MIAMI.- El talento y la dedicación de la periodista cubana Maylin Legañoa se reflejan en cada uno de sus trabajos. Tras casi cinco años en EEUU, ha logrado ganarse un espacio en el corazón de los televidentes del sur de la Florida a través del canal Telemundo 51.

Legañoa, que ha cubierto noticias de última hora, ha visitado a quienes necesitan ser escuchados y ha reportado desde el filo de un huracán, ahora se enfrenta a la maravillosa aventura de ser madre. Y lo hace con una pasión desbordada y el anhelo de darle a su hijo, Marcel, todas las oportunidades que quizás ella no tuvo.

Te puede interesar

“Es una etapa totalmente nueva; es la primera vez que voy a ser mamá y era algo que deseaba muchísimo junto a mi esposo. Pero es difícil cuando lo pones junto a la profesión. Trato de lidiar con mi trabajo y con el regalo de ser madre, porque no dejo de pensar en el televidente, en qué reportaje puedo hacer”, dijo Legañoa a DIARIO LAS AMÉRICAS.

Sin embargo, en medio del ajetreo en casa en torno a la fase final de su embarazo, la periodista aprovecha al máximo su tiempo libre y se alista para asumir su nuevo rol y conocer el amor infinito e incondicional de una madre hacia su hijo.

“A la par voy disfrutando, voy preparando lo que será el área del bebé, con su ropita y sus cosas. Es una etapa de descubrimiento, de preparación, de escuchar muchos consejos. Como dice el dicho, todo el mundo quiere que hagas lo que ellos hicieron o no hicieron, pero al final uno recoge todo ese aprendizaje y cada experiencia es única”, afirmó la futura mamá, que espera dar a luz en junio.

La reportera tiene la dicha de contar con la ayuda de su madre, a quien considera su mejor ejemplo a seguir. “Tengo a mi mamá cerca en esta etapa de los sonogramas, consultas. Ella está pendiente, me dice que pregunte, que no me quede con dudas, me aconseja. Ella tuvo tres hijos y me transmite esa experiencia”, afirmó Legañoa, que tiene dos hermanos varones.

“Mi madre me apoya mucho, me aconseja, está pendiente todo el tiempo de lo que puede pasar, de cómo será esa primera etapa del recibimiento. Es una ayuda indiscutible y primordial. El ejemplo de madre lo tengo en ella hasta el sol de hoy. Cada experiencia es única, pero la ayuda de la madre es más que necesaria, más que de cualquier amigo, muchas veces más que hasta de la misma pareja. El rol de madre más deseado de repetir es el de mi mamá”.

Sin embargo, tiene también una segunda familia entre los productores y sus colegas de Telemundo 51.

“Uno pasa casi más tiempo despierto en la calle, con los camarógrafos, editores, productores, todo el equipo de realización de noticias, y ciertamente se convierte en una familia, porque son 9 horas compartiendo, no solo el contenido de trabajo, sino: ‘cómo te fue ayer’, ‘vamos a almorzar juntos’, ‘vamos a tomar un café’. Yo disfruto mi trabajo, me gusta oír, compartir, conocer todas las historias de la gente, es una conjunción bastante agradable”, contó.

Legañoa y su esposo esperan que su hijo sea, sobre todo, un niño sano, y también anhelan que tenga acceso a todas las oportunidades de estudio, de superación y de crecimiento posibles.

“Su papá y yo vamos a estar para aconsejarlo. Los padres siempre dicen: ‘yo lo voy apoyar en todo lo que quiera hacer, si quiere ser músico, si quiere ser poeta’. Y claro que lo vamos apoyar como hacen todos”, afirmó la periodista.

“Quiero guiarlo y aconsejar como hicieron mis padres conmigo, ver cuál es el mejor camino, la mejor opción. Creo que ese es el futuro ideal que voy a querer para mi hijo, porque imponer no es la mejor manera de educar. Y ya el tiempo lo dirá, todavía es muy pequeñito, por más que uno piense en el camino, todo puede cambiar. Lo principal es que vaya aprendiendo y conociendo lo que es la vida, al principio con el resguardo de sus padres y luego poco a poco por sí mismo”, recalcó.

En torno a la invasión de la tecnología en la vida actual, indicó que no quiere que su hijo sea dependiente de los videojuegos y las pantallas.

“Los niños pierden demasiado tiempo en eso, a veces por comodidad de los padres, porque están de visita en un sitio, o no los pueden atender y es más fácil ponerles el televisor o el tablet. Quiero que juegue en el patio, a la pelota, a la rueda-rueda, juegos más interactivos. Y voy a abogar por eso para que sea un poquito más inteligente, independiente. Le va abrir el campo de pensamiento y creatividad mucho más que con un teléfono delante”.

Aparecen en esta nota:

 

Deja tu comentario

Se está leyendo

Lo último

Encuesta

¿Considera que el régimen cubano está relacionado con la droga hallada en Panamá dentro de unos contenedores con destino a Turquía?

No
No sé
ver resultados

Las Más Leídas