MIAMI- En mayo, los restaurantes de este condado sufrieron pérdidas promedio del 40%, mientras que se calcula que unas 60.000 personas trabajan en la gastronomía.

Cuando las autoridades locales y condales pusieron fechas para la reapertura, miles de dueños de negocios en el sur de Florida creyeron que se acercaba el final de una batalla que se ha llevado a más de 1.475 vidas en Miami-Dade y Broward y ha dejado una recesión económica muy superior a la del 2008, pero desafortunadamente parece que no es así.

Te puede interesar

A partir del 9 de julio, los restaurantes en Miami-Dade regresaron a casi un cierre general cuando sólo se les permiten mesas al aire libre o en terrazas; una decisión que significa casi un suicidio para más del 60% de estos negocios.

“Para nosotros representa un impacto devastador, porque ya los clientes estaban regresando a los restaurantes, con una mayor confianza. Nosotros hicimos la inversión de todo lo que nos exigieron para reabrir, volver a este punto es perder casi todo. Tenemos un pedazo de la calle, pero me caben dos mesas, yo con dos mesas no vivo si tengo casi 30 adentro”, dijo a DIARIO LAS AMÉRICAS Bárbara Yusti, dueña de Eggs and Bakery, un restaurante en Brickell.

Este negocio es uno de cientos que apenas cuentan con un pequeño espacio al aire libre, muchos otros estarán cerrados porque no tienen áreas exteriores. Menos de la mitad de los restaurantes en Miami poseen alguna terraza o un espacio abierto, en el que por la distancia que se les exige apenas podrán disponer de tres o cuatro mesas.

¿Rentabilidad?

Con esa cifra, no es rentable ningún restaurante en zonas tan costosas como Miami Beach, Coral Gables, Coconut Grove, Downtown, Brickell, Midtown y Key Biscayne; tampoco áreas en el centro de Miami como Coral Way.

En mayo, los restaurantes en este condado sufrieron pérdidas promedio del 40%, mientras que se calcula que unas 60.000 personas trabajan en la gastronomía.

Al comienzo de la reapertura, todos los alcaldes locales y en el condado Miami-Dade, Carlos Giménez, pidieron a miles de propietarios en el sur del estado cumplir con las regulaciones sanitarias para su reapertura. Más del 95% de los negocios que pudieron reabrir demostraron disciplina y respeto a las normas impuestas, a pesar de tener que hacer inversiones y utilizar solamente el 50% de su capacidad junto a envíos de comidas a domicilio, algo que no fue rentable para casi nadie durante la pandemia, pero, del lobo un pelo, como afirma un refrán popular.

En diversas entrevistas en DIARIO LAS AMÉRICAS y en otros medios de comunicación, los empresarios mostraron su esperanza de salir con prontitud de la adversa situación y regresar a los ingresos de antes de la llegada del SARS-COVID-2. Algunos violaron las medidas dictadas y sus negocios fueron multados o cerrados tras inspecciones.

“Nosotros reabrimos con el 50% de nuestra capacidad (15 mesas). Esto no me era rentable, pero por lo menos íbamos sobreviviendo. Estas nuevas medidas en nada nos favorecen, esto empeora todo”, argumenta la propietaria de Eggs and Bakery.

“Yo he conversado con otros dueños de restaurantes en la zona y todos tienen la misma opinión, relata. Nos dijeron que cerramos a partir del jueves 9 y ahora dejan los gimnasios abiertos, donde hay más contacto entre personas. Resulta un poco fuerte, no se entiende, pero es así, desafortunadamente.

Una controverisal decisión

Contagiarse en un restaurante o en una playa es mucho menos probable que dentro de un avión (un cilindro en el que permanecen encerrados durante horas más de 100 o 200 personas), donde algunos se quitan las mascarillas para comer o por diversos inconvenientes.

Los resultados de un examen de coronavirus tardan entre 5 y 10 días y los posibles positivos se trasladan y viajan hasta que reciben el diagnóstico, sin contar las personas asintomáticas que continúan su vida normal, visitan Miami-Dade desde otros países y desde otros estados donde las cifras de contagios también se han disparado.

