MIAMI— El compromiso con la noticia, una excelente dicción y la elegancia en cámara definen a la periodista cubana Yelenis Reina. La comunicadora es el ancla femenina del programa América Noticias, en América Tevé, en sus emisiones de las 7 y las 10 de la noche junto a su colega Félix Guillermo.

En charla con DIARIO LAS AMÉRICAS, Reina se remontó a sus inicios en los medios, desde su natal Santiago de Cuba y un curso de locución que le abrió las puertas de un largo y exitoso camino.

Te puede interesar

“Termino el preuniversitario y entro en un curso de locución, y como estaba haciendo las prácticas en Radio Siboney, de Santiago de Cuba, cuando me gradúo, me quedo ahí”, recordó la periodista, que en esa misma provincia hizo el segmento Ventana de lo insólito en un programa de CMKC donde participaba Ismael Cala.

A mediados de los años noventa, Reina viajó a La Habana. “Fui casi de vacaciones a ver qué salía de trabajo. Fue algo muy fortuito y salió muy bien, gracias a Dios”, dijo. Luego, “toqué una puerta en Radio COCO, en el [edificio] Focsa, que en el mismo piso compartía con Radio Metropolitana”.

Su currículo, o resume, “era una cinta magnetofónica de aquel entonces, donde tenía las grabaciones con mi voz. Ese era mi demo”. Su voz impresionó a los directivos de noticias y ese mismo día le pidieron que comenzara a trabajar en la siguiente jornada en un noticiero radial. Más tarde se unió a Radio Metropolitana y pronto vio su agenda llena de tareas.

Pero buscaba más: “Como todo el mundo que llegaba de Santiago, quería que me escucharan en la radio nacional; era la única manera de que mi mamá y mi papá me escucharan”. Con esa meta en el horizonte siguió trabajando. “En Radio Ciudad Habana hice el informativo del amanecer junto a Sady Flor. Y una de las pocas veces que recuerdo en Cuba haber tenido un noticiero con esa dupla femenina fue en esa estación”, rememoró Reina.

Después se incorporó a las emisoras Radio Rebelde y Radio Taíno. Sobre esta última, Reina guarda una curiosa anécdota: “Cuando toco en la dirección, estoy escuchando una conversación en voz alta de dos hombres, y la secretaria me dice ‘no es un buen momento’. En eso sale uno de estos dos hombres, todo airado, y me dice ‘¿y quién tú eres?’. Le dije ‘vine a presentar mi demo porque quiero trabajar aquí’. Me dice ‘déjame oír eso’. Cuando me escucha, me dice ‘perfecto, mañana a las 12 del día tienes que estar aquí’.

Como la presentadora de ese noticiero no llegaba a tiempo al aire, al día siguiente, a las 11 y 57 le dijeron que se alistara para hacer el noticiero, y así se abrió paso en otro espacio radial. Poco después, “el tiempo hizo su magia” y la presentadora de otro programa, llamado Esta es mi música, se iba a otro programa y ella fue la elegida para asumir este puesto.

“Era un programa con la historia de la música desde la década del 40 hasta la actualidad. Me nutrió muchísimo; conocí a los grandes de la música cubana, a los que escuchaba quizás en mi casa en un disco de vinilo, pero no conocía su historia. Le tengo mucho cariño a ese programa musical”, añadió.

Llevar la voz de la radio a la televisión

Su constancia y profesionalismo le impulsaron a seguir tomando cursos de locución, al tiempo que recibía reconocimientos por su trabajo. A la televisión llegó por necesidades económicas: “Me entero de que están buscando presentadores de noticias, que en su momento era la plaza llamada locutor de cabina. Yo decía ‘no quiero estar en cámara’, pues venía de un espíritu libre de andar en short y tenis. Pero cuando me dicen que pagaban 100 pesos por turno, dije ‘esto toca’. Tenía amistades que me daban tips: ‘vas a vestuario y te pones una chaqueta que le han puesto a un montón de gente, pero no importa’”, confesó Reina, que mantuvo varios programas de radio a la vez, en el papel de locutora y de realizadora.

“Ahí tuve uno de los enfrentamientos con la realidad, donde dices ‘este no es el sistema que me estaban vendiendo, no es un sistema de derechos’. Y hasta que no te pisan el callo no sientes el dolor en tu propia carne”, detalló.

