cmenendez@diariolasamericas.com

@menendezpryce

Israel era un joven que adquirió un seguro de vida para gastos finales el 25 de mayo de 2016. Una póliza por la cual debería pagar una prima de 24.95 dólares mensuales. Desgraciadamente, de forma inesperada, un accidente de tráfico le fulminó la vida un mes después. Sin embargo, su familia, a 24 horas de la trágica noticia, recibió 6.950 dólares en efectivo de la aseguradora Lincoln Heritage para gastos funerarios.

Lo que acabo de contarles es un hecho verídico, un joven precavido que pensó en la tranquilidad de los suyos y contrató un seguro de vida para gastos finales. Una modalidad de seguros de la cual se habla poco en los medios. A pesar de ser un seguro creado para aliviar a nuestra familia ante la mayor de las certezas: la muerte.

Te puede interesar

DIARIO LAS AMÉRICAS conversó con Yudy Guerra, agente de seguro de Lincoln Heritage, una compañía que lleva 56 años en el mercado y ostenta el rating A Plus, la máxima evaluación posible en este tipo de firmas y nos explicó las ventajas de contratar una póliza de vida de estas características.

Dinero en 24 horas

“El caso de Israel no es una excepción, es el protocolo de trabajo de nuestra aseguradora. Nosotros entregamos a la familia del beneficiario el monto total de su póliza las 24 horas siguientes al fallecimiento. Es dinero en efectivo, para que el familiar asignado por el cliente pueda cubrir los gastos de su fallecimiento”, explicó la agente Guerra.

Lincoln Heritage se especializa en exclusiva en seguros de vida para gastos finales, para cubrir los costos funerarios. Son los únicos del mercado que pagan sus pólizas al día siguiente que sucede el fatal desenlace. En 2017 atendieron a 38.000 fallecidos y desembolsaron unos 184 millones de dólares en total.

“Nuestras pólizas suelen cubrir de 5.000 hasta 20.000 dólares. Todo depende de los servicios que desee el cliente. Si este desea una cremación es muy diferente a preferir un entierro tradicional con velatorio incluido. Además, el beneficiario puede determinar si desea una bóveda o un mausoleo. Todo sus decisiones influirán en el precio de la prima”, especificó la agente.

Aunque el seguro de gastos finales se enfoca en cubrir los costos funerarios, el dinero recibido se puede utilizar para cualquier cosa: facturas médicas, pago de hipoteca o deudas de tarjeta de crédito.

“Un entierro tradicional puede costar unos 12.000 dólares. No obstante, muchos beneficiarios se acogen a la cobertura de los $20.000 ya que el resto del dinero le quedaría a su familia para cubrir los gastos generados en su hogar los siguientes dos o tres meses posteriores al fallecimiento. Es una forma de aliviar la ausencia del cheque que aportaba el ser querido antes de fallecer”.

Accidentes

Las pólizas incluyen una parte accidental que cubre hasta 100.000 dólares. Con esta cobertura, si el beneficiario debido a un accidente pierde un brazo o una pierna, recibe unos 2.540 dólares. Aunque vaya en un Uber, un autobús, o en una excursión turística en el exterior. Este acápite se creó para quienes no fallecen en un accidente, pero sufren un desmembramiento. “Estas pólizas también dan cobertura contra un acto terrorista, y sirven para trasladar el cuerpo si el cliente fallece fuera del territorio”.

“En la actualidad mucha gente está tomando más conciencia de la necesidad de contar con una póliza para sus gastos finales. Bastantes personas se ven reflejadas en casos en que una muerte repentina ha significado además un gran trastorno económico para la familia doliente. Sobran los ejemplos de familias obligadas, en medio de su dolor, a hacer una colecta para poder cremar a su ser querido, el servicio funeral más económico”.

“Normalmente otros seguros de vida se demoran alrededor de un mes y pueden llegar hasta el año realizando las verificaciones sobre el fallecimiento. La especialidad de Lincoln Heritage es solucionar este problema de forma inmediata. Nuestra política es tener dispuesto el cheque correspondiente en 24 horas. Durante ese tiempo el familiar designado por el cliente, usando su tarjeta de membresía contactará con Funeral Consumer Guardian Society, que trabaja en exclusiva para nuestra firma, y dará la orden para que comiencen las gestiones pactadas en la póliza. Una vez revisada la Certificación de Defunción, lo único restante es efectuar el pago”, concluyó

-¿Quién necesita este seguro?

Todas las personas porque algún día nos vamos a ir.

-¿Si alguien fallece y carece de seguros para gastos finales qué pasa?

La responsabilidad recae en la familia que lo sobrevive. Sus seres queridos deberán asumir el gasto de enterrarlo.

-¿Por qué una persona como usted se dedica a vender este tipo pólizas?

Mi mayor motivación es que ayudo a mucha gente a sobrellevar uno de los momentos más críticos de nuestra existencia, la despedida definitiva de un ser querido.

-¿Cuánto vale una póliza promedio?

Una póliza puede costar desde 20 a 70 dólares al mes. Depende de la cobertura, la edad, y el sexo del beneficiario.

Yudy Guerra, Agente de Seguros, teléfono: 786-602-2133

Aparecen en esta nota:

 

Deja tu comentario

Se está leyendo

Lo último

Encuesta

¿Está de acuerdo con que las policías de Florida entreguen los indocumentados a las autoridades de inmigración?

Las Más Leídas