¿Es razonable cerrar los restaurantes y otros negocios imprescindibles en la economía local y del que dependen miles de familias? ¿Qué estudio o base científica se utilizó para esa decisión? Las mismas preguntas serían factibles sobre las playas, un lugar totalmente abierto, natural y saludable, donde la mayoría de las personas comparten entre familia.

Tras severas críticas de algunos alcaldes como Carlos Hernández, de Hialeah, y de dueños de centros gastronómicos ante las nuevas medidas dictadas en Miami-Dade, Giménez dio marcha atrás y permitió mantener abiertos los gimnasios, además de las mesas exteriores en restaurantes. Esta ordenanza es tan cuestionable como la severidad con la que el virus ataca ahora a los contagiados.

Se sabía de antemano que la reapertura traería una subida de contagios ¿Por qué el alarmismo? La situación actual, tras varios meses de pandemia, no permite frenar otra vez la economía, ya inmersa en una severa recesión.

El análisis ahora debe ser mucho más exhaustivo e inteligente, porque si un aumento de muertes, contagios y hospitalizaciones importa, también tiene que importar el presente de millones de personas que intentan sobrevivir en medio de la crisis e intentan con urgencia sostener sus finanzas.

La mortalidad de la pandemia del SARS-COVID-2

Científicos en Italia, Francia y Gran Bretaña coinciden en que el virus ha reducido su capacidad mortal y mientras Estados Unidos registra ahora altas cifras de contagio, los investigadores señalan que 9 casos por cada 1.000 contagios de coronavirus pueden ser mortales. Es decir, el 1%, según BBC News.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) es más clara: señala que la tasa se reduce al 0,7%, mientras que la cantidad de recuperados es más del doble que tres meses atrás.

En EEUU se habían realizado hasta el 9 de julio casi 40 millones de pruebas y más de 3.5 millones han sido positivas al virus, lo que representa menos del 9%.

Si bien es cierto que la cantidad de camas ocupadas en centros de salud del sur de Florida se ha elevado en las últimas dos semanas, ahora la respuesta médica es más efectiva que cuando comenzó y llegó la pandemia al pico en EEUU.

A pesar de que no se ha encontrado una vacuna ni un tratamiento único efectivo, el conocimiento sobre el virus es ahora muy superior y el personal médico en los hospitales cuenta con la experiencia que no tuvo hace tres meses atrás para lidiar con pacientes y sus diversos estados de salud en respuesta al coronavirus.

Diversos métodos utilizados en virus anteriores se emplean ahora para atender a pacientes hospitalizados, de acuerdo con la respuesta de cada persona a determinado tratamiento, lo que ha incrementado considerablemente los niveles de recuperación y ha reducido al mínimo los fallecimientos.

Las autoridades locales deben ser consistentes en sus decisiones y no improvisar cuando la vida de millones de personas en Florida también depende de salvar sus ingresos para pagar sus gastos diarios y los del resto de su familia. Sobre la cabeza de cientos de residentes en el sur de Florida, pesan ya avisos de impagos y posibles desalojos, evitados con la extensión renovada por tercera ocasión del gobernador Ron DeSantis.

lmorales@diariolasamericas.com

Aparecen en esta nota:

DLA Clasificados

 

Diario Las Américas no se hace responsable de las opiniones emitidas por los lectores; sin embargo, exhorta a evitar el lenguaje vulgar u ofensivo contra terceros. Nuestra empresa se acoge al derecho de eliminar cualquier comentario que viole estas normas.

Diario Las Américas is not responsible for the opinions issued by the readers; however, it urges to avoid vulgar or offensive language against third parties. Our company is entitled to remove any comments that violate these rules.

Deja tu comentario

Se está leyendo

Lo último

Encuesta

Más de millón y medio de electores se han inscrito para votar en Miami-Dade y decidir, entre otros puestos, el de alcalde condal. Si la elección fuera hoy, ¿por quién votaría Usted? (aparecen por orden alfabético)

Monique Nicole Barley
Esteban Bovo Jr.
Carlos DeArmas
Ludmilla Domond
Daniella Levine Cava
Alex Penelas
Xavier Suárez
ver resultados

Las Más Leídas