MIAMI.- Cuando Sofía llegó a la vida del presentador Alberto Sardiñas, todo cambió. En su faceta de padre, junto a su esposa Fay Rosenfeld, el venezolano ha aprendido a amar a un nivel mucho más profundo, pues, como afirmó, “ser papá significó un antes y un después en mi vida”.

Sardiñas tiene una apretada agenda de trabajo que se reparte entre la radio, la televisión, las conferencias y su contacto con el público a través de las redes sociales. Pero entre todas sus actividades siempre encuentra tiempo para su familia y, sobre todo, para su pequeña hija.

Te puede interesar

“Durante toda mi vida siempre las decisiones habían sido en función de qué yo quería hacer, lograr, qué estaba buscando, y luego, obviamente, al casarme eran los planes de mi esposa y míos”, confesó Sardiñas, quien desde 2006 presenta su programa Íntimo en la emisora 107.5 Amor, a partir del cual publicó su libro, El poder de tu historia.

Asimismo, dijo que después de que nació la niña “todos los planes pasan por el filtro de qué es lo mejor para nuestra hija. Empiezas a tomar un montón de decisiones que tienen que ver con ella como niña, desde la escuela, el day care, de por qué razones la vas a regañar, si debes ser flexible o no, cómo le enseñas una lección, cómo encuentras el balance entre qué tan duro hay que ser para que aprenda, versus darle todo el amor que le quieres dar”.

Justamente, esa entrega se la debe a la educación que recibió en su casa. Nunca olvidará el apoyo de su familia cuando comenzó a trabajar en los medios de comunicación. Una de las tantas anécdotas que atesora es la compañía de su padre. Sardiñas tenía 17 años y, como menor de edad en Venezuela, no podía conducir después de las 8 p.m. Su padre lo llevaba a la emisora y se quedaba en el auto mientras oía el programa.

Sobre los consejos familiares y de los amigos que suelen compartir sus experiencias en la crianza de los hijos, señaló:

“He aprendido que no todo funciona igual para todo el mundo, hay cosas que funcionaban para mis padres que a lo mejor no funcionan hoy en día. También he aprendido que cometiendo errores se aprende. Uno a lo mejor dice: ‘bueno, ¿por qué mi papá o mi mamá no me dieron cierta cosa o no me complacieron?’, y uno se da cuenta que dentro de eso hubo aciertos, hubo errores, y que también uno lo va a hacer”.

Es por eso que trata de “aprender de la experiencia, de qué puede aprender ella de una lección que le damos. Como suelo decir: el amor, como padre, mi primer instinto para todo. A partir de ahí vienen los gestos de amor, la disciplina, enseñarle a defenderse, ponerme de acuerdo con mi esposa, porque es lógico que uno piense diferente”. Además, “tener un frente unido, de los dos, saber a qué le decimos que sí y a qué no”.

En la actualidad, una de las mayores preocupaciones de los padres es que sus hijos estén protegidos y sepan defenderse en un mundo lleno de desafíos. Sin embargo, aunque Sardiñas está consciente de que él y su esposa quieren darle las herramientas a Sofía para que sea una guerrera, también tiene mucha fe en que su hija sabrá mirar el mundo de una forma positiva.

“Hay que prepararlos para que se defiendan, pero también quiero que ella aprenda que en el mundo abunda el bien. La gente mala hace mucho ruido, pero lo que más hay es gente buena, que te quiere ayudar, a quien puedes ayudar”, afirmó el presentador, que es parte del programa de televisión El News Café, transmitido por UniMás y Univision 23.

Compartir tiempo con su pequeña y su esposa le hace disfrutar su papel como padre. Además, según confesó, “me ha hecho tomar más pausas y disfrutar más el momento. Entender que no todo tiene que ser un gran plan, ni todo tiene que ser trabajo. Puedo ser más espontáneo, disfrutar el momento, que cada minuto con mi hija cuenta y ella lo agradece. Me ha enseñado a vivir mucho más el momento, el día a día”.

Para quienes se aventuran a una nueva etapa como padres, aconseja “tener paciencia. A uno no se le puede olvidar cómo es ser niño, y a veces estamos tan apurados queriendo arreglarlo todo, que se nos olvida que las reacciones de un hijo son reacciones de un niño, de alguien que no ha pasado por una serie de experiencias, son reacciones inocentes, y lo que tienes es que enseñarles”.

En torno a la educación y cuáles son las actividades que realiza con su hija, señaló que siempre busca “que no haya extremos, que ella pueda disfrutar y aprovechar de las cosas que pueda aprender de la tecnología, pero que también pueda disfrutar un juego de mesa. Le encanta el rompecabezas”.

“Tengo la costumbre de leerle uno o dos libros todas las noches. La rutina diaria es que yo le leo y mi esposa la acompaña hasta que se duerma. Eso le fomenta el hábito de la lectura y trato de que elija libros en español”, agregó el presentador caraqueño.

Para Alberto Sardiñas el Día de los Padres es para estar en familia y celebrar por partida doble.

“Esa día cae muy pegado a mi cumpleaños, que este año es el sábado 15. Dependiendo de los planes, varía, pero lo importante es estar en familia. Para el Día de los Padres no importa tanto cuál es el plan, sino con quién se pasa”, enfatizó.

Aparecen en esta nota:

 

Diario Las Américas no se hace responsable de las opiniones emitidas por los lectores; sin embargo, exhorta a evitar el lenguaje vulgar u ofensivo contra terceros. Nuestra empresa se acoge al derecho de eliminar cualquier comentario que viole estas normas.

Diario Las Américas is not responsible for the opinions issued by the readers; however, it urges to avoid vulgar or offensive language against third parties. Our company is entitled to remove any comments that violate these rules.

Deja tu comentario

Se está leyendo

Lo último

Encuesta

¿Debería el gobernador DeSantis emitir medidas sanitarias de carácter obligatorio para todo el estado? 40.82%
¿Las medidas deberían ser potestad de los gobiernos locales según se requieran? 32.35%
¿Las medidas sanitarias deben ser decisión individual de cada persona? 26.83%
12853 votos

Las Más Leídas