MIAMI.-Un duro golpe recibieron los opositores a la figura del alcalde fuerte para la Ciudad de Miami, con una demanda que buscaba detener la realización del referendo que aparecerá en la boleta electoral del próximo 6 de noviembre.

En dicho referendo los electores decidirán si aprueban o no el cambio de la forma de gobierno de ese municipio.

La demanda fue presentada por uno de los más fervientes opositores de la propuesta, el comisionado por el distrito 3, Joe Carollo, quien ha caracterizado ese proyecto como la posibilidad de que se instaure una “dictadura” como la de Maduro en Venezuela.

Otro de los opositores a esa iniciativa es el comisionado del distrito 4 Manolo Reyes, quien enfatizó que el dictamen del juez no significa que sea “un fallo a favor del alcalde fuerte. La opinión de ese juez es que la recolección de firmas no violó la ley. Pero no se refiere a los méritos de la propuesta de cambio de gobierno en la ciudad de Miami”.

Sin embargo, el dictamen del juez Miguel M de la O, de la corte del circuito 11, no sólo se refirió a la recolección de firmas. En realidad invalidó todos los argumentos que se esgrimieron para considerar ilegal el referendo.

Y fue un poco más allá: “El comisionado Joe Carollo debe confiar en sus poderes de persuasión para convencer a los ciudadanos de que la propuesta del alcalde fuerte es un disparate, si es que en realidad lo es, porque esta Corte no le puede proveer [al comisionado] el remedio que él busca”.

De esta manera, la corte no vio méritos para declarar ilegal el procedimiento y la propuesta de referendo que pregunta si los residentes de la ciudad de Miami aceptan o no la figura del alcalde fuerte.

Desaprobar las tácticas

El juez afirmó que lo que buscaba Carollo de la corte era “evaluar y desaprobar las tácticas y la retórica que se dio alrededor de la campaña para cambiar la estructura de gobierno de la ciudad. Pero la corte no está preparada para ese papel e históricamente ha evitado meterse en esas aguas turbulentas”.

Por lo tanto, la corte no encontró méritos en ninguno de los argumentos de Carollo.

No consideró que hubiera engaño o estuviera mal formulada la pregunta del referendo. “Tanto el titulo como el sumario informan de manera apropiada al votante el propósito principal del cambio en la constitución municipal”, sentenció el juez De la O.

Otro de los puntos cuestionados por el comisionado Carollo y también exalcalde de Miami fue la utilización ilegal de la ordenanza 12-23 del Condado Miami-Dade en la que supuestamente se basaron quienes lanzaron la idea del referendo, es decir, el comité político (PAC) Miamians for an Independent and Accountable Mayor´s initiative.

El fallo del juez desestimó que se hubiera dado un uso ilegal de esa ordenanza en cuanto a la petición de las firmas – que no estuvieran también escritas en español y creole- y que muchos de quienes las solicitaron no fueran votantes registrados en el condado Miami-Dade.

Las firmas

La única ley aplicable del Condado Miami-Dade es la sección 6.3 de su constitución, que permite una enmienda en la carta constitutiva municipal ya sea “adoptando una resolución o después de la certificación de una petición”, indicó el juez, quien incluso no consideró ilegal que quienes recogieran las firmas no fueran votantes registrados en el Condado Miami-Dade.

Afirmó, por el contrario, que negarles el derecho a recolectar las mismas violaría la Constitución en cuanto al derecho de la libre expresión.

La abogada de la Ciudad de Miami, Victoria Méndez, en una opinión pedida por el comisionado Carollo, indicó que la ordenanza 12-23 obligaba ciertas acciones que no se cumplieron en la recolección de 20.000 firmas y, por lo tanto, eso podría invalidar la petición de referendo.

“La opinión del abogado de la Ciudad es eso, una opinión, no tiene fuerza de ley, y el comisionado Carollo no ha aportado ningún argumento legal para pensar otra cosa”, precisó el juez.

En el momento de escribir esta nota, no había claridad por parte de Carollo si quería apelar la demanda. “Por ley tenemos 30 días para tomar cualquier decisión al respecto. Mis abogados, de toda maneras, piensan que existe una buena posibilidad de apelar”.

Una de los factores que el equipo de Carollo estaría evaluando es el costo económico de seguir con la disputa legal. Con o sin apelación, lo cierto es que habrá campaña en contra del alcalde fuerte. “Estoy pensando en enviar algunos volantes por correo, pero no tengo el par de millones de dólares que tiene esa campaña [a favor del alcalde fuerte]”, expresó Carollo.

“Exceso de autoridad”

Los críticos del alcalde fuerte, fuera de los comisionados Carollo y Reyes, han dicho que se están concentrando en las manos del gobernante municipal todos los poderes.

Varios de los poderes del administrador de la ciudad se trasladan al llamado alcalde fuerte.

