MIAMI.-Las encuestas vuelven a fallar, por lo menos en el campo demócrata en relación con la carrera a la gobernación. Ganó por un estrecho márgen Andrew Gillum, quien todo el tiempo en la mayoría de las encuestas estaba muy por debajo de Gwen Graham, la precandidata que durante un largo periodo de tiempo encabezó los sondeos.

El gran perdedor de la primaria demócrata es el exalcalde de Miami Beach, Philip Levine quien invirtió 37.7 millones de dólares en su campaña, y quedó un tercer lugar con un 20% de la votación.

Y, por supuesto, Gwen Graham, quien era la favorita supuestamente en todos los grupos demográficos, no pudo ver la victoria.

Gillum, tambien alcalde de Tallahassee, gastó 6.6 millones de dólares. Y barrió en el condado Miami Dade (37.83%), comparado con Graham (16.65%) y Levine (33.22%). También su victoria fue contundente en el Condado Broward, donde ganó con una diferencia de casi 40.000 votos.

En primeras declaraciones, el PAC que apoyó a Gillum - New Florida Vision- indicó que "ganó contra todo pronostico y lo hizo dando soluciones transformadoras y claras a los votantes comunmente ignorados.[...]Emocionó a una nueva generación de votantes y a todo un conjunto de votantes que se ve'ian a s'i mismos y a sus aspiraciones en un candidato".

DeSantis obtuvo el 56.79% de los votos, mientras que su adversario, el comisionado de agricultura Adam Putnam, logró apenas el 36.31%, pero tuvo grandes recursos financieros a su alcance: 36.2 millones de dólares.

Su oponente tuvo menos recursos económicos (16.2 millones de dólares) pero el apoyo del presidente Donald Trump resultó contundente, por lo menos para las primarias. Habrá que ver como reacciona DeSantis ante la eleccion de Gillum.

La pelea a la gobernación, combinada entre republicanos y demócratas, costó 150 millones de dólares.

Ahora queda una cosa en claro: el candidato apoyado por el presidente Trump se enfrenta al que respaldó el excandidato presidencial y senador independiente, Bernie Sanders.

Distrito 27

La primaria republicana en ese distrito dio una lección: pesó más la figura mediatica de Maria Elvira Salazar (40.95%) que la carrera política de Bruno Barreiro (25.6%), excongresista estatal y excomisionado de Miami-Dade durante 20 años.

En el campo demócrata, la exsecretaria de salud y expresidenta de la Universidad de Miami, Donna Shalala, logró una apretada victoria sobre su inmediato contendor, el representante estatal David Richardson (31.9%-27.5%, respectivamente. )

Aparecen en esta nota:

 

Deja tu comentario

Se está leyendo

Lo último

Encuesta

¿Cree que el reconteo de votos en Florida despejará las dudas sobre el ganador en el senado y la gobernación?

Las Más Leídas