Sobre la dinámica del trabajo como locutora de cabina explicó: “Me aprendía de memoria el párrafo que había que decir, o me ponían a leer un papel que escribía X jefe en el séptimo piso y revisaba Z jefe en el octavo, hasta que baja a tus manos aquel papel caliente que dice algo que debes leer textualmente. Y eso se refería a los discursos de Fidel Castro”.

Como agregó: “En su momento era una retransmisión del desfile del 1ro de Mayo. Había una cifra de asistentes a la plaza, ‘más de cuatrocientas mil personas’. Y lo que dije al aire fue ‘más de cuatrocientas personas’. Casi se cae Troya. Se armó un hormiguero, las personas bajaban, corrían; no terminé hasta quedar en la oficina del jefe. A mí no me arrestaron porque Dios fue grande, pero me sancionaron. Mi jefa Mercedes Naranjo, en aquel entonces, intervino por mí. Gracias a ella solo estuve sin trabajar tres meses”.

Comenzar de nuevo en Estados Unidos

En 2003 Yelenis Reina se embarcó en el difícil camino de la emigración. A través de México, cruzó la frontera hacia Estados Unidos. “El proceso, la transformación que uno sufre al cruzar la frontera, eso fue lo más brusco”, contó Reina, que estuvo por cuatro días en un centro de detención donde vistió el uniforme anaranjado de los presos.

“Este nombrecito de la ‘Generación Y’ cubana a los estadounidenses no se les da bien. Mi oído no estaba tan afinado con el inglés como ahora. Quizás me hayan llamado los tres días, pero yo no me paré”, recordó la periodista, que salió de Cuba con unas 116 libras y entró a EEUU con 95. “Era ojos y pelo”, reveló.

Como subrayó, “uno sufre una transición porque te estás despegando de la placenta, es otro nacimiento. Tienes que tomar la decisión pero no te enteras de la magnitud de esa decisión, que es emigrar, exiliarte”.

Enfocada y con su talento como carta de presentación, comenzó a escuchar las emisoras de radio y a llevar su currículo a cada una. “De pronto un colega me dijo ‘están buscando voces en español para hacer el tiempo y el tránsito’. Fui hasta allá y empecé a trabajar en Metro Traffic Network”, de modo que comenzaron a escuchar su voz también en las estaciones de radio locales, WQBA, Caracol y Mambí.

Su primer trabajo como presentadora de noticias fue en TeleMiami. Primero fue reportera en un programa de Agustín Acosta, y luego se convirtió en la primera presentadora de noticias que tuvo Telemiami, junto a René Pedrosa en un inicio y luego con José Luis Nápoles. Para Reina fue una experiencia única porque fue el primer noticiero en televisión en el que trabajaba. Por eso, siempre agradece a los dueños, José Carlos Prado y a su esposa Judith Prado, “que no solo me dieron esa gran oportunidad sino que me hicieron sentir como parte de su familia”.

Además, pudo “conocer la presentación de noticias en un país con libertad, donde pasa esta noticia y se dice, se verifica y se divulga, no se está viendo cómo se disfraza. Ahí dije esto sí es presentar noticias, no era aquello que yo creía, que te filtraban, te escudriñaban para ver si lo estabas diciendo como ellos querían en Cuba”.

Inquieta y con un sentido de superación que le ha hecho entrenarse en disímiles terrenos, Yelenis Reina también se desempeñó como productora, fue parte de un programa informativo en WQBA, luego sumó experiencia en el canal de televisión Univision 23, hasta que llegó a la que es hoy su casa: América Tevé.

“Yo miraba mucho América Tevé, que tenía y tiene un equipo de periodistas llenos de ganas de hacer y darlo todo por las noticias. Estuve como reportera desde el 2009, por unos tres años. Luego hizo falta la sustitución de una de las presentadoras y me dijeron ‘prepárate para que un día vengas a sustituirla’. Un día me dicen, ‘ven, que te toca presentar noticias’. Tuve que correr a mi casa a bañarme e ir con el pelo empapado hacia allá para presentar los dos noticieros, de las 5 pm y las 10 pm. Eso fue a principios de 2011. Otro de esos grandes momentos que he vivido en Miami”, resaltó.

Embed

Compromiso con la verdad

Según declaró, el trabajo del periodista enfrenta el desafío de la velocidad: “Estaba leyendo recientemente unas estadísticas y casi el 56% de las personas consumen media hora de noticias a través de las redes al día. ¿Cómo se le puede dedicar a tantas redes solo media hora? El nivel de atención y de búsqueda de esas personas que consumen las noticias a través de las redes son titulares, reseñas”.

