MANAGUA.- Un organismo humanitario no gubernamental de Nicaragua denunció este martes que sus activistas fueron agredidos por oficiales de la Policía Nacional cuando participaban en un plantón por la liberación de los "presos políticos", en medio de la crisis que vive el país y que ha dejado cientos de muertos desde abril.

"El Centro Nicaragüense de Derechos Humanos (Cenidh) denuncia la agresión que oficiales antimotines realizaron contra nuestros defensores y defensoras de derechos humanos que acompañaban a familiares de presos y presas políticas que este martes tenían programadas audiencias en el Complejo Judicial de Managua", indicó esa ONG, critica con el Ejecutivo, en una declaración.

Según ese organismo, "durante la inusitada agresión cuatro policías nos arrebataron violentamente la manta que el Cenidh ha utilizado para exigir la libertad de los detenidos violando nuestro derecho a la libertad de expresión y reclamo de justicia".

Sostuvo que en la entrada de los juzgados, el equipo del Cenidh, junto a familiares y defensoras de otras organizaciones, fueron "acorralados por más de 100 antimotines y al menos 10 patrullas de la Policía con el fin de amedrentarnos en una clara obstaculización a nuestro derecho a defender derechos".

"Con esta agresión, el Gobierno Ortega-Murillo, a través de la Policía Nacional, demuestra su desesperación y lo único que le queda es intimidar y coartar la libertad de expresión tanto para defensores de derechos humanos como a periodistas y medios de comunicación a quienes una vez más también se les impidió la cobertura de los juicios", señaló esa ONG.

Ante estas violaciones por parte del régimen, continuó el Cenidh, "se exige el cese inmediato del asedio y la represión y reitera su decisión de seguir con el mismo compromiso defendiendo los Derechos Humanos de los y las nicaragüenses".

Un grupo de defensores de los derechos humanos y manifestantes de Nicaragua realizaron este martes en Managua un plantón para exigir la libertad de cientos de "presos políticos", capturados en el contexto de la crisis sociopolítica que atraviesa el país.

Varias decenas de activistas, en su mayoría integrantes del Cenidh, se plantaron junto al portón del Complejo Judicial de Managua para demandar que sean liberados los 552 a 558 "presos políticos" que están en las cárceles de Nicaragua, según los organismos humanitarios.

El plantón se dio mientras los líderes campesinos Medardo Mairena y Pedro Mena, así como dos grupos de estudiantes universitarios, eran juzgados a puertas cerradas dentro del Complejo Judicial, situado en el norte de Managua.

Los campesinos y estudiantes no son considerados presos políticos por el régimen sino "terroristas" y "golpistas".

Según un informe emitido este lunes por el Ministerio de Gobernación, existen 273 "terroristas" capturados en el marco de la crisis.

Las cifras del régimen y de los organismos humanitarios también difieren en el número de muertos, ya que mientras los datos estatales informan de 199 víctimas, los defensores de derechos humanos estiman entre 325 y 528.

La oficina del Alto Comisionado de Naciones Unidas para los Derechos Humanos (Acnudh) y la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) han responsabilizado al régimen de "más de 300 muertos", así como de ejecuciones extrajudiciales, torturas, obstrucción a la atención médica, detenciones arbitrarias, secuestros y violencia sexual, entre otras violaciones a los Derechos Humanos.

Ortega niega la responsabilidad y mantiene que sufre un intento de "golpe de Estado".

Las protestas contra Ortega y su esposa, la vicepresidenta Rosario Murillo, comenzaron el 18 de abril pasado por unas fallidas reformas de la seguridad social y se convirtieron en una exigencia de renuncia.

FUENTE: EFE

Aparecen en esta nota:

 

Deja tu comentario

Se está leyendo

Lo último

Encuesta

¿Cree que el reconteo de votos en Florida despejará las dudas sobre el ganador en el senado y la gobernación?

Las Más Leídas