CHICAGO.- Decenas de ciclistas acompañaron hoy en Chicago la partida de tres inmigrantes que piensan pedalear más de 2.000 millas (3.218 kilómetros) para llegar a la ciudad de Dolores, en el estado mexicano de Hidalgo, y abogar por los indocumentados durante el recorrido.

En el tradicional Arco de La Villita, el principal enclave de la comunidad mexicana en el suroeste de Chicago, Ramiro Díaz, Alex Medina y Gonzalo Hernández fueron despedidos como parte de un equipo de "cazadores de sueños", dedicado a transformar a la comunidad latina.

La edad promedio de estos ciclistas es de 55 años, y la intención que tienen es pedalear entre 80 y 100 millas diarias (unos 150 kilómetros), hasta completar el recorrido el 15 de septiembre en Hidalgo, donde serán recibidos por el gobernador del estado.

"Es un viaje muy largo, pero tenemos todo programado. Solamente vamos a pedalear durante el día y probablemente descansaremos en la cuarta jornada", declaró Hernández a Efe.

Medina criticó por su parte al presidente Donald Trump por "atacar y denigrar a la comunidad inmigrante", y dijo que piensa llegar a Hidalgo como expresión de rechazo a las políticas del mandatario republicano.

"Una responsabilidad de todo líder es la de levantar la moral de las personas, de edificar el espíritu humano de las personas y, desafortunadamente, lo que ha hecho el presidente en este tiempo es todo lo contrario", señaló.

Entre los acompañantes en la arrancada estaba Héctor Don, del club ciclista Latinos Biking For Your Dreams, creado hace siete años en Chicago para abogar por causas pro inmigrantes.

"Ellos son tal vez los más preparados para completar el recorrido, pero todos los que acompañamos hoy la partida estamos comprometidos con la misma causa", declaró Don.

"Queremos levantar la voz de los inmigrantes por intermedio del deporte", agregó.

Don no puede hacer todo el recorrido por problemas laborales, pero quienes integran hoy el convoy piensan acompañar al trío de ciclistas durante el primer día y luego se reencontrarán con ellos en diferentes partes del recorrido para darles su apoyo.

Norma Hilda Ortega González, una de las acompañantes, dijo que corre unas ocho millas diarias, se entrena para el triatlón y salió a pedalear todos los fines de semana con el club para prepararse.

Los organizadores anticipan que a lo largo del trayecto se unirán ciclistas de otros clubes, principalmente una vez que crucen la frontera con México.

Para llegar a la ciudad de Dolores, donde se dio el Grito de Independencia el 15 de septiembre de 1810, los ciclistas atravesarán 11 estados y una veintena de ciudades de Estados Unidos y México.

El cruce hacia México se realizará en Laredo, Texas, y en el lado correspondiente en Nuevo Laredo, en el estado mexicano de Tamaulipas.

Una vez hayan cruzado la frontera, está previsto que los ciclistas distribuyan "kits de identificación" en albergues de emigrantes que intentan llegar a Estados Unidos.

"Esos papeles, con los datos personales, pueden ser la solución para algo de lo que nadie habla, y es una realidad terrible", dijo Don.

Señaló que muchos emigrantes mueren en el cruce del desierto y son enterrados en fosas comunes porque se desconoce su identidad.

"Las familias no saben adónde fueron a parar y no tienen posibilidades de darles una sepultura decente", agregó.

FUENTE: EFE

Aparecen en esta nota:

 

Deja tu comentario

Se está leyendo

Lo último

Encuesta

¿Cree que la actuación de la Comunidad Internacional en el caso venezolano ha sido acertada?

Sí, no se le puede pedir más
Sí, pero falta aumentar la presión contra la dictadura
No, ha sido insuficiente
No, no debe meterse en los asuntos de los venezolanos
ver resultados

Las Más Leídas