Ahora bien, “cuando en televisión o en radio le toca a uno verificar sus fuentes, no debe valerse de las redes sociales; uno tiene que verificar la noticia, pero con fuentes fidedignas, agencias de noticias establecidas. Esa es mi base”.

“No tengo que hacer de juez y de fiscal, tengo que decir lo que está pasando. El consumo de información a través de redes es peligrosísimo. Nos están haciendo el trabajo un poco más difícil también. Las redes son un arma de doble filo, porque pueden tener el mejor titular del día, pero a veces lo exageran y le ponen datos que no son para adquirir más tráfico y que entren más visitantes”, sumó.

https://graph.facebook.com/v8.0/oembed_post?url=https%3A%2F%2Fwww.facebook.com%2Fwatch%2F%3Fv%3D140656734946341&access_token=EAAGZAH4sEtVABAIolZC3VY7a7eyJRzohITYWdCp9skFt6wLSXQmZCrtDb0oZCGGOECdscv2CKquW7BqoZAjz0g5hJA0jOzyXZA1ctVOx8xKiqumJzDBFW0loDJGhAkurglqy3AbKmEXRq5kkNGKTerJyroL0MuLXcS2DGe4TEXuwZDZD

Hola de Jueves. La ampliación de estas y otras informaciones a las 7 y 10pm de @americateve41 #graciasporlasintonía

Publicado por Yelenis Reina en Jueves, 23 de septiembre de 2021

En torno a la idea de que hay una crisis en la televisión, Reina enfatizó que “no es crisis, lo que hay es más competidores en el mercado, y hay que empezarse a repartir el porcentaje de audiencia. No creo que ninguna aplicación informativa ni la internet hagan desaparecer la televisión”.

En su opinión, “el papel del periodista sigue siendo el mismo de antes, un periodista tiene que salir a buscar la información a la calle, tiene que estar ahí, esa es la persona que tiene que constatar los hechos. A mí me traen un papel a la mesa, pero al periodista que fue al lugar tengo que llamarlo y preguntarle, porque esa persona son mis ojos. El periodista es la cara del informativo y el reportero es quien va a buscar la noticia”.

Por eso, defiende ante todo el rigor del periodista como garante de un producto de calidad. Es así que a los jóvenes que se inclinan por esta profesión “les diría que presten la atención, que hagan la tarea, que vayan a hacer el internship en cada uno de los departamentos. Tu vida es este negocio, tienes que dedicarle tiempo, porque no puedes andar nada más de voy a hacer el noticiero porque me quiero poner el vestido de esta marca. Tienes que darle el tiempo máximo que puedas darle”.

Como acotó, “al periodismo tienes que amarlo y dedicarle tiempo, esto es un bicho que te pica. Si te picó y tienes ahí dentro eso que te dice ‘vamos’, pues vaya. Pero tienes que amar la información. Tiene momentos tristes, tiene momentos felices, tiene muchas etapas, porque te enfrentas a situaciones que no quisieras ni haber mencionado”.

De esos “momentos trágicos” indicó que “no quisiera ni presentarlos porque se me pone un nudo en la garganta. Como el caso de Parkland, son cosas que te marcan, te dejan mucho dolor entre un lado del pecho y la espalda. Narramos los hechos como son, son reales, y no todos los hechos reales son bonitos. De eso se trata”.

 

Diario Las Américas no se hace responsable de las opiniones emitidas por los lectores; sin embargo, exhorta a evitar el lenguaje vulgar u ofensivo contra terceros. Nuestra empresa se acoge al derecho de eliminar cualquier comentario que viole estas normas.

Diario Las Américas is not responsible for the opinions issued by the readers; however, it urges to avoid vulgar or offensive language against third parties. Our company is entitled to remove any comments that violate these rules.

Deja tu comentario

Se está leyendo

Lo último

Encuesta

¿Debería el gobernador DeSantis emitir medidas sanitarias de carácter obligatorio para todo el estado? 41.92%
¿Las medidas deberían ser potestad de los gobiernos locales según se requieran? 30.29%
¿Las medidas sanitarias deben ser decisión individual de cada persona? 27.79%
65399 votos

Las Más Leídas