MIAMI.- La noche de Halloween es mágica para los más pequeños de la casa, pues se trata de disfrazarse e ir de puerta en puerta pidiendo dulces. Pero es necesario tener en cuenta las siguientes recomendaciones, para que el popular “dulce o truco” (trick or treating) sea divertido y seguro.

Lo primero a considerar es el disfraz que lucirán durante la Noche de Brujas. Las máscaras deben tener aberturas grandes en los ojos, para que no obstaculice su visibilidad, mientras que lo recomendable es que los trajes sean de materiales no inflamables.

Las bolsas con las que los niños recogerán sus dulces deben ser de colores fluorescentes o con cinta reflexiva, en caso de que vayan a salir a la calle durante la noche.

Siéntese con su hijo a planificar una ruta segura para el trick or treating, de manera que sepa dónde estarán en todo momento.

Para los chicos mayores que prefieren salir solos, lo ideal es crear algún distintivo que permita identificarlos como grupo, y marcar una hora razonable para el regreso a clases.

Al regresar a casa asegúrese que los chicos cenen antes de comer los caramelos recolectados durante el recorrido. Es recomendable que los niños no ingieran caramelos durante el recorrido del trick or treating.

Es recomendable conversar con los niños sobre las recomendaciones básicas de seguridad como no hablar con extraños, no subir a ningún vehículo con desconocidos y tener precaución al cruzar la calle, entre muchas otras.

Embed
Embed

FUENTE: REDACCIÓN

Aparecen en esta nota:

 

Deja tu comentario