Es el caso de los llamados “proyectos unificados de desarrollo”, es decir, los terrenos propiedad del municipio o que podrían ser adquiridos por el mismo, en los que se podrían hacer mejoras o desarrollo de nueva infraestructura.

El alcalde, ya no el administrador, tendría la potestad de decidir si quiere que otras participen no solo en el proceso de preparación de los documentos para la licitación sino en los términos de dicha licitación.

Esos términos serían discutidos en audiencia pública. Y habría un comité de revisión de las propuestas, compuesto por personas recomendadas por el alcalde.

Al final de las audiencias públicas sería la comisión, no el alcalde, la que autorizaría la divulgación de las propuestas de licitación, seleccionaría una empresa de contabilidad pública y nombraría a los miembros del comité de revisión “sólo” dentro de la lista entregada por el alcalde, la cual es confeccionada, a la fecha, por el administrador de la ciudad.

Para Daniel Alfonso - exadministrador de la ciudad de Miami durante los últimos tres años y medio de la administracion del alcalde Tomás Regalado- recordó que el proceso de licitación de una marina en Key Biscayne fue largo, "la llevamos a la comisión y ésta lo rechaz, pero se hizo con reuniones públicas. ¿Cuántas audiencias públicas se hicieron y cuántos inversionistas participaron en el debate sobre el estadio de Beckham. Se hizo a puerta cerrada y se llevó a la comision para que lo aprobara".

Reemplazo

Hay otro punto de gran debate: cuando hay ausencia temporal o absoluta del alcalde, ya sea por su fallecimiento, por enfermedad, destitución, orden de la corte u otro tipo de procedimientos legales.

En cualquier caso, el alcalde fuerte tendría la posibilidad de nombrar a alguien de su administración para llenar esa vacancia, previo aviso a la comisión. Y ésta podría, con una súper mayoría, negar ese nombramiento provisional.

Pero si la comisión aprobara el nombramiento, ese alcalde provisional ejercería su poder no más allá de 90 días, tendría que haber una elección especial, y además no tendría poder de veto.

El tema más sensible ha sido el del salario del alcalde fuerte. De acuerdo con la propuesta, “la compensación del alcalde será determinada por la comisión y en ningún caso debe ser menor del 75% de la compensación que recibe el alcalde del Condado Miami-Dade”.

¿De dónde sale ese porcentaje? ¿Se incrementará también la compensación de los comisionados? ¿Será al final un aumento sustancial del salario del edil de la ciudad de Miami?

El salario del alcalde del condado, antes de que se lo bajara de manera voluntaria en 2010 a 150.000 dólares, es de 324.000 dólares con un pago adicional de 64.710 dólares por concepto de retiro.

En la actualidad Francis Suárez –alcalde de la ciudad de Miami- tiene un salario de 97.000 dólares, con un pago adicional de 19.400 dólares para retiro. El administrador de la ciudad gana 265.000 dólares.

El nombramiento de todos los directores de departamentos los haría el alcalde con la ratificación o no de la comisión. No es claro si ese mismo procedimiento operaría para el abogado de la ciudad.

Los jefes de policía y bomberos también serían nombrados por el edil del municipio y, al parecer, no necesitarían ratificación de los comisionados.

¿Ineficientes?

Al final, la pregunta recurrente es si habría suficientes evidencias para demostrar que el actual alcalde ejecutivo es una figura ineficiente y sin poderes para sacar adelante su proyecto de gobierno.

“Por la misma constitución municipal, ningún funcionario de elección popular [alcalde o comisionado] puede ordenar o dirigir a un jefe de departamento u otro funcionario a que haga una acción, como la de recoger las basuras en un vecindario”, preciso Alfonso.

Añadió que “lo que nosotros dijimos, y se implementó durante muchos años, es que cualquier comisionado podía llamar a un director de departamento o al administrador a informar sobre una irregularidad. Eso lo hacían los asistentes de manera constante. El alcalde Tomás Regalado, por comunicación electrónica, nos mandaba un correo y él se dirigía al director del departamento con copia al administrador y decía: recibimos una queja de equis situación”.

Alfonso recordó que la oficina del entonces comisionado Suárez se comunicaba de manera directa con todos los directores y les transmitía quejas de los vecinos.

También puntualizó que cuando Regalado llegó a la alcaldía, en 2009, había un déficit presupuestal de más de 110 millones de dólares. “Cuando salimos, habíamos recortado los impuestos durante siete años consecutivos, la calificación de riesgo de los bonos municipales pasó de BBB a AA, las reservas quedaron en 160 millones. La Ciudad de Miami, desde el punto de vista administrativo, funcionó muy bien, trajimos profesionales, muchos de ellos todavía trabajan para el municipio”, indicó.

Aparecen en esta nota:

 

Deja tu comentario