BELO HORIZONTE.- Una niña de cuatro años falleció hoy por la mañana y se convirtió en la décima víctima fatal del atentado perpetrado el jueves 5 de octubre en una guardería infantil en la ciudad de Janaúba, en la región central de Brasil.

Según informa el diario "Folha de Sao Paulo", el Cuerpo de Bomberos confirmó el deceso de Talita Vitória Bispo en el hospital de Belo Horizonte al que había sido trasladada.

Así, ya son diez los muertos por el incendio provocado por el guardia del establecimiento: ocho niños, todos de cuatro años, una profesora y el propio autor del ataque.

Varios niños y adultos, además, continúan internados como consecuencia del atentado. Algunos se encuentran en estado grave y con respiración asistida.

Según la Policía, el incidente comenzó cuando el guardia de seguridad, de 50 años, fue al lugar del hecho para hablar con la directora del establecimiento.

Entonces, el hombre, que había pedido una licencia médica, se dirigió a una de las salas de clase y, luego de tirarse sobre sí mismo un líquido inflamable, se prendió fuego y comenzó a abrazar a niños que estaban a su alrededor.

El ataque causó una profunda conmoción en Brasil. Una multitud participó en los velorios que se llevaron a cabo este viernes, un día después del atentado, en Janaúba, una ciudad de 72.000 habitantes.

FUENTE: EFE

Aparecen en esta nota:

 

Deja tu comentario