esta nota):

Te puede interesar

  • Un grupo de propietarios (…) denunció una serie de irregularidades en el ‘otorgamiento de contratos y mal manejo de los recursos’, además de un supuesto ‘clima de terror’ para quienes ‘se atreven a quejarse’, y señalan como responsable a la junta administrativa de ese inmueble”.
  • El grupo de denunciantes es liderado por Luz Marina Montoya (…). Desde su punto de vista, ‘aquí los miembros de la junta tienen esto como si fuera de ellos, nos amenazan’ y agregó: ‘El colmo es que hasta un viaje a Israel hicieron con dinero de todos nosotros’”.
  • De acuerdo con la querellante, el proyecto fue desarrollado por una compañía que se escogió a dedo por el presidente de la asociación (…)”.
  • Cuenta que ‘en la reunión ese día estaba una persona, de nombre ‘Álex’, que escuchó cuando el presidente de la junta administrativa dijo que la firma de Greg Salazar, un venezolano que al parecer había trabajado con el Gobierno chavista y es el vicepresidente del ‘board’, estaba cobrando 100.000 dólares menos y esa era la [compañía] escogida’”.
  • De acuerdo con la residente de ese condominio, los trabajos de remodelación de la piscina tardaron ‘más de tres años para solo cambiar unas baldosas, de las cuales ya muchas están partidas’ y habrían sido ejecutados por dos compañías ‘que eran la misma y solo cambiaron una letra en su nombre’”.
  • Según Montoya, el ‘board’ habría obtenido un préstamo por valor de 5 millones de dólares ‘para el arreglo o cambio de los elevadores y otras cosas como instalación de cámaras’, y gracias a ese crédito –afirmó– ‘ellos recibieron un porcentaje del banco que utilizaron para viajar a Israel’”.
  • Montoya dijo que ‘como nadie aquí tiene acceso a los libros’ desconoce si el préstamo fue otorgado por el Banco Popular o el Banco Pichincha. ‘Lo que sí sé es que cinco de la junta se fueron para Israel con ese dinero, y uno de ellos, que vive aquí, dejó su perro ladrando día y noche durante unos cinco días’”.
  • También se refirió a un contrato supuestamente valorado en 46.000 dólares que se destinó a la reparación de unos jardines del inmueble después del paso del huracán Irma”.
  • Asimismo, Montoya cuestionó la forma cómo fueron pintadas las paredes del entorno de la piscina y el área contigua al salón social”.
  • Enfatizó que ‘a pesar del mal estado en el que se encuentra este sitio, nos cobran casi 1.000 dólares por el uso del salón social, 25 dólares por subir una silla, 50 dólares por subir cuatro y 300 dólares por reservar el uso del elevador. Tampoco sabemos cuánto se recibe por la lavandería’”.
  • Para la propietaria Sandra Castelblanco ‘lo peor’ es el ‘clima de terror al que nos tienen sometidos por la simple razón de hacer preguntas y querer conocer qué se hace con nuestro dinero y otros asuntos’”.
  • Castelblanco aseguró que vive en ese condominio desde hace dos años y que desde entonces ‘yo vivo en una zozobra total, siempre recibiendo cartas en las que nos amenazan y en donde, oiga esto, hasta nos dicen que pidamos perdón cuando hemos preguntado por algo’”.
  • Esta residente del condominio, también de origen colombiano, sostuvo que ‘el propósito de ellos en el ‘board’ es ponernos más y más cuotas adicionales para que no las podamos pagar y luego quedarse con nuestros apartamentos, como ya les ha ocurrido a varias personas aquí’”.
  • Montoya, Castelblanco y otros residentes del condominio estarían preparando una denuncia ‘con todas las pruebas’, que presentarán al Departamento de Regulación Comercial y Profesional de Florida (DBPR, por sus siglas en inglés), a la luz de la nueva Ley de Condominios”.

Además de lo anterior, se indicó en el artículo que el día de la visita del personal del Diario Las Américas a las instalaciones del edificio, “el supuesto presidente de la junta de administración del condominio se encontraba con otras personas que aparentemente trabajaban en las tareas de corregir la filtración de la piscina” y el mismo “se apartó de la presencia de nuestro equipo investigativo cuando intentamos abordarlo”.

Posteriormente, esta Dirección recibió una carta fechada el 20 de Febrero de 2019 y enviada por Lauren Luck, actuando como abogada de Eldorado Towers Condominium Association, Inc. y señalando lo siguiente:

