lunes 30  de  enero 2023
MIAMI

Religioso es acusado de violar a una mujer tras amenazarla con un cuchillo

El sacerdote vudú Francisco Armenteros Palacios enfrenta dos cargos de agresión sexual a mano armada y otro por detención ilegal con un arma mortal

Por REDACCIÓN

MIAMI.- Un hombre sacerdote vudú de Miami enfrenta tres cargos por delitos graves, después de que la policía lo detuvo bajo la acusación de haber violado presuntamente dos veces a una mujer a punta de cuchillo.

Según el informe policial, Francisco Armenteros Palacios, de 56 años, estaba ingiriendo licor junto a la mujer en una casa de la calle 18 del noroeste, en el barrio Allapattah, en Miami, la madrugada del domingo, cuando el hombre le pidió inicialmente que le hiciera sexo oral.

Acorde con el informe, Armenteros Palacios insistió “continuamente” y la mujer le dijo “que no”, tras explicarle que ambos eran “sólo amigos”, de acuerdo con el parte oficial, a lo que el religioso habría respondido: “Tendrás sexo conmigo”.

La Policía señaló que la mujer comenzó a empacar sus pertenencias para salir, pero la puerta de la casa estaba cerrada con llave.

Según el reporte policíaco, Armenteros Palacios sacó una navaja y la mujer corrió al baño, pero el hombre le dijo que abriera la puerta o la “patearía”.

Cuchillo en mano, Armenteros Palacios le habría ordenado que se quitara la ropa y procedió “a violarla”, señaló el informe.

Continúa el reporte que la mujer le “rogó” que se detuviera, a lo que el religioso accedió. La mujer recogió sus pertenencias y cuando se disponía a irse de la vivienda, Armenteros Palacios sacó de nuevo el cuchillo y le dijo que “volviera al dormitorio” porque “no había terminado”.

Armenteros Palacios volvió a “violar” a la mujer, según la policía.

Después de terminar, la mujer pudo marcharse y se puso en contacto con la Policía, según el informe.

Armenteros Palacios dijo durante el interrogatorio que la mujer se había ido por su cuenta después de haber bebido durante unas horas. Luego cambió su historia para decir que los dos tuvieron relaciones sexuales “consentidas”.

El religioso aseguró a la policía que no tenía una navaja y que “no la encontrarían”. Sin embargo, los detectives hallaron el arma blanca “escondida bajo numerosas bolsas de plástico”, según el reporte.

Armenteros Palacios fue detenido y ahora enfrenta a dos cargos de agresión sexual a mano armada y otro por detención ilegal con un arma mortal.

¡Recibe las últimas noticias en tus propias manos!

Descarga LA APP

Deja tu comentario

Te puede interesar