BRASILIA.- El Tribunal Superior Electoral (TSE) de Brasil comenzó a juzgar hoy la candidatura presidencial de Luiz Inácio Lula da Silva, que puede ser vetada por la situación judicial del exmandatario, en prisión y condenado a doce años por corrupción.

Lula fue registrado como abanderado del socialista Partido de los Trabajadores (PT), pero el tribunal ha recibido 17 impugnaciones en contra, todas apoyadas en normas electorales que impiden postular a una persona con una condena confirmada en segunda instancia, como es su caso.

En la audiencia serán analizados los alegatos presentados por la defensa de Lula, que entre sus diversos argumentos citó una decisión no vinculante del Comité de Derechos Humanos de las Naciones Unidas, que pide garantías para su participación en las elecciones del 7 de octubre próximo.

La decisión final estará en manos de los siete miembros del TSE y dependerá de que se forme una mayoría simple para que la candidatura sea aceptada o rechazada.

Lula ingresó en prisión el pasado 7 de abril, condenado a doce años por corrupción y lavado de dinero en asuntos vinculados a los escándalos en la estatal Petrobras, de los que se habría beneficiado con un apartamento de playa entregado en forma de comisión por una constructora, una acusación que la justicia consideró probada.

Desde entonces, alega inocencia y se dice víctima de una supuesta "persecución política" que tendría como objetivo impedir que vuelva al poder, algo que las encuestas de cara a las elecciones de octubre próximo indican que sería un hecho si pudiera postular.

Según los sondeos, Lula tiene cerca de un 40 % de las intenciones de voto, seguido por el ultraderechista Jair Bolsonaro, con en torno al 20 % de las preferencias.

En el caso de que Lula no pueda participar, Bolsonaro lidera con una tasa de apoyo también cercana al 20 %, seguido por la ecologista Marina Silva, con 16 %, y el socialdemócrata Geraldo Alckmin y el laborista Ciro Gomes con entre un 9 % y 10 %.

Si finalmente el TSE se inclinase por vetar la candidatura del exmandatario, éste seguramente será sustituido por el exalcalde de Sao Paulo y exministro de Educación Fernando Haddad, quien integra la fórmula del PT como candidato a vicepresidente.

La decisión que adopte hoy la justicia electoral también podría evitar la aparición de Lula en los espacios gratuitos que, a partir de mañana, cada candidato presidencial tendrá en la televisión, que es el principal medio de propaganda política en el país.

FUENTE: EFE
 

Deja tu comentario

Se está leyendo

Lo último

Encuesta

¿Cree que el reconteo de votos en Florida despejará las dudas sobre el ganador en el senado y la gobernación?

Las Más Leídas