dcastrope@diariolasamericas.com
@danielcastrope

MIAMI.- Un estudio revela que alrededor de 5.000 estudiantes, profesores y empleados de la Universidad Internacional de la Florida (FIU) viven en la ciudad de Doral, y que todo ese caudal de personas tiene que usar vehículos para desplazarse hasta el claustro universitario. Pero en breve tiempo, se pretende que todos esos autos se queden en casa en busca de un alivio al caos vehicular en esa localidad floridana.

La idea de la concejala de esa municipalidad, Christi Fraga, que ya es una resolución firmada por el alcalde de Doral, Juan Carlos Bermúdez, consiste en crear una nueva ruta de trolley o tranvía, subvencionada en parte por el medio centavo adicional de impuesto para mejorar el transporte en Miami-Dade, que cumple 15 años esta semana.

De esta manera, esta municipalidad, situada en el “corazón” del condado Miami-Dade, conectará a sus residentes con FIU con un servicio gratuito, con el que se intenta persuadir a la comunidad sobre la necesidad de que en las vías del municipio transiten menos vehículos.

Según Fraga, la puesta en marcha de ese programa de transporte permitirá “reducir los trancones” que habitualmente se presentan en esa localidad de cerca de 60.000 habitantes, de los cuales alrededor de 15.000 se desplazan por razones laborales a diario a otros puntos del sur de la Florida, mientras que cerca de 70.000 entran y salen de esa municipalidad en donde tienen sus fuentes de trabajo, según reportes oficiales.

La nueva ruta de trolley será sometida a recorridos de prueba entre los meses de marzo y abril, con el propósito de ir creando estadísticas relacionadas con el tiempo del trayecto y conocer en la práctica alguna información que pueda servir más adelante para el mantenimiento de los dos vehículos de pasajeros que serán asignados al programa, cuya inauguración oficial está prevista para el mes de julio próximo.

En diciembre pasado, la Ciudad de Doral estrenó también un servicio de “bicicletas compartidas”, dotadas de sistema GPS y alimentadas con energía solar, que en una primera fase contará con 150 de esos vehículos de tracción humana, en otro intento gubernamental por tratar de que los residentes utilicen menos sus automóviles y las vías se vean menos congestionadas.

El servicio de tranvía entre Doral y la FIU estará disponible de lunes a viernes desde las 6 de la mañana hasta las 11 de la noche, con un intervalo de 30 a 45 minutos de espera entre uno y otro vehículo. De acuerdo con Fraga, “es probable que también opere los días sábado hasta el mediodía, aunque todo depende del presupuesto”.

Detalles del programa

El proyecto fue presentado al Concejo por la legisladora Christi Fraga a comienzos del año 2014. Antes de dar ese paso, la concejala hizo los contactos pertinentes con funcionarios de la FIU y finalmente logró la colaboración “abierta y decidida” del presidente de esa institución universitaria, Mark Rosenberg, quien junto con la Ciudad organizó dos talleres para presentarles a profesores, estudiantes y empleados las bondades de la iniciativa.

Asimismo, funcionarios de la Ciudad de Doral realizaron reuniones de coordinación con representantes del ayuntamiento de Sweetwater, teniendo en cuenta que la ruta de tranvía atraviesa parte de esa municipalidad para llegar hasta predios de la FIU. Los resultados de esos encuentros fueron favorables para la implementación del que entonces era solo un proyecto.

De igual forma, la Ciudad de Doral hizo un estudio de factibilidad sobre tres rutas posibles para el programa, que recibió una subvención de 28.000 dólares por parte de la Organización de Planificación de Transporte del Condado de Miami-Dade (TPO), al tiempo que el ayuntamiento aportó 7.000 para completar los 35.000 dólares que se invirtieron en la investigación.

Teniendo en cuenta las recomendaciones contenidas en el estudio de factibilidad, el Concejo municipal aprobó finalmente la ruta 3 que tendrá un recorrido de 15.2 millas y una posibilidad de 137.020 abordajes anuales. También se tuvo en cuenta que esa ruta brindará la posibilidad a los usuarios de acceder a los comercios que se encuentran a lo largo de la avenida 107.

Fraga afirmó que este servicio servirá también para aliviar el tráfico en la avenida 107, en jurisdicción de la ciudad de Doral, y de paso en el resto de esa vía hasta el punto donde realiza un cruce en la municipalidad de Sweetwater, en la calle Flagler, antes de llegar a la FIU.

El servicio de trolley en Doral

El 1 de febrero de 2008, la Ciudad de Doral lanzó un programa piloto de dos años para proporcionar transporte público a través de un sistema de pequeño buses para ayudar a aliviar la congestión del tráfico, aumentar la cantidad de pasajeros en tránsito y compensar la escasez de estacionamiento.

Más tarde, ese sistema de tránsito se hizo oficial y fue incrementado a tres rutas atendidas por once vehículos que realizan un promedio de 10 recorridos por día, según estadísticas del ayuntamiento local.

Con la nueva ruta de trolley que conectará a Doral y a la FIU aumentará el costo operacional y de mantenimiento del sistema a una cifra aproximada de 550.000 anuales, acorde con la resolución que respalda la creación del nuevo servicio.

“Todavía no tenemos todo ese dinero en el presupuesto, por eso desde antes ya estamos tocando las puertas del Condado y del Estado para obtener algunas partidas que nos ayuden a mantener esa nueva ruta”, puntualizó la concejala Fraga.

Otros municipios, como Miami, Miami Beach, Coral Gables y Hialeah, ofrecen servicios similares de trolley.

Aparecen en esta nota:

 

Deja tu comentario

Se está leyendo

Lo último

Encuesta

¿Cree que el reconteo de votos en Florida despejará las dudas sobre el ganador en el senado y la gobernación?

Las Más Leídas