CANNES.- El empoderamiento de la mujer es un tema del que no se deja de hablar en los últimos tiempos y las dos películas que el Festival de Cannes mostró hoy a concurso son sendas muestras de ello: "Three Faces", del iraní Jafar Panahi, y "Les Filles du soleil", de la francesa Eva Husson.

Panahi, el director al que las autoridades iraníes prohibieron trabajar y viajar fuera del país durante 20 años tras criticar al Gobierno en 2009, fue uno de los pioneros en este tema, pues ya trató la situación de la mujer en su país en su debut "The White Balloon" (1995), con la que ganó la Cámara de Oro en Cannes a la mejor ópera prima.

Y de nuevo aborda ese mismo tema en "Three Faces", la cuarta película que rueda desde la inhabilitación. La cinta se centra en la historia de una provinciana (Marzieh Rezaei) que quiere ser actriz, pero ante la negativa de parte de su familia a que se vaya a Teherán, donde ha conseguido entrar en una selectiva universidad, envía un misterioso y perturbador mensaje a una conocida actriz (Behaz Jafari), que se desplaza hasta esa área rural remota acompañada por el propio Panahi, quien se convierte en un personaje más de su película.

Embed

En la aldea, la joven sólo cuenta con el apoyo de su madre, su prima y una mujer que antes de la revolución era actriz, pero que ahora vive sola, apartada del resto del pueblo.

Mastaneh Mahojer, la montadora de la película, explicó en rueda de prensa que Panahi ha querido mostrar a tres mujeres de tres generaciones diferentes: una artista del pasado, una del presente y una del futuro.

La del pasado, aun habiéndose apartado, sigue siendo recordada por su arte, la del presente es la mujer que tiene poder y toma decisiones, mientras que la aspirante a actriz tiene grandes dificultades y tiene que luchar por su futuro.

Mahojer precisamente elogió la vitalidad que Panahi infunde. "Cada vez que trabajé con él me sentía más fuerte. Sus películas dan mucha energía a todas iraníes", agregó la montadora que todavía no sabe si esta historia se podrá ver en los cines de su país.

La gran esperanza de Panahi, dijo, es que la película se vea en Irán. "Él estaba dispuesto a no mostrarla en Cannes si eso le permitía mostrarla en Irán", dijo.

Panahi, que hace cinco años ganó el Oso de Oro en Berlín por "Taxi", rueda sin artificios, con los medios técnicos imprescindibles, pero logra involucrar al espectador en sus historias en las que muestra un país que progresa a pesar de los obstáculos que interponen la tradición y la cultura.

La película ha sido más aplaudida que la francesa "Le filles du soleil", la segunda cinta de la francesa Eva Husson, que lleva al espectador hasta la guerra en Siria para mostrar el coraje de las combatientes kurdas, mujeres que fueron violadas, torturadas, vendidas como esclavas y que, tras lograr escapar de los yihadistas, cogieron las armas para defender su tierra.

El encuentro con la prensa de esta cinta, protagonizada por la franco iraní Golshifteh Farahani, la francesa Emmanuelle Bercot y la yazidí Zübeyde Bulut, se ha convertido en todo un acto reivindicativo de la mujer y su papel en en el cine y en la sociedad.

Husson, que explicó que es nieta de un republicano que huyó del franquismo y acabó en un campo de concentración y que proviene de una familia con larga tradición de lucha contra el fascismo, se sintió fascinada con la tremenda fuerza de las combatientes kurdas, que no quieren ser vistas como víctimas.

Para la película habló con muchas de ellas. Me impresionó ver mujeres que fueron vendidas decenas de veces, que fueron esclavas sexuales, que fueron torturadas y consiguieron escapar, explicó en rueda de prensa. "Es importante hablar de mujeres", destacó la realizadora, quien recordó que el cine apenas muestra historia de mujeres. "Deberíamos ver más mujeres en la gran pantalla", agregó.

Aparte del homenaje que rinde a las combatientes, también guarda un especial recuerdo para la periodista estadounidense Marie Colvin, que murió en un ataque en Homs. La francesa Bercort se inspira en ella para su papel de reportera de guerra que sigue al batallón de mujeres liderado por Farahani ("Paterson").

"Les filles du soleil" no es una historia de fronteras, dijo Farahani. "Es de mujeres que buscan liberarse, mujeres que buscan poder elegir, hacer lo que quieren, no ser violadas y no ser torturadas", dijo la actriz, quien recordó que esas mujeres kurdas, al igual que la yazidíes, han vivido un horror imposible de imaginar.

"Lo que pasa con los kurdos es un escándalo y Occidente tiene responsabilidad en lo que allí ocurre", añadió la directora, quien expresamente evita en su película entrar en política, para poder centrar la atención en "el coraje de las mujeres", todas inspiradas en personas reales.

El drama, sofocado por las buenas intenciones, tiene más interés por lo que cuenta que por sus logros cinematográficos. "Lo que espero que consiga esta película es que aliente a otras mujeres a contar su historia", dijo Husson, la primera de las tres realizadores que aspira este año a la Palma de Oro en Cannes.

FUENTE: EFE

Aparecen en esta nota:

 

Deja tu comentario

Se está leyendo

Lo último

Encuesta

¿Cómo califica la respuesta de la comunidad internacional ante las elecciones ilegítimas en Venezuela?

Positiva y contundente
Insuficiente
Aún es temprano para calificarla
ver resultados

Las Más Leídas