MIAMI.- Jorge Fors es un abogado de 38 años, hijo de padres cubanos, y actualmente comisionado de la ciudad de Coral Gables.

Entre sus retos, si resultara electo comisionado del distrito 6 de Miami-Dade, Fors plantea la necesidad de mejorar las condiciones vida de personas de la tercera edad y ampliar los programas de vivienda asequible.

Te puede interesar

El letrado considera “una emergencia” el problema de escasez de inventario de viviendas en el Gran Miami y tiene entre sus propuestas un plan para aumentar la oferta de inmuebles destinados a personas de bajos recursos.

En materia de transporte, Fors apuesta por incrementar el servicio de trenes. Asimismo, estima importante simplificar los trámites para la creación de nuevos negocios.

- ¿Por qué quiere pasar de la Comisión de Coral Gables a la Comisión de Miami-Dade?

Yo me lancé a la política en 2019 porque tenía el deseo de asegurar un futuro brillante para mi vecindario inmediato. Ya llevo ahí más de tres años y medio. Ha sido una experiencia excelente. He podido hacer muchas cosas para mejorar a la ciudad de Coral Gables. Durante ese tiempo empecé a darme cuenta de que a nivel de la ciudad hay muchos retos que hoy son una prioridad mía. Uno ha sido asegurar que nuestras vías sean más seguras para los niños. Así es como he impulsado un programa para regular el tráfico en zonas donde no hay escuelas, pero sí tenemos muchas actividades infantiles. En este contexto, encontré muchas limitaciones en lo que puede hacer la Ciudad, porque casi todo requiere aprobación del Condado. Desde ese momento empecé a mirar más allá del nivel de la Ciudad para tratar de hacer lo mismo, es decir, proteger, arreglar y mejorar mi propio vecindario, pero a un nivel más amplio y poder lograr un mayor impacto en el condado.

- ¿Cuáles son los problemas que requieren mayor atención en el distrito 6?

El distrito 6 es muy especial y único porque tiene en su demografía la población más anciana frente a cualquier otro distrito, y cuando hablamos de nuestros viejitos y los problemas que ellos tienen, muy rápidamente tenemos que transferirnos al tema de la vivienda. Yo he hablado con muchas de estas personas en las puertas de sus casas. Es gente que se retiró hace mucho tiempo y que su pensión es muy baja. Hay quienes viven solo con 800 dólares, por ejemplo. Con ese dinero en una cuenta de banco mensualmente, en este momento de alta inflación, simplemente no es posible vivir en el condado Miami-Dade. Conozco muchos casos de personas mayores que han estado rentando casas para vivir por más de 20 años y ahora que los valores de la renta han aumentado no saben para dónde van a ir. Si miramos los programas de asistencia para la vivienda en Hialeah y en otras ciudades del condado, la lista de espera es demasiado grande. Tenemos en este momento en Hialeah casi 10.000 personas esperando para entrar a una vivienda y que necesitan de esta asistencia. Tengo dos iniciativas. Una de esas prioridades va a ser crear una operación avanzada, una maquinaria dentro del distrito 6 dedicada a responder a los problemas diarios de los residentes de la tercera edad. Esto es algo que la comisionada Rebeca Sosa ha hecho muy bien. Pero creo que podemos llevarlo a un próximo nivel usando tecnología y también elevarlo a un siguiente nivel porque cada día tenemos más personas de la tercera edad que van a necesitar esta ayuda. Esa maquinaria será para poder servir a todos los residentes del distrito y crear un puente entre los que necesitan asistencia y los programas de asistencia. Segundo, el costo de la vivienda en este momento, sin duda, hablando de personas mayores y también de profesionales jóvenes y familias de bajos ingresos es un tema que para mí es una emergencia. Tenemos que agregar inventario. Se ha comprobado que la única manera de bajar los precios es aumentar el volumen de viviendas disponibles. Esto tenemos que hacerlo inmediatamente.

- ¿Cómo se puede aumentar el inventario en un condado donde, sabemos, hay una escasez muy grande de oferta de vivienda?

Tengo dos planes, uno inmediato y otro de más largo plazo. Son programas que ya se están explorando en el Condado, pero que necesitan apoyo para convertir viviendas que ya existen en viviendas que las personas puedan pagar. Si les damos carta blanca a los que construyen edificios, ellos están dispuestos a hacerlo. Hay áreas donde se puede construir, pero los constructores se van a enfrentar con costos que están 30% o 40% más altos que lo usual. Así que esto va a ser un obstáculo para construir nuevos proyectos, pero podemos convertir viviendas existentes en viviendas asequibles. La última vez que miré algunas cifras pude ver que posiblemente hasta 20.000 viviendas pudieran inmediatamente convertirse en viviendas asequibles.

- ¿Cuál es su percepción sobre el transporte en el condado Miami-Dade?

Cuando comparamos nuestro sistema de transportación con otros de diferentes partes del país, vemos que el de Miami-Dade no da la talla de una comunidad tan importante como la nuestra. Miami-Dade debe tener un sistema robusto, útil y cómodo. Siempre he dicho que el factor más importante para tener un sistema de transportación efectivo es que tiene que ser cómodo. Si no lo es, la gente no lo va a usar. Creo en la necesidad de extender el sistema de trenes para llevar a más personas de este a oeste, o de norte a sur y viceversa, con un componente importante que son los circuladores. En Coral Gables tenemos los trolleys. Así el usuario del transporte sabe que cuando llega a un punto puede encontrar uno de esos buses para ir hasta el trabajo o donde vive. Cuando hay otro tipo de prestación en un área, el servicio de transporte se hace más efectivo. La idea puede ser que haya menos buses y más trenes. Es algo más costoso, tendríamos que estudiarlo porque tampoco queremos involucrar una mayor deuda para el Condado.

- ¿Qué propone para darles apoyo a los pequeños empresarios?

Los negocios pequeños son la sangre de nuestro distrito. Sin ellos, nuestros residentes no tienen manera de vivir en una economía que de verdad trabaja. Necesitamos expandir el programa de ayudas a los pequeños negocios que necesitan asistencia. Hay que simplificar también los trámites para obtener los permisos. Mucha gente tiene el dinero para abrir un negocio nuevo, pero no tienen los fondos para pagar renta por siete meses antes de que abran sus puertas, esperando un permiso.

dcastrope@diariolasamericas.com
@danielcastrope

Aparecen en esta nota:

Diario Las Américas no se hace responsable de las opiniones emitidas por los lectores; sin embargo, exhorta a evitar el lenguaje vulgar u ofensivo contra terceros. Nuestra empresa se acoge al derecho de eliminar cualquier comentario que viole estas normas.

Diario Las Américas is not responsible for the opinions issued by the readers; however, it urges to avoid vulgar or offensive language against third parties. Our company is entitled to remove any comments that violate these rules.

Deja tu comentario

Lo último

Encuesta

¿La emigración interna en EEUU ha impulsado el aumento de precios? 30.84%
¿Los gobiernos locales deben ofrecer alternativas asequibles ante el alza de precios de alquileres? 35.63%
¿Las personas jubiladas deben recibir algún tipo de asistencia para poder enfrentar esos precios? 33.53%
26591 votos

Las Más Leídas