MIAMI.- El distrito escolar de Miami-Dade anunció un nuevo referendo que será incluido en la boleta electoral del próximo 8 de noviembre, para pedir a los votantes que paguen más impuestos por la propiedad a fin de continuar fortaleciendo la educación pública en el condado.

Con ese propósito, la junta escolar, órgano legislativo del sistema de educación pública en el Gran Miami, votó a favor de una consulta popular bajo el argumento de que se requieren fondos para atraer y retener a educadores y a personal de seguridad escolar con mejores salarios.

Te puede interesar

Hace apenas cinco años un referendo similar fue aprobado por el 70% del electorado de Miami-Dade para aumentar el salario del personal docente, mejorar o reconstruir escuelas y casi duplicar la fuerza de la Policía Escolar de Miami-Dade, pero ese gravamen adicional caduca en junio del próximo año y el Distrito Escolar se apresta a renovarlo.

De acuerdo con las proyecciones, si los votantes del condado optan en noviembre por aprobar una subida en sus impuestos sobre la propiedad, el distrito escolar recaudaría 395 millones de dólares adicionales al año para aumentar el salario de los maestros y expandir los esfuerzos de seguridad escolar.

El superintendente escolar de Miami-Dade, que no reside en el condado y por ende no paga impuesto por propiedad, José Dotres, afirmó que el aumento planteado es esencial para que el distrito “invierta en su fuerza laboral y compita con los distritos vecinos”.

“Cuando finalice la autorización del referéndum actual el 30 de junio de 2023, nuestra capacidad para respaldar la compensación suplementaria para los maestros también desaparecerá, al igual que nuestra capacidad para proporcionar un oficial en todas nuestras escuelas de campana a campana”, dijo Dotres.

Los fondos que se obtendrían con el anunciado aumento en el gravamen a la propiedad incluirían esta vez a las denominadas escuelas chárter, instituciones privadas que reciben financiación pública.

Según una encuesta de la Asociación Nacional de Educación, el 55 % de los docentes está considerando dejar su trabajo antes de lo planeado. El Departamento de Educación de Florida estima que habrá 9.000 vacantes para maestros para fines del año escolar 2021-2022.

La miembro de la junta, Mari Tere Rojas, dice que el distrito tiene que aumentar el salario del personal de instrucción para mantenerlos en el trabajo.

“Es absolutamente esencial por el bien de nuestros maestros y por el futuro de este país. Porque nuestros futuros líderes, nuestros estudiantes, necesitan tener maestros estelares”, dijo Rojas. “Para retenerlos, debemos compensarlos en consecuencia”.

Los distritos escolares de los condados de Palm Beach y Broward también están proponiendo sus propios referendos para este otoño, con el mismo objetivo de subir los impuestos a la propiedad para fortalecer la educación.

Aparecen en esta nota:

Diario Las Américas no se hace responsable de las opiniones emitidas por los lectores; sin embargo, exhorta a evitar el lenguaje vulgar u ofensivo contra terceros. Nuestra empresa se acoge al derecho de eliminar cualquier comentario que viole estas normas.

Diario Las Américas is not responsible for the opinions issued by the readers; however, it urges to avoid vulgar or offensive language against third parties. Our company is entitled to remove any comments that violate these rules.

Deja tu comentario

Se está leyendo

Lo último

Encuesta

¿La emigración interna en EEUU ha impulsado el aumento de precios? 30.91%
¿Los gobiernos locales deben ofrecer alternativas asequibles ante el alza de precios de alquileres? 35.71%
¿Las personas jubiladas deben recibir algún tipo de asistencia para poder enfrentar esos precios? 33.38%
23105 votos

Las Más Leídas