  • Que “La Asociación, incluyendo su Board de Directores, categóricamente niega todos los alegatos de conducta indebifa que han sido efectuados en dicho artículo y video”. El original en Inglés, lee: “The Association, including its Board of Directors, categorically deny all allegations of wrongdoing that have been made in said article and video.
  • Que “Las afirmaciones publicadas por Diario Las Américas son completamente falsas y difamatorias”. El original en Inglés, lee: “The statements published therein by Diario Las Américas are completely false and defamatory.
  • Que “Ni la Asociación ni ninguno de sus miembros se apropiaron de dinero de la Asociación o pagaron por viajes a Israel con dinero de la Asociación o usaron para sí mismos o para pagar viaje alguno dinero o préstamos obtenidos para la Asociación”. El original en Inglés, lee: “Neither the Association nor any of its Board members stole any Association money, paid for any trips to Israel with Association money, and/or obtained any Association-loaned money for themselves or their personal benefit or to pay for any trips.
  • Que “La Asociación y los miembros de su board no han hecho mal manejo de fondos u otorgado contratos de forma inapropiada”. El original en Inglés, lee: “The Association and its Board members have not mismanaged funds or improperly awarded contracts.
  • Que las acusaciones respecto de la reforma de la piscina son “completamente falsas y difamatorias”.
  • Que “La insinuación de Diario Las Américas al publicar tales afirmaciones es que la Asociación, el Board y su Presidente violaron la ley y/o han procedido de forma indebida. Ellos no violaron la ley ni procedieron en forma indebida”. El original en Inglés, lee: “The insinuation Diario Las Américas has made by publishing such statements is that the Association, the Board and its President broke the law and/or engaged in wrongdoing. They did not break any laws and/or engage in any wrongdoing.
  • Que “Diario Las Américas además indica que la compañía para el proyecto era propiedad de Greg Salazar, un Venezolano que trabajó para el gobierno Chavista. Dichos alegatos son falsos y difamatorios. El Sr Salazar no es dueño de la empresa que realizó el proyecto de la piscina o ningún proyecto en el edificio. El Sr Salazar es un ciudadano Américasno. Nunca ha trabajado para el gobierno chavista. Las insinuaciones del Diario Las Américas con dichas afirmaciones son que la Asociación, el Board y el Sr Salazar son corruptos y han procedido incorrectamente. El Sr Salazar, la Asociación y el Board no son corruptos y no han procedido de forma incorrecta”. El original en Inglés, lee: “Diario Las Américas further claims that the company for the project was owned by ‘Greg Salazar, a Venezuelan’ who ‘worked for the Chavista government’. Said allegations are outlandishly false and defamatory. Mr. Salazar does not own the company who performed the pool project, or any projects in the building for that matter. Mr. Salazar is an Américasn citizen. He has never worked for the Chavista government. The insinuations Diario Las Américas has made with said allegations is that the Association, the Board and Mr. Salazar are corrupt and have engaged in wrongdoing. Mr. Salazar, the Association and the Board are not corrupt and have engaged in no wrongdoing.
  • Que “La insinuación hecha por Diario Las Américas es que hubo un robo. Dicha afirmación no tiene base, es falsa y es difamatoria. No hubo robo. No hubo sobornos. No hubo comisiones. Ningún trabajo se realizó ‘mal’. Diario Las Américas no obtuvo una opinión de un ingeniero o experto en construcción calificado para hacer tal determinación (…). Adicionalmente, el presidente, Sr Joseph Shemesh no estaba dirigiendo las actividades de trabajo en el proyecto. El puede haber estado en el lugar observando el trabajo y hablando con las personas que estaban realizando el trabajo pero ‘el no era un ‘supervisor’ del trabajo. (…). El Board y la Asociación han actuado en todo momento dentro de sus deberes fiduciarios (…) y de forma razonable y prudente”. El original en Inglés, lee: “The insinuation made by Diario Las Américas is that there was a theft. Said statements are simply baseless, false and defamatory. There was no theft. There were no bribes. There were no kickbacks. No work was performed ‘badly’. Diario Las Américas did not obtain an opinion from an engineer or a construction expert qualified to make such a determination in any event. (…). Furthermore, the President, Mr. Joseph Shemesh was not directing the performance of the work on the project. He may have been on site observing the work and speaking with the people performing the work but he was not a "supervisor" on the job (…).The Board and the Association at all times have acted within their fiduciary duties (…) in a reasonable and prudent manner.
  • Que las observaciones referentes a que nadie tiene acceso a los libros no es cierta ya que “todos los records oficiales de la Asociación están disponibles para inspección de todos los propietarios en la oficina de la Asociación luego de solicitud escrita a la gerencia”. El original en Inglés, lee: “All Association official records are available for inspection to all owners in the office of the Association upon written request for same to management.
  • Que el dinero de reparación para daños ocasionados por el Huracán Irma no fue usado de forma inapropiada y que esto es otra afirmación falsa y difamatoria.
  • Finalmente, indica que Diario Las Américas no entrevistó a ninguno de los miembros del board ni revisó records y que “Diario Las Américas tenía un deber de verificar la certeza de las declaraciones y afirmaciones publicadas por Diario Las Américas”. El original en Inglés, lee: “Diario Las Américas had a duty to verify the accuracy of the allegations and statement published by Diario Las Américas.
  • Con base en lo anterior, la abogada de Eldorado Towers Condominium Association, Inc., requirió a este Diario que se retracte de las afirmaciones falsas y difamatorias y que emita una disculpa pública.

Como se observa de las afirmaciones contenidas en el artículo, las mismas fueron hechas por terceros que se sienten, de una u otra forma, afectados por la supuestas actuaciones de la Asociación de Condominio de Eldorado Towers. Diario Las Américas sólo permitió a estos terceros expresar su opinión y, en ninguna parte, contiene el artículo opiniones o afirmaciones del Diario.

A pesar de lo anterior, el compromiso de Diario Las Américas con la libertad de expresión y de pensamiento nos impide cerrar este tema sin más. La gente merece conocer las dos o más versiones sobre esta controversia. Por ello, invitamos a todas las partes interesadas a traernos las pruebas que, en uno u otro sentido, tengan sobre este asunto. Prometemos publicar las informaciones que, con pruebas creíbles para esta Redacción, sean traídas o remitidas.

Aparecen en esta nota:

 

Deja tu comentario

Se está leyendo

Lo último

Encuesta

¿Está de acuerdo con que el sistema de autopistas que maneja el MDX en Miami sea transferido al estado de la Florida?

No
No tengo idea
ver resultados

Las Más Leídas