domingo 25  de  febrero 2024
ELECCIONES

PP gana comicios generales pero debe pactar con aliados para gobernar

En España la participación en las elecciones generales la situaba en el 53,07%, lo que supone 3.7 puntos menos que en las de 2019

MADRID.- El Partido Popular de España ganó el domingo las elecciones generales, pero no logró el margen necesario para apartar al gobierno de coalición encabezado por el socialista Pedro Sánchez, lo que abre un periodo de incertidumbre y negociaciones que podría arrojar varios escenarios.

Con más del 99% de las boletas contabilizadas, los dos principales partidos afianzaban su posición dominante en el parlamento, aunque no alcanzaban los 176 escaños que otorgan la mayoría. A la vez, presentaban sus credenciales para liderar el nuevo gobierno, al que deberán llegar por medio de coaliciones.

El Partido Popular de Alberto Núñez Feijóo obtenía 136 escaños, un notable incremento con respecto al discreto resultado de hace cuatro años, cuando sacó 89, mientras que el Partido Socialista sumaba 122 representantes, dos más que en 2019.

La formación de derecha Vox repetía como la tercera fuerza más votada con 33 escaños, un notable descenso con respecto a los 52 de la última legislatura, y el nuevo movimiento de izquierdas Sumar, que aglutina a 15 formaciones más pequeñas, acumulaba 31 diputados.

En este escenario, Sánchez tendría más aliados a los que recurrir para forjar una coalición de amplio espectro, en la que entrarían en juego partidos nacionalistas e independentistas vascos y catalanes. El bloque que respaldaría a la izquierda sumaría 172 escaños, frente a los 170 con los que contaría la derecha.

La fragmentación del voto podría dar al partido independentista catalán Junts la llave de un posible gobierno de Sánchez.

“No haremos presidente a Pedro Sánchez a cambio de nada”, dijo Miriam Nogueras, líder de la formación, en la noche electoral. Junts es la formación de Carles Puigdemont, el expresidente regional catalán y legislador europeo que está considerado un prófugo en España tras el fallido intento secesionista de 2017.

Si las negociaciones fracasan, el bloqueo político podría derivar en la convocatoria de nuevas elecciones a final de año.

“España ha sido bien clara. España y todos sus ciudadanos que han votado han sido meridiana y rotundamente claros. El bloque evolucionista de retroceso, que planteaba una derogación total de todos los avances que hemos logrado durante estos últimos cuatro años, ha fracasado”, dijo un pletórico Sánchez ante los militantes socialistas que esperaban en el exterior de la sede del partido en Madrid.

Sánchez, con un historial de victorias electorales contra pronóstico a sus espaldas, podría sumar una más a su cuenta. Tras la contundente derrota de los socialistas en los comicios municipales y regionales de mayo, Sánchez adelantó las elecciones previstas para diciembre en una decisión que sorprendió a sus rivales políticos.

Si la coalición conservadora prospera, abriría la puerta del gobierno a la ultraderecha por primera vez desde el final de la dictadura de Francisco Franco en 1975.

Esta opción supondría el giro a la derecha de otro socio de la Unión Europea, tras los vistos recientemente en Suecia, Finlandia e Italia. Países como Alemania y Francia están preocupados por lo que podría suponer ese giro en la política migratoria y ambiental de la UE. Los dos principales partidos de izquierda de España son partidarios de la cooperación europea, y lo mismo ocurre con el PP, mientras que Vox está en contra.

España acababa de iniciar su turno en la presidencia rotatoria de la UE. Sánchez esperaba utilizar ese semestre para mostrar los avances de su gobierno, pero una derrota en las urnas podría ceder las riendas del mandato al PP.

Sánchez, que fue el primero en votar el domingo, declaró que la amplia cobertura mediática internacional de los comicios “significa que lo que vaya a suceder hoy aquí va a ser muy importante, no solamente para nosotros únicamente, sino también para Europa. Y creo que eso tiene también que hacernos reflexionar”.

El gobierno de Sánchez ha dirigido a España durante la pandemia del COVID-19 y ha gestionado una desaceleración económica impulsada por la inflación y agravada por la invasión rusa de Ucrania.

Baja participación

La participación en las elecciones generales a las 18.00 horas se sitúa en el 53,07%, lo que supone 3,7 puntos menos que en las de 2019, cuando fue del 56,85% a esa misma hora.

Este dato está contabilizado con el 96,59% de las mesas analizadas, según los datos ofrecidos en la página web del Ministerio del Interior https://resultados.generales23j.es, y no incluye el voto por correo, sistema que han utilizado 2,47 millones de personas.

Las comunidades autónomas donde se registra una participación más alta hasta las 18.00 horas son Cantabria (60,38%), Comunidad Valenciana (57,90%) y La Rioja (56,65%).

La mayor caída de la participación se registra en Cataluña (-11,22 puntos) hasta 48,66%, Comunidad de Madrid (-7,84 puntos) hasta 53,65% y Aragón (-5,43 puntos) hasta 52,34%.

FUENTE: Con informacion de AP/AFP/EUROPA PRESS

¡Recibe las últimas noticias en tus propias manos!

Descarga LA APP

Deja tu comentario

Te puede interesar