Embed

MIAMI.- El Departamento de Servicios a Animales del Condado de Miami-Dade lanzó una alerta para que los dueños de mascotas extremen sus cuidados por estos días en los que una ola de frío impacta al sur de la Florida.

La vocera de esa dependencia condal, Lilian Bohórquez, dijo al hablar con DIARIO LAS AMÉRICAS que las prevenciones deben ser mayores para aquellos perros o gatos que pernoctan fuera de la vivienda, debido a las bajas temperaturas.

Según la portavoz, “la ley indica que un perro que vive en el patio de una casa debe tener un lugar donde protegerse, ya sea una casita o algún tipo de refugio tanto para el frío como para el calor”.

La advertencia se produce luego de que los días jueves y este viernes el termómetro ha marcado valores por debajo de los 45 grados Fahrenheit en localidades del Gran Miami, obligando a los residentes a tomar medidas para hacerle frente a las corrientes de frío que tienen su origen en el norte de los Estados Unidos.

Bohórquez recomendó a los propietarios de mascotas, especialmente pequeñas o de avanzada edad, que sean vestidas con ropa de invierno o incluso botas de lana si tienen que sacarlas a realizar sus necesidades.

Lilian Bohorquez Servicio Animales
Lilian Bohórquez, vocera del Departamento de Servicios a Animales de Miami-Dade.
Lilian Bohórquez, vocera del Departamento de Servicios a Animales de Miami-Dade.

Agregó que si las mascotas deben permanecer afuera es importante ponerles más comida que de costumbre porque, acorde con sus palabras, al pasar mucho tiempo al aire libre requieren de más comida para mantener el calor corporal.

Los expertos afirman que los animales nacidos en cautividad tienen una resistencia al frío que suele ser menor que la de aquellos criados en un entorno salvaje. Además, pueden existir grandes diferencias térmicas en las diferentes zonas del hogar, y especialmente en las terrazas abiertas o cerradas, que las mascotas usan con frecuencia como dormitorio.

Asimismo, Bohórquez solicitó revisar rutinariamente el agua de la mascota para asegurarse de que esté fresca y sin congelar, en recipientes que sean de plástico para evitar que la lengua del perro o el gato pueda pegarse si son de metal.

“Con los gatos hay que tener un cuidado muy especial porque ellos generalmente buscan lugares calientes y acostumbran a meterse debajo de los carros, tratando de conseguir calor, lo que es un gran riesgo para sus vidas”, afirmó.

Dijo también que en estos casos es muy importante aplicar una regla que surge de la lógica. “Si para la persona está muy frío afuera, igual lo va a estar para la mascota”.

Añadió que no “es bueno” confiarse en el pelaje de los perros, y al respecto explicó que si el animal es pequeño, “por muy peludo que sea”, es conveniente mantenerlo abrigado o resguardarlo en un lugar cálido.

Aparecen en esta nota:

 

Deja tu comentario

Se está leyendo

Lo último

Encuesta

¿Cree que la actuación de la Comunidad Internacional en el caso venezolano ha sido acertada?

Sí, no se le puede pedir más
Sí, pero falta aumentar la presión contra la dictadura
No, ha sido insuficiente
No, no debe meterse en los asuntos de los venezolanos
ver resultados

Las Más Leídas