MIAMI.- Tras largos meses de debate sobre el control de armas, los precandidatos a la gobernación de la Florida vuelven a abordar el asunto, luego que un tiroteo en Jacksonville, el pasado domingo, volviera a desatar las posiciones opuestas.

De hecho, los demócratas acusan a los republicanos de desatender la “necesidad de un mayor control de las armas”, a lo que el GOP responde que el DEM “trata de politizar los hechos”.

Sucesos muy específicos, como la matanza de 49 personas en Orlando hace dos años, cinco asesinados en el aeropuerto de Fort Lauderdale el año pasado, 17 asesinados en un instituto en Broward el pasado 14 de febrero y tres más en una sala de juegos en Jacksonville, saltan a la palestra en la recta final por la nominación a la gobernación en las elecciones de noviembre.

A Jacksonville acudieron algunos de los precandidatos demócratas, donde abogaron por “leyes más estrictas contra las armas de fuego”, al mismo tiempo que limitarían “las influencias de grupos pro armas”, con la National Rifle Association (NRA).

De hecho, la demócrata aspirante Gwen Graham, que fue congresista y es hija del prominente exsenador y exgobernador de la Florida Bob Graham, exhortó a los precandidatos republicanos Adam Putnam y Ron DeSantis “acudir a Jacksonville” para abordar el triste suceso.

“El hecho de que tuvo miedo de venir y responder a las preguntas dice todo lo que se necesita decir”, declaró la precandidata republicana, durante un acto de campaña en la ciudad floridana.

No obstante, Putnam y DeSantis anunciaron que suspendían su actividades públicas “por respeto a las víctimas” del tiroteo.

“Es decepcionante ver cuán rápido la izquierda liberal intenta politizar una tragedia”, señaló la vocera del Putnam, Meredith Beatrice.

Además de Graham, los también precandidatos demócratas Andrew Gillum, Gwen Graham, Jeff Greene, Chris King y Philip Levine acusaron al Gobierno estatal, Congreso y gobernador incluidos, por “no enfrentar los intereses de la NRA.

Analistas políticos evitaron opinar sobre si “las tendencias en pro y en contra de las armas” definiría la nominación republicana y demócrata en las elecciones del 28 de agosto, ya que “se trata de una elección primaria y cada partido tiene definido sus políticas”, aunque sí vaticinaron que la contienda final el 6 de noviembre, cuando demócratas y republicanos se enfrenten por la gobernación, “el pro y el contra” tendría un peso mayor.

Estadísticas

Según informes preliminares de la organización internacional Gun Policy, más de 1,3 millones de personas en la Florida poseen algún tipo de arma de fuego, con o sin permiso, lo que equivale a más del 6,5% de la población, estimada en 21 millones de residentes, según la última actualización del censo, el año pasado.

Entre tanto, legisladores republicanos y demócratas continúan abogando por disminuir o aumentar indistintamente las regulaciones existentes, al mismo tiempo que los promotores de la National Rifle Association (NRA) apelan al derecho constitucional de portar armas, ante el creciente debate que cuestiona la vigencia de una legalidad que fue establecida hace más de 200 años acorde a las necesidades sociopolíticas entonces.

 

Deja tu comentario

Se está leyendo

Lo último

Encuesta

¿Cree que la actuación de la Comunidad Internacional en el caso venezolano ha sido acertada?

Sí, no se le puede pedir más
Sí, pero falta aumentar la presión contra la dictadura
No, ha sido insuficiente
No, no debe meterse en los asuntos de los venezolanos
ver resultados

Las Más Leídas