MIAMI.- Un maestro de matemáticas del instituto Miramar High School, ubicado al noroeste de Miami, fue suspendido de clases por un día, luego de que una estudiante le acusara de haberle dado un abrazo “frontal” inapropiado.

Karleef Jamel Kebreau, de 42 años, también fue acusado de hacer comentarios indebidos a una estudiante, como si quería que él fuera su novio, mientras otra aseguró que el maestro le llamó “mi princesa africana" y "mi reina haitiana".

Te puede interesar

El hombre niega las acusaciones y planea apelar la suspensión ante un juez estatal, si la Junta Escolar ratifica la condena de un día de suspensión.

"No lucho por eliminar el castigo, sino por el hecho de que, si se acepta, entra en mi archivo", declaró el profesor durante una conferencia de prensa, según recogen varios medios de comunicación.

“No soy culpable ", alegó el maestro.

La medida disciplinaria de un día de suspensión fue recomendada por un comité de administradores que revisó el caso y "se alinea con el de otros casos con circunstancias similares", señaló la portavoz del distrito escolar Cathleen Brennan.

No obstante, el superintendente de las escuelas públicas en Broward, Robert Runcie, sugiere un castigo mayor que parece tener apoyo de algunos de los miembros de la Junta Escolar.

“Cero tolerancia para el acoso sexual”, reclamó la miembro de la junta Laurie Rich Levinson, al sugerir que Kebreau debe ser expulsado.

“Nuestra tarea es proteger a los estudiantes, y si varias alumnas lo acusan debemos asumir esto seriamente”, señaló.

De hecho, Runcie anunció que el caso sería revisado.

Quejas

La primera queja fue registrada cuando el novio de una estudiante de 12º grado alegó que vio cómo el maestro la abrazó y le tocada el cabello en la parte posterior de la cabeza.

Más tarde, la estudiante declaró que el profesor le daba regularmente abrazos que duraban unos 30 segundos y que le frotaba los hombros.

El informe no especifica si los abrazos fueron captados por una cámara, ni si las declaraciones de las alumnas y el denunciante son concluyentes.

"Los estudiantes me dan abrazos, hombres y mujeres, en su camino hacia el aula, pero no de manera inapropiada", declaró el maestro.

"Estoy de pie allí y, de repente, un estudiante quiere abrazarme. He visto al personal administrativo dar abrazos y no están siendo cuestionados”, recalcó.

Según un informe de la autoridad escolar, Kebreau ha ejercido el magisterio en Broward por 15 años y nunca ha sido suspendido pero sí amonestado por medio de una carta por "conducta inapropiada" no especificada y por supuestamente hacer comentarios inapropiados a los estudiantes.

Aparecen en esta nota:

 

Deja tu comentario

Se está leyendo

Lo último

Encuesta

En este regreso a clases en el sur de Florida, ¿cree que las autoridades han tomado las medidas necesarias para garantizar la seguridad en las escuelas?

No
No sé
ver resultados

Las Más Leídas