Actualizada domingo 20 de agosto de 2017

BARCELONA.- Al menos 13 personas murieron el jueves en Barcelona cuando una furgoneta atropelló a varios peatones en una de las calles más turísticas de la ciudad. Un segundo atropello dejó otro muerto durante la madrugada en Cambrils, a 130 kilómetros de Barcelona.

España decretó tres días de luto oficial. "No solo estamos unidos en el duelo. Estamos sobre todo unidos en la voluntad firme de vencer a quienes quieren arrebatarnos nuestros valores y nuestro modelo de vida", dijo en una declaración institucional en Barcelona el presidente del Gobierno español, Mariano Rajoy.

Desde este jueves y hasta las 24:00 horas de este domingo 20 de agosto "la bandera nacional ondeará a media asta en todos los edificios públicos y buques de la Armada", señaló el líder conservador en Barcelona en su primera comparecencia pública desde el atropello masivo.

Estos son los datos confirmados sobre ambos incidentes y los puntos que aún permanecen abiertos:

Lo que se sabe hasta ahora:

LOS HECHOS: Poco antes de las 17:00 horas (15:00 GMT) del jueves, una furgoneta blanca atropelló indiscriminadamente a varios peatones en la Rambla de Barcelona, la calle más emblemática y turística de la ciudad nororiental, circulando a gran velocidad entre 350 y 500 metros. Trece personas murieron en el ataque.

Ya en la madrugada del viernes, otro vehículo intentó atropellar a peatones en la localidad costera de Cambrils, a algo más de 100 kilómetros de Barcelona. Llegó a herir a siete personas, una de las cuales murió el viernes, pero la Policía frenó el vehículo y abatió a cinco presuntos terroristas. Los atacantes llevaban chalecos explosivos falsos y atacaron a sus víctimas con cuchillos y un hacha.

EL MOTIVO: Los Mossos d' Esquadra, la Policía de Cataluña, confirmaron poco después del ataque de Barcelona que lo trataban como atentado terrorista. La milicia radical Estado Islámico (EI) reivindicó luego ambos ataques.

LAS VÍCTIMAS: Hasta ahora hay confirmados 14 muertos y 132 heridos. La cifra de víctimas mortales podría aumentar porque hay más de una decena de heridos en estado crítico. Las víctimas son de 34 nacionalidades diferentes, según los servicios de emergencias. De los 132 heridos, 81 fueron dados de alta y 51 siguen internados, diez de ellos en estado grave.

Hasta ahora se ha identificado a 12 de los 14 fallecidos: cuatro españoles, una hispano-argentina, una belga, dos italianos, dos portuguesas, un estadounidense y un niño australiano-británico de siete años que en un primer momento se dio por desaparecido. Las identificaciones se completarán mañana.

LOS DETENIDOS: Tres marroquíes y un español de entre 21 y 34 años fueron detenidos en las localidades de Ripoll (unos 100 kilómetros al norte de Barcelona) y Alcanar (unos 200 kilómetros al sur de Barcelona). Ninguno de los cuatro arrestados tenía antecedentes por delitos vinculados al terrorismo.

LA CASA DE ALCANAR: En la vivienda se hallaron más de 100 bombonas de butano (garrafas de gas) y sustancias" vinculadas "directamente" con los explosivos que suele utilizar el Estado Islámico. Su detonación fortuita la noche del miércoles evitó un atentado "de mayor alcance" que incluyera bombas, revelaron los Mossos. Los terroristas planeaban desde hace meses atentar en uno o más lugares de Barcelona.

LA CÉLULA YIHADISTA: Los investigadores dan por hecho que detrás de los atentados hay una célula organizada formada por 12 personas: los cuatro detenidos, los cinco abatidos, el sospechoso de haber conducido la furgoneta del atropello, actualmente prófugo, y dos personas que "muy probablemente" murieron en la explosión de Alcanar. El Gobierno catalán dio hoy por "neutralizada" la célula, aunque admitió que no sabe dónde puede estar el sospechoso huido.

LOS VEHÍCULOS: La Policía investigó al menos tres vehículos: la furgoneta utilizada para el atropello de Barcelona, propiedad de una empresa de alquiler, una segunda furgoneta de alquiler hallada en la localidad de Vic, a 70 kilómetros de Barcelona, y el vehículo utilizado en el ataque de Cambrils.

LA REPERCUSIÓN POLÍTICA: El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, el rey Felipe VI y el jefe del Gobierno catalán, Carles Puidgemont, presidieron el viernes un minuto de silencio en el centro de Barcelona que acabó con la multitud cantando: "¡No tengo miedo!". Hoy participaron en una misa por la paz y la concordia en la emblemática basílica de la Sagrada Familia en Barcelona.

Lo que no se sabe

EL PRINCIPAL SOSPECHOSO: Quién conducía la furgoneta que mató a 13 personas en Barcelona es una de las grandes incógnitas de la investigación. Tras manejar otras hipótesis, la Policía apunta ahora a Younes Abouyaaqoub, un marroquí de 22 años.

EL IMÁN DE RIPOLL: El imán de Ripoll, la localidad catalana donde fueron detenidas tres personas en relación con los atentados, podría haber sido el responsable de radicalizar a los jóvenes, según la prensa. No está claro si está prófugo o si murió en Alcanar.

EL MISTERIOSO VEHÍCULO CON UN MUERTO: Tras el atropello masivo en Barcelona, un vehículo intentó saltarse un control policial en esta ciudad y los agentes dispararon contra él. Poco después, se halló el vehículo con una persona muerta por arma blanca en su interior. La Policía explicó que no tiene elementos suficientes para vincular el suceso con los atentados. El gran interrogante es la identidad del conductor, quien podría haberse dado a la fuga. Una de las hipótesis que manejan los medios es que el vehículo fuera utilizado por uno de los terroristas para huir y que éste apuñalara a su propietario.

FUENTE: dpa

Aparecen en esta nota:

 

Deja tu comentario