sábado 24  de  febrero 2024
CINE

“Oppenheimer” recauda más de 900 millones en taquilla

Hasta el 18 de septiembre, el total global de Oppenheimer era de 913 millones de dólares. Ahora es la tercera película más taquillera de Christopher Nolan

LOS ÁNGELES.- Las esperanzas siempre fueron altas para el filme Oppenheimer de Christopher Nolan. El estudio que la respalda sabía que la película era genial y comercial. Pero nadie en la industria esperaba que un drama largo, con muchos diálogos y clasificación para adultos estrenado en la temporada cinematográfica de verano ganara más de 900 millones de dólares en taquilla.

Después de una de sus primeras proyecciones, el cineasta de Dune, Denis Villeneuve, dijo que sabía que acababa de ver una obra maestra.

"Pero el lugar donde está ahora ha derribado mi proyección. Es una película de tres horas acerca de gente hablando sobre física nuclear".

Hasta el lunes, el total global de Oppenheimer era de casi 913 millones de dólares, lo que la convierte en la tercera película más taquillera de Nolan, sólo superada por las secuelas de Dark Knight. También es la tercera película más importante del año detrás de Barbie y The Super Mario Bros. Movie y la película biográfica más exitosa de la historia, superando a Bohemian Rhapsody. Es una suma asombrosa que ha sido impulsada por audiencias de todas las edades y el entusiasmo por el cine.

La visión de Christopher Nolan

"Cuando haces una película, esperas conectar con la audiencia de una forma u otra", dijo a la AP la productora de "Oppenheimer", Emma Thomas. "Pero, particularmente con una película de tres horas que tiene un tema serio y es desafiante en muchos sentidos, este tipo de éxito está más allá de nuestra imaginación más loca".

Incluso después de nueve semanas en los cines, 11 de las 25 pantallas capaces de proyectar las codiciadas copias IMAX de 70 mm (el formato preferido de Nolan) continuaron proyectando la película en algunas de las salas más concurridas, como el Teatro Chino TCL de Los Ángeles y el AMC Lincoln Square en Nueva York.

"La razón por la que todavía estamos en esos cines es porque el público lo exige", dijo Thomas. "Esto no es algo que podamos imponer; ojalá pudiéramos hacerlo, pero es genuino".

Trabajo en equipo

Thomas, quien está casada con Nolan, ha producido todas sus películas desde su corto Doodlebug. Pasando por Memento y The Prestige (El gran truco) hasta Inception (El origen), Interstellar (Interestelar) y Dunkirk (Dunquerque), sus películas originales a menudo han desafiado la lógica convencional de la taquilla. Con Oppenheimer, se sintieron bien con lo que habían hecho, pero también sabían que el mercado y la taquilla han sido un poco impredecibles desde la pandemia.

"Chris siempre ha hecho películas que desafían al público", dijo Thomas. "Él tiene fe en sus audiencias y, en general, le han seguido la pista".

Su 'sueño guajiro', dijo, era que superaría el primer fin de semana de Dunkirk. En cambio, casi lo duplicó. Ahora, Oppenheimer hace que muchos en la industria vean el lanzamiento de Universal Pictures como una gratificante afirmación de que la proyección y el formato no son dominio exclusivo de unos pocos. El público masivo también está interesado.

La ambición del filme

"Cuando un cineasta tan fuerte como Chris te señala con el dedo y te dice adónde ir... escuchas... y el público ha sido recompensado por ello", escribió el cineasta Paul Thomas Anderson en un correo electrónico. "Conozco a algunos cinéfilos que manejaron desde El Paso a Dallas para ver la película correctamente. Son unas 18 horas de ida y vuelta".

Veinticuatro de los 25 cines con mayores ganancias proyectaron "Oppenheimer" en formato IMAX de 70 mm o en 70 mm. A nivel nacional, las 25 pantallas IMAX de 70 mm han recaudado unos 20 millones de dólares; Las ubicaciones estándar de 70 mm representaron más de 14 millones de dólares. Y esto una década después de que casi cesara la producción de películas cinematográficas Kodak.

"No creo que haya nadie que pueda estar en desacuerdo: ver Oppenheimer en una película es superior en todos los sentidos", dijo Anderson. "Sin mencionar que la gente está cansada de preguntar: '¿Por qué iría al cine a ver televisión?' Buena pregunta... ya no es necesario".

Formato innovador

Los cines apoyaron a Oppenheimer desde el principio. El histórico Teatro Chino TCL incluso volvió a poner en funcionamiento un proyector de películas y construyó una cabina especial. Fue un esfuerzo ampliamente recompensado: Oppenheimer es la película más taquillera en sus 97 años de historia con 2,3 millones de dólares y contando, superando en sólo cuatro semanas el récord anterior que ostentaba Star Wars: The Force Awakens (Star Wars: El despertar de la fuerza), que recaudó 1,5 millones de dólares en 15 semanas.

