miércoles 21  de  febrero 2024
MÚSICA

Osmani García y Julian Marley, un abrazo musical entre Cuba y Jamaica

Osmani García y Julian Marley unen sus voces al sonido del reggae y el reguetón en "Summer Love", tema que representa la esencia de sus islas natales del Caribe
Diario las Américas | WILMA HERNÁNDEZ
Por WILMA HERNÁNDEZ
Embed

MIAMI.- Osmani García vive el mejor momento de su carrera. Y lo hace acompañado de la voz del jamaiquino Julian Marley, con quien grabó Summer Love, un pegadizo tema que incita a bailar o divertirse en pareja en la playa.

Se trata de una fusión de reggae con reguetón, géneros que Marley y García defienden, respectivamente, y que muestra la esencia alegre y sonora que identifica a la música caribeña y une a las culturas de esa región.

La canción simboliza un abrazo musical entre Cuba y Jamaica.

Ambos artistas concedieron juntos una entrevista a DIARIO LAS AMÉRICAS, durante la promoción del tema en Miami.

“Bueno, eso es de la familia de la gente de las islas. Estamos en el sol, tenemos la playa, la belleza, la comida, el sabor tropical. Esta cultura es sola una”, dijo Julian Marley, hijo el legendario Bob Marley, sobre la mezcla de sonidos.

“Surgió [la canción] de forma natural, de un gran productor que ya conocía y que me presentó a Osmani. Había escuchado una versión antes, pero cuando fui al estudio, ahí fue cuando nació”, añadió.

Osmani García, por su parte, manifestó su emoción por haber grabado con Julian Marley, a quien admira desde hace mucho tiempo.

“Estoy súper contento. Esta es una canción que queríamos que representara eso que dice Julian: el verano, el sol, como nosotros vivimos. Nosotros [en Miami] vivimos un summer love (amor veraniego) permanente. Entonces, estoy contento por ser parte de la música de Julian Marley, que siempre lo he escuchado, en Cuba todo el mundo lo escucha”, expresó García.

De la unión a través de la música, además de mutua admiración, ha surgido una amistad.

“La colaboración se dio por medio del productor Crawba Genius y de Laura, mi esposa, que es una soñadora y es fan de la familia de los Marley, sobre todo, de Julian y su papá. Yo ya había hecho una colaboración con otro artista de Jamaica, pero le dije a Crawba que necesitaba a Julian Marley. Y salió una súper vibra, porque realmente hemos hecho una amistad súper bonita”, contó el artista urbano.

“El feeling (sentimiento) es familiar, en la casa, en el estudio. La canción se siente relax, con amor porque se hizo así, en una harmonía bonita”, agregó.

García aprovechó para dedicar este trabajo musical a su esposa.

“Esta colaboración me tiene enamorado, porque también es para mi Laura, para mi reina, que lo hice como regalo de cumpleaños, porque ella es muy fan, como yo, de la música de los Marley. Estamos viviendo un sueño, que el que nos pellizque lo vamos a matar (risas)”, dijo.

A la pregunta de cómo vive la etapa de recién casado, contestó:

“Súper, viviendo un sueño con mi reina, viajando y materializando proyectos como este. Estoy viviendo el momento más alto en mi carrera, en mi vida personal, esto es el top. Creo que es lo mejor que he hecho en toda mi vida”.

Además de declararse fan de la música de Julian Marley, García lo considera una persona inspiradora.

“Le estaba contando a Julian cuando veníamos en el carro que es lindo compartir con gente que nos inspira. Y estoy viviendo un sueño gracias a toda la gente de Miami que nos están apoyando con esta canción, Summer Love. Es un súper músico, un súper artista. Y como ser humano es como lo ves, una persona que motiva cuando habla. Estoy recibiendo también esas vibras y energías tan bonitas y aprendiendo de él, que habla el inglés tan suavecito que lo entiendo todo (risas)”, expuso García.

Asimismo, comentaron sobre lo que uno admira del otro.

Para Julian, lo importante es establecer conexión cuando colabora con algún artista. Y fue eso lo que encontró al grabar junto a Osmani.

“El corazón, sabes, tal vez no hablemos muy bien el idioma de cada uno, pero es el espíritu. Hay conexión de espíritu y buenas vibras, algo positivo que es muy orgánico. Se trata de la conexión de espíritu a espíritu. Y es por eso que la canción toca el corazón, por la conexión y la vibra que transmite”, expresó Julian Marley.

Osmani elogió el desempeño de Julian en el estudio de grabación.

“Julian se paró al frente de micrófono y fue un récord. De la primera vez quedó, es un genio de la música. Es bonito que sea un genio en lo que hace, no solo por ser hijo de su papá”, dijo Osmani García.

Y es que Julian Marley heredó de su padre, además del talento musical, su naturalidad y filosofía de vida.

“Fue un hombre muy humilde, con los pies en la tierra, natural, que amaba a todo el mundo, que trajo amor en la música. Mi padre, era tan simple como tan grande. Cuando hablaba hasta un bebé podía entenderlo, era así de tan sencillo su mensaje en la música. Tenía los pies en la tierra, pero era muy elevado espiritualmente, bendecido, era humanitario, un hombre de amor”, recordó el artista.

Además de describir trazos de la personalidad de Bob Marley, Julian no olvida sus enseñanzas.

“Me enseñó a ser yo mismo, auténtico, a hacer el bien y saber vivir, a vivir bien y esparcir el bien. Ser humilde es una cosa, pero cada uno tiene que librar esa lucha interna para llegar a ser humilde, porque es fácil ser de otra manera, pero ser humilde es la mejor manera de ser y la correcta. Y nuestro padre fue el mejor maestro de eso. Cada vez que lo veía o lo escuchaba, siempre estaba en función de la gente, nunca en función de sí mismo”, dijo Julian.

“Creo que él cumplió su sueño, porque su mensaje a través de la música está por todas partes del mundo, dondequiera que vamos. Y esa bendición, tener el amor y el respeto de la gente, es mucho más que el dinero. Ese es el legado de amor que ha dejado Bob Marley. Fue algo mayor que él o su trabajo, fue obra del todopoderoso con su gran ejército”.

Embed

¡Recibe las últimas noticias en tus propias manos!

Descarga LA APP

Deja tu comentario

Te puede interesar