MIAMI.- Francisca Lachapel es uno de los nuevos rostros más queridos de la cadena Univisión. Allí conduce el show matutino Despierta América hace casi tres años, espacio que no solo le ha permitido entrar a millones de hogares hispanos, sino además desarrollarse como presentadora y actriz, explotando su hilarante personaje de “Mela la Melaza”, con el que conquistó al público estadounidense cuando fue coronada como reina del reality show Nuestra Belleza Latina (2015).

Genuina y resuelta, la animadora criada en la humilde localidad de Azua, República Dominicana, cierra el año con broche de oro presentando su primer libro Una reina como tú, éxito que suma al del lanzamiento de su perfume Be Authentic by FRANCISCA LACHAPEL, dos sueños concretados durante el 2017, año en el que la joven pudo consolidar su corta pero prometedora carrera.

Haciendo un balance ¿qué tal te fue el 2017? ¿Estás conforme con lo que deja?

Este fue un año maravilloso gracias a Dios. A nivel profesional me pasaron muchas cosas. Logré grabar la novela Despertar contigo (Televisa), fui parte del elenco de la película El fantasma de mi novia junto a William Levy y otros grandes actores. Además, lancé un perfume y un libro ¡¿qué más puedo pedir?!

¿El acercamiento a la actuación es parte de un nuevo giro para tu carrera o seguirás desarrollándote como presentadora en el año 2018?

Realmente ser conductora de televisión nunca fue una meta en mi vida. Siempre quise ser actriz de telenovelas, ni siquiera quería llegar a Hollywood, me gustaba el melodrama, llorar, los galanes (risas). No obstante, cuando entré al mundo de las comunicaciones me enamoré de este oficio, sin embargo, estoy consciente de que todavía hay mucho que aprender.

Por lo pronto me siento orgullosa de ser parte de esta escuela de cuatro horas en vivo que es “Despierta América”, pero la realidad es que en esencia soy una actriz y en un futuro me gustaría explotar mucho más esa área, más allá de lo que hago con “Mela” en el programa.

En Despierta América te ha pasado de todo, desde sufrir problemas con el vestuario hasta desmayarte ¿Cómo logras seguir sonriendo en cámara y tomar cada percance con humor?

Después de haber estado viviendo indocumentada en este país, de no haber tenido dónde dormir ni qué comer, cualquier cosa que pase es nada (risas). Las mismas experiencias de la vida me han hecho más fuerte y ver todo con sentido del humor. Aunque también sacar la parte jocosa de cada situación es algo muy típico de los dominicanos.

Y tras casi tres años en el programa, ¿qué te ha enseñado “Despierta América”?

He aprendido a ser responsable. Pareciera que estar ahí es el trabajo más divertido del mundo, que no conlleva mayor esfuerzo, pero no, realmente es un gran compromiso. Es verdad que cantamos y nos reímos mucho, pero es muy intenso y sacrificado. Yo nunca había estado tan comprometida con nada como lo estoy con este programa.

Pero más allá del show, he aprendido de Luz María Doria (vicepresidenta y productora ejecutiva de Despierta América). Ella me ha enseñado a no tener miedo. De hecho, ella nos prohíbe esa palabra y tiene mucha razón en hacerlo. Eso me ha hecho darme cuenta de que soy la miedosa más valiente del mundo, de que si me lo propongo puedo superar cualquier obstáculo que se presente.

Se sabe que la industria de la televisión es muy inestable, ¿desarrollar tu faceta empresarial lanzando un perfume ha sido también para buscar más equilibrio económico?

Soy tauro y a mi signo le encanta la estabilidad. Sin embargo, no le tengo miedo a los cambios. Después de haber logrado entrar a Nuestra Belleza Latina y ser parte del programa número uno en español en las mañanas, me di cuenta de que no existen límites para soñar. Y nunca quiero dejar de soñar, por eso siempre busco retos en mi carrera.

Aunque, por supuesto, quiero estar segura, pero con todo lo que he pasado en mi vida no le tengo miedo a nada, mucho menos a los cambios. Siempre estoy lista para volar.

Tu perfume lleva por nombre Be Authentic (Sé auténtica) ¿esa frase es también en un lema en tu vida?

Sí, yo siento que todos los seres humanos nacemos con un regalo especial. Dios nos da una personalidad y debemos mostrarla al mundo. A veces por miedo a las críticas uno esconde ese regalo, pero no debe ser así porque la única forma de conseguir los sueños es siendo quien realmente somos. Yo soy una prueba de ello, llegué a Nuestra Belleza Latina tal cual, sin fingir, sin dármelas de modelo ni mucho menos de intelectual, fui auténtica y eso lo premió la gente.

¿Y qué te motivó a escribir Una reina como tú, una autobiografía siendo tan joven?

Compartir el mensaje de que todo es posible y de que hay que tener fe. Por eso en el libro hablo de todo, narro experiencias que no me había atrevido a contarle a nadie, momentos duros en los que no veía la luz, en los que pude haber terminado muy mal… Pero lo importante de esto es que de cada prueba que tuve aprendí una lección, y esa moraleja era un deber compartirla.

¿Cuáles son tus metas para el 2018?

Quiero enriquecerme más a nivel espiritual y académico. Este año casi no tuve tiempo de parar porque gracias a Dios hubo mucho trabajo. He postergado anhelos como formar una familia, quiero estabilizarme y poder equilibrar de mejor forma la vida personal y profesional.

Aparecen en esta nota:

 

Deja tu comentario

Se está leyendo

Lo último

Encuesta

¿Cree que el proyecto de estadio de David Beckham en las cercanías del Aeropuerto de Miami debe ser aprobado?

Las Más Leídas