Sin embargo, el cine con mayor recaudación en general es AMC Lincoln Square, donde todas las funciones IMAX de 70 mm se agotaron durante más de cuatro semanas. Ambos locales se encuentran entre los 10 que continuarán presentando Oppenheimer en IMAX 70 mm en su décimo fin de semana. Por el contrario, Dunkirk terminó su ejecución IMAX de 70 mm en la octava semana.

La adaptación

¿Qué hacer con los cines que proyectan los filmes en formatos que a menudo superan en tamaño a la proyección digital?

"Yo diría que esta es una forma de sanación que tiene la naturaleza", dijo Anderson.

Nolan y otros entusiastas del cine influyentes como Anderson, Martin Scorsese y Quentin Tarantino han sonado las voces a favor del celuloide durante años, pero Thomas dijo que se siente como: "Este es un momento en el que todos los demás se están contagiando de ese virus".

"Chris siempre ha hablado mucho sobre los formatos y sobre querer que la gente vea la mejor versión posible, en cuanto a la forma en que él pretendía que se viera la película. ... Ahora escucho que hay otros estudios que están interesados en exhibir sus películas en esas pantallas", dijo. "No es que pensemos que el cine es el único camino. Cada proyecto es diferente y requiere un conjunto de herramientas diferente. Siempre hemos querido que los cineastas tuvieran esa opción".

El futuro de las salas

Y tampoco es exclusivamente el filme el que está teniendo éxito. IMAX en general ha obtenido algunas de las mayores ganancias de su historia gracias a Oppenheimer, con más de 179 millones de dólares a nivel mundial.

"El futuro del cine es IMAX y los grandes formatos", afirmó Villeneuve. "La audiencia quiere ver algo que no puede tener en casa, que no puede tener en streaming. Quieren experimentar un evento".

Aproximadamente un mes después de estreno de Oppenheimer, Thomas llevó a sus hijos a ver una función matinal de Theater Camp y echó un vistazo a donde se proyectaba su película sólo para ver cómo iba.

"Estaba lleno, como si fuera un viernes a las 7 de la noche en el fin de semana de estreno", dijo. "Pero lo fantástico fue ver la amplia gama de personas en esa proyección. Gente joven, gente mayor. Esa emoción en los cines es la razón por la que hacemos películas".

A Thomas le resultó especialmente gratificante que la película haya llegado a audiencias más jóvenes y adolescentes, a quienes, según le dijeron una y otra vez, no tienen la capacidad de atención para una película como Oppenheimer.

"Tenemos adolescentes y todo el mundo los descarta como audiencia potencial", dijo Thomas. "Piensan que simplemente no les gustan las narraciones largas o las grandes ideas y eso es una completa tontería. … Honestamente, ha sido increíblemente conmovedor escuchar a la gente hablar sobre la película y saber que los jóvenes la verán varias veces".

Del cine al streaming

Oppenheimer también seguirá exhibiéndose exclusivamente en cines hasta el otoño, en una época en la que incluso las películas más importantes suelen estrenarse en los hogares después de sólo 45 días. Aunque su compañera de fin de semana de estreno, Barbie, ha llegado a los servicios online, Oppenheimer no estará disponible para ver en casa hasta finales de noviembre, dijo Thomas.

En cuanto a lo que sucederá con las copias IMAX de 70 mm de 600 libras (272 kilos) y 11 millas (17.7 kilómetros) de largo, Thomas rio y dijo que después de nueve semanas de uso, algunas probablemente necesitarán un poco de descanso. Pero espera que haya oportunidades de reeditar las que estén en buena forma.

"Hemos tenido mucha suerte en nuestras carreras. Hemos tenido algunos momentos realmente geniales antes. Hemos tenido algunas películas muy exitosas que nos han permitido seguir haciendo películas", dijo. "Pero yo diría que esta es la más exitosa cuando miras lo que fue la película y luego cómo se desarrolló".

Para los cineastas, su importancia se extiende más allá de una sola película.

"Existe la noción de que las películas, en la mente de algunas personas, se convirtieron en contenido en lugar de una forma de arte. Odio esa palabra, 'contenido'", dijo Villeneuve. "Que películas como 'Oppenheimer' se estrenen en la pantalla grande y se conviertan en un acontecimiento, vuelve a poner de relieve la idea de que es una forma de arte tremenda que debe experimentarse en los cines".

FUENTE: AP

¡Recibe las últimas noticias en tus propias manos!

Descarga LA APP

Deja tu comentario

Te puede interesar